x
Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
Carnaval

El carnaval se resiste a abandonar las calles de las localidades navarras

El tiempo de carnaval está experimentando sus últimos coletazos en la geografía navarra y más de una treintena de localidades disfrutarán este fin de semana de una multitud de actos para despedirlo

Un desfile de Carnaval en Navarra.

Un desfile de Carnaval en Navarra.

Actualizada 01/03/2019 a las 13:51
  • Silvia Ayerra
A+ A-

Desde principios de año, legiones de personajes de lo más variopinto están saltando a las calles de las distintas localidades navarras con un único propósito: celebrar el carnaval. Lo hacen solos o en cuadrillas numerosas y debidamente ornamentadas. Fieles a una temática concreta o persiguiendo el estilo libre. Es la época del “todo vale” y de desterrar aquello de “menos es más”.

Y ningún rincón de la geografía navarra escapa a esta fiebre que se prolongará hasta el próximo 9 de marzo. Si a mediados de enero nos hacíamos eco de que municipios como Zubieta, Ituren, Leitza o Uitzi se enfundaban en sus trajes y eran los encargados de inaugurar este tiempo de fantasía, ahora es el turno para Tafalla, Viana, Tudela, Cintruénigo, Estella, Olite, Alsasua, Isaba, Doneztebe-Santesteban, Lesaka, Aoiz, Elizondo, Bera o Pamplona, entre otras muchas.

Almuerzos y comidas populares, desfiles, pregones, máscaras, carrozas, rondas amenizadas con música y algunos actos recurrentes que se repiten en cada edición pero que, lejos de resultar tediosos, aluden a esa parte de la historia que resucita en cada carnaval y que revela nuestros orígenes y tradiciones más arraigadas. En estas dos páginas van a encontrar algunos de esos lugares en los que la cita carnavalesca se vive desde cada uno de sus rincones y con una programación extensa y rica. De día, tarde y noche.

Ya lo decía Celia Cruz y su “Ay, no hay que llorar, que la vida es un carnaval, que es más bello vivir cantando, oh oh oh ay...”. Aprovechen para comprobar que sí, que en carnaval las penas se van cantando.

Olite: Varias alternativas, mismo disfrute


Representar la esencia de los carnavales rurales. La transgresión preservada por el anonimato. Mantener las vestimentas y las costumbres de antaño para, al final, cada personaje que haya participado en el desfile descubrirse en público. Estos son solo algunos de los rasgos que caracterizan al carnaval de Olite y que le infieren su propio carácter, tal y como traslada Maite Garbayo, concejal de Cultura y Educación de Olite. Además, se pretende adaptar a todo tipo de públicos. Por un lado, este viernes la corporación asistirá a la celebración del carnaval rural del colegio con los más pequeños - a modo de agradecimiento del centro por el trabajo desarrollado desde el Ayuntamiento- a través de un acto a las 12 horas. Después tendrá lugar el desfile que desde el colegio hacen por las calles de la localidad. Como pieza central este sábado, a partir de las 10.30 horas con las dianas de txistus, dará comienzo el propio carnaval rural en el que se citarán la comparsa de gigantes y gaiteros de Olite en la ronda de poteo, la comida popular a partir de las 14 horas en la carpa municipal -previa inscripción y pago de 15 euros- y la propia ronda carnavalesca a las 18 horas con la lectura del pregón desde el balcón del Ayuntamiento. “A este desfile se puede unir cualquier persona interesada en participar. Solo hace falta guardar las costumbres y disfrazarse con un personaje del mismo. Hay un baile coreografiado que es el de las mascaritas, pero el resto son de actuaciones libres, cada uno puede hacer lo que quiera durante el desfile. No es una participación que esté limitada a la población de Olite”, puntualiza Garbayo. Recurrir a elementos que uno tenga por casa para elaborar un disfraz casero y sencillo, sin límite de edad, y recordando que, en Olite, “la máscara que vas a llevar, al final la tienes que levantar. Y si has hecho algún chandrío, ójala no acabes en el río”.

Estella y su estilo variopinto


El pasado sábado la ciudad del Ega ya festejó su tradicional carnaval rural con cuestación, pasacalles, aperitivo, comida popular y desfiles. Pero para este fin de semana recuperan sus disfraces para disfrutar del carnaval variopinto entre concentraciones con música este sábado a partir de las 17 horas, concurso de disfraces a las 18 horas y posterior chocolatada infantil. La jornada la clausura el toro de fuego de las 20 horas para deleite de los presentes que se aprovecharán de las cenas en cuadrillas y del horario especial de la hostelería para la parte nocturna. “Lo interesante de los carnavales de Estella-Lizarra es que están dirigidos a un público muy amplio, tanto a cuadrillas como a familias. El concurso hace que quienes participan sean realmente originales a la hora de escoger sus disfraces y es habitual que creen sus propias carrozas”, indica Andrea Rodríguez Tarazona desde el Ayuntamiento.

Cintruénigo y su tradición zarramuskera


Más de 400 personas se han inscrito a la comida popular zarramuskera de los carnavales de Cintruénigo, que se postulaba como la gran novedad de esta edición. “Se trata de una comida intergeneracional, con zarramuskeros que disfrutarán de animación musical, y también se ha pensado en los más pequeños con talleres para ellos. Después de comer, saldrán en comitiva con una charanga y recorrerán las calles de Cintruénigo. Habrá chocolatada para los más pequeños y la Asociación Juvenil de Cintruénigo saldrá con una carroza para animar a los más jóvenes”, apunta Lorenzo García, Técnico de Cultura y Deporte en dicho Ayuntamiento.

A esta programación festiva le seguirá el domingo el gran desfile de carnaval a partir de las 11.30 de la mañana que siempre consigue congregar a multitud de participantes. Este desfile dará paso de nuevo a los zarramuskeros y a los quintos del año 2001, encargados de capitanear el entierro de la sardina, para concluir con la entrega de los premios del desfile de carnaval. ¿Por qué elegirlos? “Porque la tradición zarramuskera, un carnaval popular con sus personajes típicos y sus teatrillos carnavalescos, es algo único de esta localidad”.

Pamplona: Una cita con mensaje reivindicativo


Hay que reconocer que Pamplona vive su desfile de disfraces en su mayor esplendor en Nochevieja. Pocos son los que se escapan de esta tradición que se ha instaurado en la capital navarra y que le aporta ese toque de originalidad al arranque del nuevo año. Pero esto no implica que llegue este fin de semana y, desde la Comisión de Fiestas del Casco Viejo y en colaboración con comerciantes y hosteleros del barrio, se prepare una celebración de carnaval con todas las letras. El lema elegido este año por dicha comisión, Casco Viejo/Alde Zaharra ciudad de vacaciones, alude a modo de denuncia a la problemática asociada al turismo en el centro de la ciudad y a los impactos sobre la vida de sus vecinos. La programación se abre hoy mismo con el pregón de María Trapo en la plaza de Navarrería y con el pasacalles que recorrerá la parte antigua desde la calle del Carmen -contará con el acompañamiento de Elektrorotxatunga-. El domingo por la mañana se llevará a cabo una representación teatralizada, Iruinkokoa, que se perfila como el elemento novedoso del cartel de este año. El broche final lo protagonizarán el lunes Zitala y su vuelta a casa junto con los más pequeños, que podrán participar en una merendola gracias a lo recaudado con la puskabiltza del sábado.

Bera: Escenario de nodrizas y pastores

Han transcurrido 90 años desde que se realizara por primera vez en Bera su tradicional desfile conocido como Inudeak eta artzaiak (nodrizas y pastores). Organizado por la sociedad Gure Txokoa, se trata de uno de los actos más conocidos y reconocidos de su carnaval en el que los hombres se visten de niñeras y las mujeres de pastores, representando una alteración de los roles antiguos, para danzar en fila posteriormente al ritmo de la música. Un detalle curioso, que podrá apreciarse el domingo, es que durante dicha representación los bebés de estas nodrizas - en este caso no son bebés reales sino muñecos- son lanzados al aire para recuperarlos al vuelo. Como apunta Raúl Iglesias, gestor cultural en la Casa de Cultura de la localidad, “también comenzó en Donostia y se difundió por otras localidades. En el caso de Bera, lo diferente es el cambio de roles, chica de chico y al revés”. Al igual que en la mayoría de los lugares citados, el ambiente se construye a base de las cuadrillas y de la originalidad de sus carrozas y disfraces. El día grande del carnaval de Bera llegará el lunes tras la colecta de Zingar-arraultze que se lleva a cabo por los caseríos y los barrios.

Lesaka: Folclore y singularidad


Carnaval y Lesaka son sinónimo de Mairuak y Goitarrak. ¿De qué se trata? De mujeres portadoras de cintas de colores las primeras, y hombres y mujeres vestidos de blanco con cascabeles y txapela roja los segundos, que tocan las castañuelas mientras amenizan a su paso las calles de la localidad. Es el domingo, antes de caer la noche, cuando “la comitiva de hombres con la cara cubierta y vestidos con sacos de paja recorre las calles persiguiendo a la gente con vejigas infladas”. El martes se dará por finalizada esta época de magia e ingenio tras el desfile de carrozas y la cuestación.
 

Otras opciones de Carnaval


Elizondo: Tras el ‘Jueves Gordo’ en el que los niños se han dedicado a intentar capturar un gallo con los ojos tapados, se celebrará hoy el desfile donde los más pequeños serán de nuevo los protagonistas para mañana dar paso al desfile de los mayores.

Tudela: En la capital ribera se festeja hoy el viernes de carnaval con el día del Zipotero, un personaje con máscara y cabeza cubierta que se dedica a lanzar caramelos. A partir de las 20:30 horas se desplegará el desfile de estos personajes por sus calles.

Tafalla: El plato principal tiene lugar el domingo por la mañana, con el gran desfile de carrozas en el que participan grupos de todas las edades. Previamente, mañana por la tarde, se lleva a cabo el desfile infantil. Y como colofón, la quema del ‘Lagunero’, un monigote que se quema como símbolo de todo lo negativo.

Isaba: La jornada carnavalesca arranca mañana en la plaza de la localidad, con un almuerzo popular a base de migas que suele tener muy buena acogida. Ya por la tarde y tras un pasacalles con personajes que usan sacos y llevan la cara manchada con hollín y grasa, se realiza el desfile principal que concluye con la quema de ‘Amanditxarko’.

Irurtzun: Tras celebrar en la escuela una fiesta de disfraces, con su desfile y su almuerzo posterior, se quemará hoy a ‘Marigorri’. La comida popular de este sábado junto con Zanpantzar anunciarán un taller de maquillaje carnavalesco para niños por la tarde y una recogida de txistorra en compañía de música de la localidad.

Aoiz: La cosa va de música y ocio con el pasacalles de mañana por la mañana y la “puskabiltza”, a las que se añadirán la cuestación por las casas y recogida de huevos y chistorra. El acto principal llegará por la tarde con el desfile de cascabobos (chicos) y mascaritas (chicas), ambos con el rostro oculto y con unos atuendos de lo más divertidos. Durante todo el desfile, estos personajes de cascabobos y mascaritas recorren la calle portando antorchas para lograr purificarla.

Selección DN+

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo para suscriptores DN+
Navega sin publicidad por www.diariodenavarra.es
Suscríbete a DN+
Solo 0,27€ al día (Suscripción Anual)
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que necesitas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra