Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Libros

Juan Yanni reflexiona sobre lo más oscuro del ser humano en 'Culpa'

Yanni aprovecha el misterio del Camino de Santiago y sus vivencias en el norte de Navarra para ubicar una historia en la que se mezclan "dinero, poder, corrupción, sexo, abusos y traumas de la infancia"

Juan Yanni reflexiona sobre lo más oscuro del ser humano en 'Culpa'
Portada de 'Culpa'.
  • EFE
Actualizada 03/04/2021 a las 16:16

Bajo el pseudónimo de Juan Yanni se escuda el autor de 'Culpa', un thriller con el que irrumpe en la literatura de ficción y que, según explica en una entrevista, le ofrece el marco para "reflexionar y reflejar la parte más oscura del ser humano".

Yanni aprovecha el misterio del Camino de Santiago y sus propias vivencias en el norte de Navarra por donde transita la entrada de la ruta desde Francia a la península Ibérica para ubicar aquí una historia en la que se mezclan "dinero, poder, corrupción, sexo, abusos y traumas de la infancia", una descripción que sirve como sinopsis comercial del libro y que el autor no quiere ampliar "para no hacer spoilers" a los lectores.

Nacido en una ciudad del norte de España y residente en Madrid, hijo de artistas y dedicado a la publicidad como creativo y redactor, de Yanni se han hecho públicos escasos datos, entre los que destacan su pasión por la montaña y la vida rural, por los viajes, el cine y la literatura.

Pregunta.- Es su primer libro de ficción, ¿Por qué ha elegido el género negro?

Respuesta.- Es un género que siempre me ha llamado la atención por la flexibilidad que tiene para reflexionar y reflejar la parte más oscura del ser humano, y a todos nos gusta de vez en cuando asomarnos a ese balcón que disecciona críticamente la realidad contemporánea. Además, ha pasado de ser un género vilipendiado en los orígenes de la literatura a ser hoy uno de los más valorados por el mundo literario y sus lectores.

P.- ¿Qué aporta la Ruta Jacobea tanto paisajísticamente como para el argumento que desarrolla la novela?

R.- El paisaje desde luego me resultó el adecuado por el misterio que entraña. Pero más aún quienes lo caminan y sus porqués. Ahí es donde entra en juego lo más íntimo de uno de los personajes principales y que se apoya en su propia penitencia o purgatorio personal. Y es verdad que la historia que rodea al Camino de Santiago, sus orígenes y su entorno magnífico y silencioso, constituyen un perfecto marco para una novela.

P.- ¿Cuál es su experiencia real con el Camino de Santiago? ¿Lo conoce como peregrino?

R.- No exactamente como peregrino, pues es algo que aún tengo pendiente. Pero desde mi infancia lo he tenido y vivido muy cerca para poder empaparme de él y conocer bien su esencia.

P.- ¿Por qué está ubicada la novela precisamente en su inicio, en el entorno de Navarra-Francia?

R.- Es una zona que conozco bien desde niño. La mayoría de mis veranos los disfruté allí y aún sigue siendo uno de mis lugares favoritos cuando siento la necesidad de escapar de Madrid. Además, en esa etapa inicial, conocida por su dureza, se han producido varias muertes accidentales en los últimos años, lo que ha provocado que el Gobierno de Navarra cierre ese recorrido de noviembre a marzo. De ahí que fuera perfecta para mí ubicar ahí la novela.

P.- Esa ubicación da además protagonismo en un caso de asesinato a la Policía foral, que ha sido referente también con una trilogía de Dolores Redondo y la inspectora Amaia Salazar. ¿Está de moda la Policía foral, hay alguna inspiración?

R.- Tengo amigos conocidos dentro del cuerpo. Pero mas allá de ello, la competencia para los delitos que acaecen en Navarra es de la Policía Foral. De hecho, una licencia de la novela es la participación de un inspector de la Policía Nacional, que acaba en el caso principal invitado por la Inspectora Iturri.

P.- En la lectura del primer capítulo ya se intuye una historia de abusos sexuales en la Iglesia, un asunto de actualidad en Navarra tras algunas denuncias referidas a hace medio siglo. ¿Es este un problema que a día de hoy esté vigente, es una referencia con la que pretende unirse a las denuncias o a la solidaridad con afectados?

R.- Por fortuna, yo nunca padecí ese tipo de aberraciones. Pero soy muy consciente de que existieron. Y ahora que tenemos la libertad de hablar de ello, creo que es bueno utilizar la literatura o el medio que sea para darles voz a las víctimas.

P.- En la nota de presentación para la prensa se alude a usted como nacido en el norte de España y residente en Madrid. ¿Tiene alguna relación con Navarra?

R.- He vivido y veraneado en la zonas que aparecen en el libro durante muchos años. Conservo buenos recuerdos y grandes amigos y me gusta regresar siempre que el trabajo me lo permite.

P.- No es muy habitual firmar con pseudónimo cuando cualquier persona creativa se enriquece dando a conocer tanto sus obras como su autoría. ¿Por qué oculta su identidad?

R.- Creo que es sano, creativo y divertido de vez en cuando ser anónimo o tratar de serlo y observar cómo te miran desde fuera sin que el resto sepa quién eres realmente. No obstante y por supuesto, sin ánimo de compararme con fenómenos recientes de la literatura como Carmen Mola (también en el género negro) y Elena Ferrante o Bansky en el mundo del arte contemporáneo y cada vez más artistas "conocidos" o "desconocidos" emplean el anonimato.

P.- Eso hurta al lector conocer datos valiosos como el sexo, la edad o las circunstancias vitales del autor, que en muchas ocasiones aportan valor al análisis de las obras

R.- Es cierto. Y como buen creativo siempre me ha gustado hacer pensar a la gente. Así que sean los lectores los que me pongan cara y elijan mi identidad. No obstante, le auguro que tampoco es nada extraordinario.

P.- Irrumpir en la literatura en un momento con muchísima oferta y mucho 'pirateo' de libros digitales que rebajan las ventas reales, ¿es un acto de valentía?

R.- La literatura existe más allá de las ventas. De hecho, me consta que hay muchas editoriales y librerías que siguen en el negocio por lo que se llama comúnmente "amor al arte". En cuanto a los libros digitales, en cierta manera han contribuido a una democratización de la literatura, ya que ahora cualquiera puede autopublicarse más allá del ebook. Otra cosa es quién establece el listón de la calidad. Pero grandes fenómenos editoriales del género negro, por ejemplo, han surgido en los últimos años de esta forma, como Javier Castillo.

P.- ¿Qué expectativas tiene con esta primera novela?

R.- Espero sobre todo entretener. Que los lectores accedan a un relato del género negro de una forma ágil y actual. Pasar un buen rato es el fin.

P.- ¿Trabaja ya en otros proyectos?

R.- Si. Actualmente estoy escribiendo una segunda novela donde vuelve uno de los protagonistas de la primera.

Etiquetas

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE