Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Escape Room

Escolares navarros con zapatos de discapacidad

Alumnos de 1º de ESO (12 años) del colegio Luis Amigó (Mutilva) participan en un proyecto de la Asociación de Esclerosis Múltiple para empatizar con las personas que tienen esta enfermedad y otras discapacidades (motriz, auditiva, visual...)

Ampliar Alumnos de 1º de ESO (12 años) del colegio Luis Amigó posan con profesores y miembros de la Asociación de Esclerosis Múltiple
Alumnos de 1º de ESO (12 años) del colegio Luis Amigó posan con profesores y miembros de la Asociación de Esclerosis MúltipleJ. A. Goñi
  • Sonsoles Echavarren
Publicado el 07/01/2023 a las 06:00
César Lafraya Falguera tiene 12 años y un amigo muy cercano, “casi un primo”, con epilepsia. “Jugamos juntos desde bebés. Hay cosas que no puede hacer pero otras, sí”, cuenta este alumno de 1º de ESO del colegio Luis Amigó de Mutilva. Y lo relata en el foro más indicado: en una actividad en la que miembros de la Asociación de Esclerosis Múltiple de Navarra (EM) tratan de concienciar a los escolares de esta edad sobre qué supone convivir con una discapacidad (una enfermedad neurodegenerativa como la esclerosis o cualquier otro tipo de patología). “También tengo una vecina a la que le cuesta hablar y andar. Es muy amiga de mi madre y una persona igual que el resto”, continúa este adolescente su argumentación. Su curso y su centro han sido uno de los primeros en participar en el proyecto Rehab Room School (algo así, como una sala de rehabilitación en la escuela), impulsado por dicha asociación. Los escolares participaron en varias pruebas (para constatar cómo viven las personas con discapacidad auditiva, visual, táctil...) y escucharon el testimonio de Luis Miguel Saragüeta, pamplonés de 54 años y diagnosticado de esclerosis hace 16. “Queremos que los alumnos cambien su visión sobre la realidad y sean conscientes de que hay personas con los sentidos alterados”, explica la responsables de comunicación y recaudación de fondos de EM, Lorena Burriel.
En la misma línea se expresa la responsable del proyecto, Ainhoa Urrutia Ibáñez, que preparó diferentes actividades para que los escolares se percataran de las dificultades a las que se enfrentan “personas con diferentes capacidades” en el día a día (meter las manos en una bolsa con guantes para no tener tacto, leer el alfabeto ‘Braille’, escuchar una canción con ruido de fondo, caminar sobre bloques de madera...) “Me ha gustado mucho porque me ha ayudado a sensibilizarme más. No hay personas con discapacidad sino con diferentes capacidades”, asegura Sonia Dimuleasa, de 12 años. Y mientras habla, asiente su compañero César Lafraya. “A mí me ha enseñado mucha humanidad y valores”.
Escolares, descifrando el código del alfabeto ‘Braille’
Escolares, descifrando el código del alfabeto ‘Braille’J. A. Goñi
DEPORTE INCLUSIVO
Esta actividad se ha llevado a cabo en las clases de Educación Física del centro, con un trabajo previo y otro, posterior. “Les facilitamos material para que trabajen en clase antes de que vengamos y después, les invitamos a visitar la asociación”, coinciden Lorena Burriel y Ainhoa Urrutia. Una visión que corrobora el profesor de Educación Física del centro Miguel Ángel Elizari. En la asignatura, añade, trabajan hace algún tiempo el “deporte inclusivo en la escuela” (DIE). “Un deporte inclusivo para todos. Estamos especialmente sensibilizado con este asunto y también hemos trabajado conjuntamente con el colegio de educación especial El Molino”. Los docentes se han dado cuenta de que los grupos de escolares de 1º de ESO (12-13 años) encajan “muy bien” en profundizar en esta realidad sobre “cómo viven las personas con discapacidad”.
Como Luis Miguel Saragüeta Goñi, que contó a estos alumnos, su experiencia. Y comenzó su relato en primera persona. “Me diagnosticaron la esclerosis hace 16 años, cuando tenía 36. Un día comencé a arrastrar la pierna derecha, me ingresaron en urgencias y estuvieron haciéndome pruebas durante seis días”. ¿El diagnóstico? “A mí me tranquilizó porque ya sabía lo que me ocurría. La ciencia avanza mucho y siempre tengo esperanza”.
Desde entonces, este ingeniero técnico industrial, que ha trabajado en un almacén eléctrico, ha sufrido varios brotes y tres accidentes laborales. Pero ha estado trabajando hasta hace un año. “El 23 de diciembre del año pasado me dieron la incapacidad porque ya tenía miedo de que me pasara algo grave si me caía”. Camina apoyado en bastones (similares a los de treking pero plegables), porque tiene muchos problemas de movilidad en la pierna derecha. “No puedo moverla y voy tirando, si hace falta, con las orejas- bromea-. El problema es que me voy lesionando el resto del cuerpo. Para solucionar esos problemas acudo al fisioterapeuta de la asociación”. Y a pesar de sus limitaciones, se mantiene activo (“aunque a veces me puede la fatiga”) y continúa viajando (ha estado en Noruega) y leyendo, que es lo que más le gusta. “Está bien que se organicen estas actividades para que la gente vea que tener esclerosis no es estar solo en una silla de ruedas”. Basta caminar con otros zapatos de discapacidad.

Un ‘scape room’ que presenta dificultades para ver y oír

Con el nombre de Rehab Room School (sala de rehabilitación en la escuela), la asociación de Esclerosis múltiple de Navarra ha puesto en marcha una iniciativa lúdica para que los escolares tomen conciencia sobre qué supone la discapacidad. Como si se tratase de un scape room (ese juego en el que hay que salir de un recinto superando unas pruebas), esta entidad ha empezado a desarrollar el proyecto este trimestre en los siguientes colegios: Calasanz (Escolapios), Luis Amigó (Mutilva), Ezkaba (Ansoáin), Eunate (instituto en euskera en la Txantrea) y colegio público de Lekunberri, entre escolares de 6º de Primaria y 2º de ESO (12-14 años). ¿El objetivo? Sensibilizar sobre las enfermedades neurodegenerativas (esclerosis y otras similares).
volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Gracias por elegir Diario de Navarra

Parece que en el navegador.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, para poder seguir disfrutando del mejor contenido y asegurar que la página funciona correctamente.

Si quieres ver reducido el impacto de la publicidad puedes suscribirte a la edición digital con acceso a todas las ventajas exclusivas de los suscriptores.

Suscríbete ahora