Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE
Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Estella

El proyecto del frontón se presenta ante opiniones vecinales dispares

La sala de la casa de cultura llenó su aforo en la asamblea convocada por el Ayuntamiento para explicar la propuesta

El público que acudió a la asamblea en la casa de cultura Fray Diego de Estella
El público que acudió a la asamblea en la casa de cultura Fray Diego de EstellaMONTXO A.G.
Publicado el 04/11/2021 a las 06:00
El proyecto de reconversión que el equipo de gobierno de Estella plantea para el frontón Lizarra se presentó este miércoles en una asamblea que generó entre los vecinos presentes opiniones dispares. Desde aquellos no convencidos porque ven en la transformación de este espacio más problemas que ventajas para su barrio hasta quienes lo aplaudieron animando a seguir adelante con ello. Sus puntos de vista siguieron, en una sala de la casa de cultura con aforo lleno, a las explicaciones apoyadas por recreaciones que mostraron la imagen de esa futura plaza-frontón. El resultado del derribo de la fachada frontal para abrir la infraestructura al exterior.
Unas 40 personas escucharon al alcalde, Koldo Leoz, y al concejal de Relaciones Ciudadanas, Unai Errazquin. Entre ellas, concejales de la oposición de Navarra Suma y PSN estuvieron también presentes en una convocatoria que se prolongó durante dos horas. Leoz comenzó explicando que no se trata solo de “una infraestructura concreta y en exclusiva”, puesto que de lo que se está hablando es de “urbanismo y de un proyecto de ciudad”. De cómo -siguió- se quiere organizar Estella porque “si algo ha enseñado la pandemia es a repensar los espacios y priorizar el ámbito social”.
EN IMÁGENES
Ese recorrido en imágenes en el que se apoyó la exposición mostró las gradas hacia el interior y el exterior, una plaza con bancos semicirculares, arbolado, nueva iluminación y una fuente, zona de juegos cubierta, terraza en una reabierta cafetería de la casa de juventud e incorpora cerramientos por si fuera necesarios recurrir a ellos. Leoz defendió actuar en un espacio hoy “infrautilizado” en el que ya en 2014 estuvo sobre la mesa un planteamiento en esta línea.
Fue el vecino Luis Urra quien abrió el turno de intervenciones. Entre otras cuestiones, aludió al cerramiento. “Habrá muchas veces en que el rebote hará salir fuera la pelota y lo hará a una velocidad tremenda. Sería mejor una malla o cerramiento permanente para evitar situaciones de peligro en la zona de juego”, señaló. Haritz Crespo, del club de pelota Izar Jai y también vecino, intervino a continuación. Lo hizo preocupado porque, si queda abierto, generaría más frío, humedades y suciedad. Ya de por sí -añadió- los “contenedores aparecen a veces que dan vergüenza” tras algunas noches, en las que tampoco se puede pegar ojo porque va gente a la parte de atrás. “Si se hace eso, el ocio nocturno que no queremos tener en Estella se va a ir allí. Se le debe dar una vuelta y hacer más caso a los que vivimos en la zona”.
En el sentido contrario se posicionaba otro vecino, Carlos Azcona. “Me asustan los cerramientos. De entrada, no me gusta la idea de pensar en cerramientos y en redes. Os felicito porque creo que nuestro barrio y la ciudad van a ganar muchísimo. El viento y el sol se llevarán las humedades una vez abierto”.

Del uso de las familias a los aparcamientos y otros temas de debate

Otro de los presentes discrepó ante lo que consideró “una visión idílica” de una realidad que tiene dos caras. “Las consecuencias hay que medirlas. Hay gente que tiene una preocupación real que no veis o no queréis ver. ¿Sois realmente conscientes de la insalubridad que va a suponer y de que una vez se haga esto se genera un efecto dominó”, continuó. Y pidió que se contara con quienes viven en ese entorno, así como con la proximidad de zonas de bares como la Navarrería. Siguieron otras intervenciones, como la de una vecina que consideró la actuación una manera de acabar con espacios oscuros, “una buena idea que deja una zona mucho más abierta”. Hubo quien expresó sus dudas de que se consiga un lugar realmente utilizado. “El proyecto en si es bonito, pero en el barrio vivimos personas que trabajamos y todos estamos hechos luego a bajar al centro. Ojalá me equivoque, pero no creo que vaya a tener el éxito que pensáis”, apuntó una vecina. Frontones abiertos como el que se defiende en este caso son -indicó otro de los asistentes- habituales en muchas localidades, por lo que sí auguró un gran uso también por familias con niños.
Surgieron en ese debate otros temas, como la futura distribución de los aparcamientos. Aunque las recreaciones mostradas contemplan pivotes alrededor de la futura plaza, Leoz aclaró que ese aspecto no se ha concretado y la decisión sobre cuántas plazas se mantienen en ese mismo entorno se tomará más adelante. José Miguel Larrión, un veterano residente con más de cuatro décadas como vecino del barrio, considera que, aunque desaparecieran para dejar una plaza más amplia, no supondría un problema. “Yo llevo 42 años viviendo en Lizarra y siempre he tenido sitio para aparcar”.
También entre las opiniones, dudas sobre sí realmente se logrará atraer a familias con niños que habitualmente optan por otras plazas más céntricas de la ciudad. “Lo que estamos planteando es un cambio total de la zona. Hoy no suben familias, pero ¿cómo van a hacerlo si está lleno de coches”, subrayó el alcalde.

CLAVES

​1 El proyecto y su inversión. La reconversión del frontón Lizarra es uno de los principales proyectos que el equipo de gobierno de Estella incluyó en el remanente de tesorería de 2021. Destina a ello un presupuesto de 450.000 €.



2 La instalación.Se inauguró de manera oficial el 2 de octubre de 1966, por lo que acaba de alcanzar sus 55 años de presencia en el barrio de Lizarra. Tiene una superficie de 1.576 m2.



3 Las ideas en torno a ella. A lo largo de la última década, desde los distintos grupos municipales tanto en el gobierno local como en la oposición, se ha planteado su derribo pero dejando el frontis, su conservación con mejoras o mantenerlo pero suprimiendo el aparcamiento de vehículos de la parte delantera adecentándolo para dar al barrio un nuevo espacio de uso público.

volver arriba

Activar Notificaciones