Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Esquí

Un roncalés, en los Juegos Olímpicos de Invierno

El hispano-brasileño Manex Salsamendi Silva, convocado para acudir a Pekín

Ampliar Manex Salsamendi Silva, esquiador hispano-brasileño que vive desde los 8 años en Navarra -, en una carrera con la selección brasileña
Manex Salsamendi Silva, esquiador hispano-brasileño que vive desde los 8 años en Navarra -, en una carrera con la selección brasileñaCedida
Publicado el 18/01/2022 a las 06:00
Por primera vez en la historia Navarra va a tener un representante en la competición de esquí de fondo en unos Juegos Olímpicos de Invierno. Aunque no lo hará defendiendo los colores de España sino los de Brasil. Manex Salsamendi Silva, esquiador del Club Pirineos de Roncal de 19 años y que ha crecido y se ha formado deportivamente en el valle navarro, competirá este próximo febrero en China después de que la Confederación Brasileña de Deportes de Nieve confirmarse ayer su convocatoria de forma oficial para esta próxima XXIV edición .
Una recompensa que este joven hispano-brasileño ha venido persiguiendo en las últimas temporadas y, especialmente, en este último año en una dura pugna con el otro gran candidato a la plaza olímpica de fondo en el conjunto sudamericano: Steve Hiestand.
Sin embargo, las buenas actuaciones y los puestos conseguidos por Salsamendi Silva en esta última campaña -tanto en las citas de roller ski (batió el récord absoluto brasileño este pasado septiembre) como en las posteriores ya en nieve que ha disputado en Europa (este pasado sábado firmaba un octavo puesto en la prueba esprint júnior en Zweisimmen, Suiza)- le han hecho ser el primero del ranking nacional y tener esta oportunidad de vivir una cita olímpica.
LA NOTICIA, EN AUSTRIA
El listado oficial de convocados olímpicos se conoció ayer públicamente cuando la Confederación Brasileña, a través de las redes sociales, anunció al completo el equipo con el que acudirá a los Juegos, poniendo fin así con la incertidumbre en torno a las 11.30 horas (las 15.30h en España). A Manex la notificación que tanto esperaba le llegó en Austria, donde está entrenando estos días hasta que, a mediados de la próxima semana, parta con el equipo nacional brasileño ya hacia China para afrontar el estricto protocolo previo frente a la covid 19 y, del 4 al 20 de febrero, la competición.
En principio, y aunque la prueba de 50 kilómetros sea una distancia muy larga y en la que, dada su edad, menos ha competido en muchas ocasiones, Salsamendi tiene previsto participar en todas las modalidades individuales del programa olímpico de esquí de fondo con el objetivo de sumar experiencia, disfrutar y firmar el mejor papel posible siendo consciente de que la posibilidad de acercarse a los primeros puestos es aún una quimera: 15 kilómetros clásico, Esquiatlón (15 km + 15 km), Esprint libre y los 50 kilómetros con salida en masa.
Todas ellas, y aunque el punto neurálgico de los Juegos estará en Pekín, no tendrán lugar en la capital china sino que se celebrarán en la ciudad de Zhangjiakou, en la provincia de Hebei, a 220 kilómetros de la sede principal y a 130 de la zona montañosa de Xiaohaituo, que acogerá las pruebas de esquí alpino, del luge y del bobsleigh.
ESQUÍA DESDE LOS 8 AÑOS
El deportista hispano-brasileño llegó al esquí de fondo un poco por casualidad y, sin embargo, ha acabado apostando por él en estos últimos años, donde ha venido compaginando las competiciones en Sudamérica con el calendario de pruebas europeo. Todo ello, sin olvidar los estudios que realiza -a distancia- en la Universidad de Lleida.
Se colocó las primeras tablas al poco de llegar a vivir a Roncal, con 8 años, localidad a la que su padre Aitor acudió como profesor. “A mi padre siempre le ha gustado el monte y el deporte. Y como había un equipo de esquí en el pueblo empezamos a subir a esquiar los fines de semana, me gustaba y, poco a poco, me apunté en el equipo de esquí de fondo y hasta ahora...”, apuntaba en una entrevista previa a su estreno en un Mundial absoluto, el pasado año en Oberstdorf .
Con el Pirineos de Roncal fue, poco a poco, adquiriendo destreza en el deporte blanco y comenzó a salir de El Ferial y La Contienda para ir a competir a otros puntos. No obstante, su calidad hizo que en 2019 -y tras contactar él mismo con la federación brasileña al conocer que existía por un encuentro casual en Somport- comenzó a competir no sólo en Europa sino también en Sudamérica.
Eso sí, y aunque la exigencia de su programa de entrenamientos, viajes y competición se ha multiplicado, Salsamendi mantiene su vínculo tanto con el Pirineos de Roncal -al que sigue perteneciendo y con el que compite a nivel nacional- como su entrenador desde hace 10 años Julen Garjon Alastuey, quien, de hecho, también ha formado parte del cuerpo técnico de Brasil estas temporadas.
JUNTO CON JULEN GARJON
De hecho, y aunque acaba de asumir la gerencia del Centro de Esquí Nórdico Larra Belagua (por lo que en principio abandonará sus labores en la selección brasileña), Garjon acompañará a su pupilos en “esta oportunidad única e impresionante” que suponen unos Juegos. “Hoy ya sí. Por fin me lo creo. Unos Juegos Olímpicos... uf. Es impresionante”, explicaba el técnico. “Tenemos claro que esta oportunidad que se nos presenta es sólo para coger impulso. Queremos vivirla, disfrutar y coger experiencia para volver en 2026 más fuertes. Es una motivación más”, añadía, antes de destacar de Manex “su actitud para entrenar y trabajar. Le apasiona el deporte, le apasiona el esquí y eso se nota. Siempre ha entrenado bien e, incluso, había que pararle a veces los pies”, apuntaba.
Este pasado año, y ante la oportunidad olímpica que se presentaba, Salsamendi y Garjón decidieron variar su filosofía competitiva. “Siempre hemos ido a las carreras a darlo todo y a disfrutar, pero no pendientes de puntos o de si una cita daba más o menos. Eso, al final, a Manex le salía bien porque es bueno. Pero no era la prioridad. Este año, sin embargo, tuvimos que cambiar. Existía la posibilidad y hemos ido a por ella con todo. Y éste es el premio al esfuerzo”.

La ‘rider’ Clara Villoslada, el único precedente

Aunque el deporte navarro está habituado a contar con representación en los Juegos Olímpicos -más en los últimas ediciones-, lo cierto es que resulta toda una novedad contar con un participante en la cita olímpica de invierno.
De hecho, de los 66 navarros que han acudido a los Juegos Olímpicos desde 1928, sólo hay un precedente previo a Manex Salsamendi Silva en Juegos de Invierno. Sucedió hace ya 16 años, en Turín 2006. Una cita en la que tomó parte la rider Clara Villoslada Pinto. Habitual en Copas de Europa y campeonatos nacionales de Snowboard -y como Salsamendi nacida fuera de España (era natural de La Plata, Argentina) aunque se trasladó de niña a Pamplona, donde residió y creció-, Villoslada logró la clasificación olímpica cuando contaba 25 años. Una experiencia que, del 10 al 26 de febrero de aquel años, finalizó en la 30ª posición dentro de su modalidad: el halfpipe.
Salsamendi seguirá ahora sus pasos mientras que otro navarro, el esquiador Adur Etxezarreta -especialista en Descenso-, apura sus opciones de ocupar una de las dos plazas que España tendrá en alpino, por ser el tercero en la lista.

“Un esquiador navarro en unos Juegos... es algo difícil de creer”

Desde Austria, donde se encontraba entrenando ayer tras competir el fin de semana en Suiza, Manex Salsamendi Silva se mostraba “feliz” tras confirmarse oficialmente ya que forma parte del equipo olímpico brasileño. “Un esquiador navarro en los Juegos Olímpicos... Uf. Es algo difícil de creer, suena increíble”, reconocía entre risas. “Menuda presión. Trataré de darlo todo y hacerlo lo mejor posible”, añadía a continuación tras enterarse que sólo otra deportista foral había acudido a una cita en la historia del olimpismo invernal.
Va a competir en unos Juegos Olímpicos...
Estoy ilusionado, feliz y con muchas ganas ya de ir. Aunque es extraño, la verdad. Por una parte tengo claro que ir a los Juegos compitiendo en esquí de fondo puede no ser tan complicado como hacerlo en otros deportes, como por ejemplo ciclismo, donde hay muchos más competidores pero, por otro lado, son unos Juegos Olímpicos. Y ese orgullo que supone ir allí nadie te lo quita.
No puede decirse que lo haya tenido fácil. La pugna por la plaza con Hiestand ha sido dura y hasta las últimas semanas.
Sí, la verdad. La pasada temporada sí que , en cuanto a resultados, me notaba bastante por delante de él pero, cuando estuvimos compitiendo en Brasil con los ‘rollers’ y en donde los puntos eran claves para ver si iba uno o el otro, los dos estuvimos mucho más igualados. Fue un mano a mano reñido. Aunque, al volver a competir sobre nieve, de nuevo he podido estar por delante y me he visto más seguro.
Olímpico con 19 años...
Soy muy joven y creo que aún tengo mucho por delante que aprender e ir cogiendo experiencia. Si me dices esto hace 2 ó 3 años, no me lo hubiera creído. Entonces ni pensaba en esta posibilidad, en la opción de ir a unos Juegos. Pero sí que el año pasado me di cuenta de que era viable y, teniendo en cuenta que se celebran cada cuatro años, este debut me llega en una edad en la que aún puedo ir a hacer un papel decente y a aprender ya que, para lograr buenos resultados, aún tendré que esperar al siguiente ciclo o dentro de dos...
¿Qué sería para usted hacer un papel decente?
En cuanto a un puesto, a un número, no tengo nada en mente. Pero sí que me gustaría cruzar la meta pensando en que lo he dado todo y que he hecho una carrera lo mejor que puedo hacer. Ése es realmente mi objetivo.
Y otra alegría añadida es que, en el cuerpo técnico de Brasil, le acompañará en China su entrenador ‘de siempre’: Julen Garjon.
Sin duda alguna. Mucha parte de lo que he conseguido, de esta convocatoria a los Juegos, es también suya porque es quien me manda los entrenamientos, quien ha estado ahí apoyándome, viniendo conmigo a las competiciones... Es un éxito compartido y me alegra muchísimo que pueda estar también en los Juegos conmigo. Para él también es algo muy importante y especial, sabiendo que hace dos o tres años nadie pensaba que esto iba a poder ocurrir.
¿Y qué le dice su familia? Apenas pasa por casa...
Mi día a día es muy complicado. Muchos viajes. Casi no paro por casa... Pero están muy felices, claro. Valoran que es un logro importante pero, como yo, ven que no hay que enfocarse tanto en los resultados que pueda conseguir esta vez, que aún soy joven y queda mucho margen por delante.
¿Qué puertas le puede abrir ser olímpico? ¿En Brasil cómo se valoran los Juegos de Invierno?
Es una pena. En Brasil, siendo un país tan grande y con tanto dinero en algunos aspectos, no se ayuda a deportes minoritarios como el esquí de fondo. Allí es muy poco conocido y, por eso, no espero grandes cambios. Sí que creo que el participar en unos Juegos será un buen punto de partida a la hora de solicitar apoyo a la federación o a cualquier marca que pueda venir. Eso sí será una gran ayuda.

Nombre: Manex Salsamendi Silva .

Nacimiento: Río Branco (Brasil) el 24 de julio de 2002 (19 años). De niño se trasladó con su familia a Rentería y, posteriormente, llegó a Isaba con 8 años. Ahora reside en Etxauri.

Familia: sus padres son Aitor Salsamendi y Gilse Silva. Una hermana pequeña: Laia.

Estudios: actualmente estudia INEF en la Universidad de Lleida.

Club: Pirineos del Roncal. Su entrenador es Julen Garjón.

Experiencia: campeón nacional absoluto y júnior de Brasil, 58º en la Copa del Mundo Júnior de roller en 2019. También tomó parte en el Mundial absoluto de 2021, en los Juegos Olímpicos de la Juventud (39º y 55º) y en el Mundial júnior (dos 76º) en 2020.

volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE