x
Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
El rincón del mediador
El rincón del mediador

Conflictología

El rincón del mediador

Conflictología

Actualizada 20/11/2016 a las 22:46
A+ A-
por Maite Ruiz Aquerreta

Podemos hablar de conflictología? Y si podemos, Qué decimos? Esta es una cuestión sobre la que se nos abre una posibilidad de debatir.si llegáis al final del post, encontrareis mi opinión al respecto.

Según la etimología de la palabra, sería algo así como ciencia de los conflictos. Es una palabra formada por la raíz latina “conflictus” y el sufijo Logia que hace referencia a la ciencia o proceso científico que sustenta empíricamente, en este caso, el estudio de los conflictos.

Observo últimamente en las redes y en internet, como se abre una posibilidad de estudio o de especialización en conflictologia, con coste, ¡Claro!, por lo que intuyo que hay un creciente interés en la materia o que se abre un modelo de profesional que tiene que ver con la especialización en el estudio, en la gestión y como no, en la resolución de los conflictos en los que las sociedades modernas tienen inmersos a sus ciudadanos.

 

conflictologia

 

Nosotras trabajamos así:

En Mediación Navarra, todo proceso de mediación o de resolución de conflictos, se inicia con un abordaje de la naturaleza del conflicto. Hacemos un análisis inicial en el que sacamos conclusiones respecto a tres elementos esenciales y presentes en todo conflicto:

 

.- personas implicadas3-pes

 

.- problema

.- proceso

Estos tres elementos (3 P’s), forman parte de TODOS los conflictos a los que se enfrentan nuestros clientes y según la identificación o definición de cada uno de ellos, abordaremos un trabajo en el que la metodología, tiempo empleado o recursos, serán diferentes.

No es momento tal vez ahora de profundizar en las 3 P’s, porque creo que sería un exceso de información que no viene al caso (cada una de ellas se disecciona en otros elementos), pero sí me interesa resaltar ahora, que un proceso de gestión o resolución de un conflicto manifiesto entre dos o más personas, comienza con este análisis. Hacemos una reflexión profunda de personas, problema y proceso de conflicto y con todo ellos, obtenemos una redefinición, a nuestro modo de ver, más profunda y exacta del problema en cuestión.

O es que creemos que un reparto de herencia entre varios hermanos que no se han visto hace años es solo un asunto económico? Y es lo mismo repartir una herencia que una liquidación de una empresa familiar?, por otra parte es lo mismo un asunto que se ha judicializado que otro que está en su etapa más inicial?

Nuestra respuesta es tajante: NO

Y hace que pueda ser diferente la manera de abordar un asunto u otro.

Solo cuando tenemos definida la verdadera naturaleza del conflicto, trasladamos a las partes implicadas nuestro análisis. A partir de ahí, les implicamos en la visión para que puedan colocarse en su posición pero con una disposición colaborativa, desde la que ser capaces de construir una historia común en la que ambos son arte y parte en el asunto que les mantiene alejados en posturas irreconciliables.

Cuando las personas toman conciencia de esta realidad y ven la disección que hacemos del asunto “el bolo” toma otra dimensión, se despersonaliza, se reduce, se hace consciente, se hace más manejable y tangible, se describe de manera diferente, despierta distintas emociones, se acepta, se sienten capaces de “tragarlo”.

 

bolo-de-conflicto

 

Ahora llega el momento de mostrar mi opinión hacia esta incipiente “ciencia”.

No estoy segura de si la conflictología puede considerarse como el sufijo indica, una ciencia, pero sí creo firmemente que quienes nos dedicamos de manera profesional a la resolución de conflictos tenemos que iniciar necesariamente nuestro trabajo, desde un análisis pormenorizado y en profundidad del conflicto, debemos ser capaces de conocerlo de manera más o menos “científica”. Tenemos que ser capaces de discernir sus aspectos objetivos y subjetivos, sus variables intervinientes a nivel consciente e inconsciente. Nosotras lo hacemos así e intentamos llevar a cabo una disección según las 3 P’s, y en función de ellas, la definición del proceso de resolución puede ser diferente, puede ser una mediación u otro tipo de proceso. La mediación es una metodología con un potencial magnifico, pero no siempre es lo que nuestros clientes necesitan. Esta es una realidad a la que no podemos dar la espalda. Soy mediadora, y conflictóloga y defiendo el conocimiento del conflicto como la raíz de mi profesión para poder dar a nuestros clientes el soporte que necesitan. Aquí no puede haber "café para todos".

Y termino ya, afirmando que lo que siempre hacemos es mostrar con transparencia a nuestros clientes esta realidad que se les escapa y una vez destapada, trabajar con ellos en su resolución satisfactoria para ambos.

¡Seguimos en contacto!

Selección DN+

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo para suscriptores DN+
Navega sin publicidad por www.diariodenavarra.es
Suscríbete a DN+
Solo 0,27€ al día (Suscripción Anual)
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que necesitas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra