Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Salud

Qué es la gripe aviar china y cómo nos afecta a los humanos

China detecta el primer contagio de la gripe aviar H10N3 en humanos

Una muestra del virus de la gripe aviar.
Una muestra del virus de la gripe aviar.
China detecta el primer caso de gripe aviar en humanos
China detecta el primer caso de gripe aviar en humanosDN Admin
  • Agencias
Publicado el 02/06/2021 a las 12:28
Durante este año marcado por el coronavirus, la gripe aviar tampoco se ha ido y las dudas sobre si existe riesgo para los humanos siguen presentes. Ya en diciembre, Navarra estableció medidas de prevención y control de la gripe aviar.
China ya ha notificado el primer caso de contagio humano de la cepa H10N3 de la gripe aviar. Se trata de un hombre de 41 años vecino de la provincia de Jiangsu, en el este del país, que ingresó en el hospital a finales de abril con síntomas gripales y recibirá en breve el alta.
El virus aviar y sus diferentes subtipos, como el H10N3, son sometidos a una vigilancia constante. Su capacidad para infectar a las personas depende en alto grado de la variante, pero en general es reducida. Aun así, se le encuadra entre los patógenos a seguir por su hipotético riesgo pandémico, una lección que la Humanidad ha aprendido duramente con el coronavirus.
En el caso del ciudadano de Jiangsu, las autoridades sanitarias declararon que el riesgo de una propagación del H10N3 es "muy bajo", ya que no se han detectado indicios de que pueda contagiarse entre personas. Los investigadores apuntan, más bien, a que el paciente lo replicó directamente y de manera "accidental" de un ave de corral. El H10N3 se transmite entre los pájaros por las gotículas de la respiración, el mismo mecanismo de la gripe o la covid-19 en las personas.
No es la primera vez que una de estas variantes hace mella en la población china, aunque nunca se había dado el caso con este subtipo.
El Ministerio de Sanidad ha hecho un llamamiento a extremar la higiene con los alimentos y evitar lo máximo posible el contacto con aves silvestres y de corral, un objetivo este último muy complicado ya que la subsistencia en el mundo rural depende en gran medida de la crianza de pollos, pavos, patos o gallinas.
El hasta ahora único afectado ingresó en el hospital el 28 de abril, días después de sentirse indispuesto, con fiebre y otros síntomas comunes de la gripe. La duración de los síntomas hizo que los médicos decidieran abordar la secuenciación genética del patógeno.
El estudio ha revelado que se trata de la variante H10N3, escasamente contagiosa incluso entre las propias aves. La Comisión de Salud informó este martes que todos los contactos del enfermo han dado resultado negativo en las pruebas y que la cepa no parece capaz de pasar de un humano a otro.
"No se han detectado casos de H10N3 entre humanos en ningún lugar del mundo", enfatizó la comisión, que atribuyó la existencia del paciente de Jiangsu a una "transmisión zoonótica (entre especies animales) ocasional de ave a humano; el peligro de una propagación a gran escala es muy bajo".
A riesgo de que este asunto realimente las teorías conspiranoicas sobre el gigante asiático como una "fábrica de virus", los científicos pronunciados hasta ahora consideran que su vieja conocida gripe aviar revalidaría precisamente lo contrario, el origen animal de pandemias como la del covid-19.
BROTES POR MEDIO MUNDO
Conocida por poseer alrededor de una quincena de variantes, solo se han notificado traspasos a humanos en un pequeño grupo, como son la H5N1, la H5N8 y la H7N9. De ahí la importancia del último hallazgo. La primera se detectó en 1997 en Hong Kong y para controlarla fue necesario sacrificar a cien millones de pájaros.
Sin embargo, en las últimas dos décadas los brotes se han repetido en numerosos países, sobre todo de Asia suroriental -Vietnam, Indonesia, Tailandia y Japón, entre otros-, Africa y Europa. Se calcula que desde 2004 se ha cobrado la vida de unas 700 personas; 166 en territorio asiático y africano y el resto en China, cuando la cepa H7N9 mató a más de 500 ciudadanos entre 2016 y 2017.
Durante este año marcado por el coronavirus, la gripe aviar tampoco se ha ido: solo en Europa se han combatido 46 brotes en grandes explotaciones avícolas. Y el pasado febrero, científicos rusos confirmaron que el subtipo H5N8 saltó por primera vez a los humanos al afectar a siete trabajadores de una granja. Tres meses después se repite el fenómeno.
volver arriba

Activar Notificaciones