Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Pamplona en blanco y negro

1987: Cuando se podía arropar al Ángel de Aralar

La efigie de San Miguel de Aralar llegará el lunes, segundo de Pascua, a Pamplona, pero será una visita más recogida, con distancias y sin adoración

El Ángel de la Meca saluda al de Aralar, portado por Miguel Azpíroz, el 26 de abril de 1987.
El Ángel de la Meca saluda al de Aralar, portado por Miguel Azpíroz, el 26 de abril de 1987.
ARCHIVO / JORGE NAGORE
Actualizada 07/04/2021 a las 06:00

El Ángel de Aralar no pudo llegar el año pasado a Pamplona, como es tradicional en el segundo lunes de Pascua. La pandemia borró de la agenda desplazamientos de manera despiadada, también el de la efigie. Este año, a no ser que la situación epidemiológica empeore mucho estos días, sí podrá venir a la capital, pero la visita será más recogida, sin aglomeraciones, con distancias y sin poder adorar con un beso la cruz y la reliquia de San Miguel.

En este contexto se antojan lejanas las imágenes, por otro lado no tan añejas, de una multitud arropando la entrada del Ángel de Aralar en Pamplona. La hemeroteca da buena cuenta de que la tradición de recibirle, a la altura de la Taconera, se ha mantenido. También la acogida en la iglesia de San Nicolás y durante su recorrido por otras parroquias, colegios e instituciones a lo largo de una semana.

Un ejemplo entre tantos es la imagen que ilustra esta página. Está tomada el 26 de abril de 1987, hace 34 años. La fotografía refleja diáfana la estética que envuelve la llegada del Ángel con pamploneses fieles a la cita, el Ángel de la Meca que nunca se olvida del reencuentro, los txistularis que a buen seguro pondrían la música y algunas autoridades municipales. Y Miguel Azpíroz, portador durante décadas, párroco de Baraibar, con la efigie y su vestido bordado con el escudo de Navarra.

Decía la crónica del día siguiente que la imagen pesaba catorce kilos y que por allí estuvieron, entre otros, Julio Oteiza, Javier Zoco, Miguel González Fontana y María Teresa Gracia.

De camino a la iglesia de San Nicolás, desde la Taconera, se produjo incluso algún atasco en la circulación debido a la cantidad de personas que se acercaron a recibir al Ángel esa tarde. En la parroquia, sonó la música del organista Gregorio Erdozáin, con la letra del canto a San Miguel que interpretaban los fieles. Durante los días siguientes las visitas fueron las habituales, a excepción del Parlamento, que estaba disuelto.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE