Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Bardenas

Bardenas denuncia la muerte de un águila real electrocutada en un tendido

El suceso tuvo lugar en una torre eléctrica ubicada en la comarca de Cinco Villas (Zaragoza)

Foto del águila real 'Ause', muerta tras ser electrocutada en un tendido eléctrico.
Imagen del águila real 'Ause', muerta tras ser electrocutada en un tendido eléctrico.
CEDIDA
Actualizada 07/01/2021 a las 06:00

La Comunidad de Bardenas ha denunciado la muerte de un águila real electrocutada tras posarse en un tendido eléctrico en la comarca zaragozana de Cinco Villas. Se trata de una hembra, de nombre Ause, a la que Bardenas llevaba dos semanas realizando un seguimiento tras haber sido anillada y radioequipada el pasado 1 de diciembre y a la que la entidad califica como un “ejemplar único”, con más de 2 metros de envergadura y 5 kilos de peso.

Gracias al control que Bardenas estaba realizando, la entidad pudo saber que el pasado 15 de diciembre Ause durmió en un árbol cerca del tendido que ENEL-Endesa explota para abastecer al santuario de Sancho Abarca, en Zaragoza. Según relata la Comunidad de Bardenas, “a la mañana siguiente Ause se posó en el tendido, uno más de los innumerables deficientemente conservados que existen en Cinco Villas, y allí encontró la muerte”. “Cuando unas horas más tarde, y gracias al sistema de radioseguimiento, pudimos localizarla al detectar que no se movía, Ause yacía muerta junto a la torre número 43. Todavía tenía rigor mortis, su cadáver apestaba a quemado, y presentaba varias plumas del ala chamuscadas que mostraban quién había sido el culpable”, explica Bardenas, que denuncia que la de Ause es la tercer muerte de este tipo de aves rapaces bardeneras en el espacio de un año.

En concreto, y según indica el presidente de Bardenas Reales, José María Agramonte, la electrocución del águila se pudo deber a la falta de aislamiento en algunos de los cables del tendido, “algo que en aves pequeñas no supone un peligro, pero sí en ejemplares tan grandes como era el caso de Ause”.

POR UNA SOLUCIÓN URGENTE

Según explica Agramonte, desde Bardenas ya se ha pasado comunicación de lo sucedido al Gobierno de Aragón. Y es que el objetivo de la Comunidad “es que la empresa propietaria arregle el tendido lo antes posible y que extienda esta corrección a otras muchas instalaciones similares que amenazan a la fauna de Bardenas Reales”. “Esperamos que la muerte de Ause sirva, al menos, para eso. No es mucho. En verdad, es muy poco, pero, seguramente, es más que las muertes de otras innumerables águilas que han muerto antes que ella y de las que nadie supo nada”, apunta Bardenas, que insiste en que esta muerte “no es una más de las electrocuciones que sufren nuestras rapaces sin que a nadie, ni a las empresas propietarias de los tendidos ni a la Administración parezca importarles”.

Un ejemplar conocido desde hace dos años

 


Pese a que el control por anillado y radioseguimiento del águila real Ause había comenzado el pasado 1 de diciembre, los técnicos de la Comunidad de Bardenas la conocían desde hace dos años, pues regularmente llegaba con su pareja a alimentarse al muladar bardenero de Mainate.

Se trataba de un ejemplar “excepcional, con un precioso tono dorado en su cabellera y dorso ajedrezado de mil colores que iban desde el dorado al chocolate, pasando por toda una gama de ocres y marrones”. Tras alcanzar su edad adulta, Ause llevaba años reproduciéndose en la zona de La Negra de Bardenas. “El pasado 2020 había criado en un pino carrasco y logró sacar adelante un pollo, una hembra grande y hermosa como ella y que, desde hace unas semanas, iba con sus padres a comer al muladar”, explica Bardenas.

“Tras casi dos años de esfuerzo y seguimiento, el pasado 1 de diciembre la conseguimos coger, con el mayor de los cuidados, la habíamos anillado y radioequipado con un emisor GPS/solar que nos iba a servir para conocer mejor su territorio, las zonas donde se alimentaba, los cortados donde se refugiaba, el nido donde criaba, los riesgos que padecía... Y todo ello para protegerla y mejorar la gestión de una de las especies amenazadas más emblemáticas de las Bardenas”, indica la Comunidad.

Etiquetas

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE