Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Polideportivo

Moncho Urdiáin: “Todo lo que no se ha hecho en el Navarra Arena volverá al fin de la pandemia”

Tal día como hoy hace dos años, y después de casi una década de construcción, el Navarra Arena se ponía en marcha. En plena fase de lanzamiento, sus dos primeros años, llegó la covid

Moncho Urdiáin, este miércoles por la mañana en los exteriores del Pabellón Navarra Arena, que hoy cumple su segundo año en activo.
Moncho Urdiáin, este miércoles por la mañana en los exteriores del Pabellón Navarra Arena, que hoy cumple su segundo año en activo.
Actualizada 24/09/2020 a las 08:41

El año pasado Moncho Urdiáin reconocía que los primeros 12 meses del Arena habían sido estresantes por su intensidad. Los segundos 12 lo han sido por la incertidumbre que ha sembrado la covid-19.

El Navarra Arena cumple hoy dos años de actividad, ¿es un cumpleaños feliz?
Es un cumpleaños atípico, como la situación. El primer año tuvimos a más de 200.000 personas en los más de 50 eventos organizados; arrancamos bien. Y en los tres primeros meses de este año las cosas habían ido muy bien. Tuvimos eventos todos los fines de semana, y por aquí pasaron unas 120.000 personas. Apuntaba a un curso muy bueno, superior al primer año de actividad... pero todo se paró en marzo.

¿Qué pasó el 13 de marzo?
De primeras nos llevamos un buen chasco. Fueron semanas raras , y como no sabíamos hacia dónde iban a ir las cosas, lo que hicimos fue posponer los eventos, no cancelarlos. Nos lo tomamos como un tiempo de parón, pero cuando las cosas vuelvan, vamos a tener mucho trabajo en muy poco tiempo.

¿Han aprovechado para hacer arreglos y cosas pendientes?
Sí, hemos aprovechado estos meses para hacer un mantenimiento a fondo y obras que estaban pendientes. También estuvimos a disposición de Salud, por si era necesario contar con la instalación. Estábamos preparados para montar lo que nos dijeran en el menos tiempo posible.

¿Qué pasa a partir del levantamiento del estado de alarma?
Nos encontramos un panorama muy complicado, pero al ser una instalación tan grande podíamos servir para algo. Le hemos dado muchas vueltas a la cabeza para ver qué hacer, hemos tenido ideas que eran una locura y otras como el autocine que se han podido hacer, y que han funcionado muy bien con 5.000 personas. Todos teníamos las ganas de que esto no parara, y que teníamos que ser creativos para mantener esto vivo.

¿En qué están?
Vimos la necesidad de reinventarnos, y pusimos en marcha el Arena Club. Para poder hacer de nuevo conciertos no podemos tener la pista llena con 6.000 personas. Se ha planteado la idea del Arena Club, la gente que va a los conciertos tiene su sitio, con todas las medidas de seguridad necesarias y hemos trabajado en equipo. Con la Asociación Navarra de Industria Musical, con el Departamento de Cultura con la campaña Cultura Respira... estas actividades nos vienen bien a todos, y tenemos que trabajar en conjunto para que esto vuelva a ser lo de antes, o lo más cercano.

¿Qué se ha dejado el Arena en el camino en lo que tenía que ser su despegue definitivo?
El parón que hemos sufrido es grandísimo, porque las grandes cosas que teníamos se han paralizado. Pero confiamos en que, cuando las cosas sean más normales, se podrá hacer lo mismo o más de lo que estaba ya programado. Soy optimista por naturaleza. Todo lo que hemos dejado de hacer, volverá cuando pase la pandemia. En cuanto haya posibilidades de hacer grandes eventos el Arena va a ser puntero en España y una referencia. Vamos a volver muy fuerte, seguro.

Este año el Arena va a tener pérdidas.
Va a ser un año económicamente difícil todavía para nosotros, no hemos hecho el coste de las pérdidas. Pero el no poder hacer ciertas cosas, nos va permitir no gastar en ciertas cosas. No vamos a generar más gasto, pero también vamos a dejar de aportar a la sociedad lo que aportábamos. Hemos tratado de reducir todo lo que se puede reducir, y hemos adaptado nuestra estructura a la situación. Somos una estructura pequeña con muchas subcontratas. Si no hay la actividad de antes, las subcontrata bajan. Habrá que esperar a fin de año para hacernos una idea de lo que realmente se ha perdido.

El Arena es grande en sus dimensiones y da posibilidades, pero sus costes son grandes también.
Que el Arena sea grande en su estructura nos ha permitido adaptarnos a las circunstancias. En el Navarra Club ahora mismo caben 1.200 personas con distancia social, medias, etc. Es un 10% de la capacidad, pero en las circunstancias actuales 1.200 personas está muy bien. Eso es posible por la instalación, por el apoyo del Gobierno de Navarra, de Cultura, de la Asociación de la Industria Musical. Todos nos hemos adaptado a las nuevas condiciones.

¿Qué perspectivas tienen?
La infaestructura que hemos montado para el Navarra Club y sus 1.200 plazas funciona, y ha venido para quedarse un tiempo. Queremos rentabilizarlo al máximo, semanalmente.

¿Qué encaje tiene el espectáculo deportivo en este planteamiento?
Hicimos el evento solidario de Iker Vicente y estamos en contacto con las federaciones. La alta capacidad de la instalación juega a nuestro favor, pero todavía no tenemos la foto completa de qué se puede hacer y qué no. La situación sanitaria es la que va a marcar la pauta, nosotros vamos a ir evento por evento.

¿Y si esto se prolonga?
Es una situación que se puede dar, y a la que nos tendremos que amoldar evento a evento, semana a semana. Las cosas que hagamos serán menos llamativas, pero estamos vivos.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE