Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Centenario

Milosevic: “Osasuna estará en mi corazón hasta que me muera... y después”

El mítico ariete serbio se deshace en bellas palabras hacia el club en el que pasó los mejores años de su vida, según confiesa en esta entrevista

Savo Milosevic se lamenta de la ocasión fallada por Webó que impidió a Osasuna ganar al Hamburgo, el 22 de agosto de 2008, y jugar la Champions. El serbio hizo una gran jugada.
Savo Milosevic se lamenta de la ocasión fallada por Webó que impidió a Osasuna ganar al Hamburgo, el 22 de agosto de 2008, y jugar la Champions. El serbio hizo una gran jugada.
Diario de Navarra
Actualizada 23/10/2020 a las 06:00

Al otro lado del teléfono se escucha una voz que se entrecorta. “Alo, alo”, repite. Pero no es posible la comunicación. Quien responde se encuentra descansado en una localidad de montaña cercana a Belgrado, donde la cobertura es deficiente. Las llamadas se repiten, hasta que por fin es posible la esperada conversación. Savo Milosevic, mito viviente del osasunismo, se muestra entusiasmado cada vez que se le solicita hablar de su amado Osasuna. Su discurso con voz grave, a la vez emocionada y entusiasta, erizaría la piel de cualquier rojillo o rojilla. Savo acaba de dejar el banquillo del histórico Partizan de su ciudad para tomarse un descanso y pensar en su futuro.

Y es en esta tesitura, entre montañas y ajeno al fútbol, cuando recibe la noticia de que Osasuna celebra este sábado su Centenario. Algo había leído, pero no lo situaba exactamente en el tiempo. Se siente agradecido por la llamada de Diario de Navarra. Su acento balcánico sigue siendo inconfundible.

¿Qué tal se encuentra, Savo? Cuánto tiempo sin saber nada de usted.
Muy bien, aquí descansando. ¡Qué sorpresa!

Le llamo porque Osasuna cumple 100 años este sábado y cómo no acordarnos de un jugador tan emblemático como usted.
Muchas gracias. ¿Es este sábado? Algo había leído, pero no me acordaba del día. Cuánto cariño le tengo a Osasuna, y ellos también me demostraron que lo tenían hacia mí. Era algo correspondido.

¿Qué significó Osasuna para usted?
Fueron los mejores años de mi vida y del fútbol. He tenido éxitos con mi selección, con la Eurocopa, he sido máximo goleador de mi país, pero eso son resultados. Lo importante es la manera de vivir, el ambiente, la afición. Y en Osasuna nos apoyaba las 24 horas del día. Es una conexión especial, entre ellos y el equipo. Se nota donde quiera que vayas, porque es una identidad. Los que estuvimos en mi época tuvimos la suerte de vivir esos resultados históricos, porque es algo que Osasuna merecía después de muchos años. Eso es lo que más alegría me da. Este club es especial y la afición también, y soy muy feliz por haber jugado en este equipo.

Era un equipo de mucho nivel aquel en el que participó usted.
Sí, lo teníamos. Siempre digo que es el club donde más conexión he sentido con la afición. Es la más cercana a la inglesa. Estos locos están a muerte con el club -ríe-.

¿Cómo les explica a sus amigos y compatriotas qué era ser de Osasuna?
Los españoles son en general como los serbios, te quieren hasta que pierdes, entonces te quieren matar -bromea-. Pero en Osasuna es diferente y eso es lo que cuento a mis amigos. Ellos vieron muchos partidos de Osasuna cuando yo estuve allí y ya lo pudieron comprobar.

Vivió grandes momentos, en Europa, jugó un histórico partidazo contra el Real Madrid... ¿Con cuál se queda?
Con el partido ante el Valencia, que ganamos 2-0 y nos quedamos cuartos ganando a un gran equipo. Recuerdo que fue el partido en el que más presión teníamos por lo que conllevaba ganar, y también recuerdo la celebración -sonríe-. En el Bernabéu jugué bien, pero eso no importa. Me importan más otras cosas que viví en Osasuna.

¿Y qué vida lleva ahora?
Estoy descansando. Dejé el Partizan hace un mes y ahora estoy moviéndome para volver a entrenar. Pero quiero salir de Serbia.

¿Y a Pamplona cuando piensa venir?
Tengo que ir. Pero será cuando pase la mierda del coronavirus. El año que viene pienso ir, que ahora no puedo entrar.

¿Le gustaría enviar una felicitación al club o a la afición?
Claro, me gustaría saludar y felicitar al club, empleados y afición por estos 100 años, que no es poca cosa. Es un privilegio del que no muchos clubes pueden presumir, es algo muy especial. La situación actual es una pena y no se puede celebrar como se hubiera querido, pero eso no puede borrar lo que es Osasuna. Ya habrá tiempo para una celebración más espectacular. Quiero muchísimo a todos los osasunistas y a Osasuna, está en mi corazón hasta que me muera y seguramente después.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE