Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE
Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Debate sobre el arbolado de Pamplona

  • J.I. Zuasti Beltrán
Publicado el 17/10/2021 a las 07:51
Uno, que es pamplonés, a través de la prensa sigue con interés los avatares de la posible reforma del paseo de Sarasate y ve que la suspensión de la licitación de las obras se amplía un mes más, ya va para dos, y que el punto de fricción entre NA+ y su socio necesario para sacar este proyecto adelante, el PSN, consiste en que se consiga una plataforma única o unas gradas escalonadas con rampas. Y el problema, al parecer, radica en que si se mantiene el arbolado del paseo esa grada única, que sería deseable, no es posible.
Creo que un asunto como este es una buena oportunidad para que en Pamplona se suscite un debate sobre el arbolado en general y, en particular, sobre el del segundo Ensanche. No seré yo, porque carezco de criterio para ello, el que diga que los actuales árboles deben ser talados y que, en su lugar, se deben plantar otros. Creo que hay expertos que con superior criterio podrán dar sus razones, a favor o en contra. Ahora bien, sí creo que el arbolado no debe ser algo sagrado, como son las vacas en la India, y que, al toparse con él, no se pueda realizar la mejor reforma de ese paseo o un posible aparcamiento subterráneo, que puede ser necesario, en otro lugar de la ciudad.
Cuando se contemplan fotografías de la primera mitad del siglo XX de algunas zonas de ese Ensanche, como puede ser ese paseo de Sarasate, la zona que rodea la Plaza de Toros o la plaza de la Cruz, y se ve que en ellas lucen los edificios y los monumentos, y se compara con otras de ahora, en las que esos espacios han sido invadidos totalmente por el arbolado y no se ve nada más, uno se pregunta: ¿dónde está la virtud? Confieso que yo no tengo la respuesta y no sé si lo bueno era lo de entonces, es lo de ahora o está en un término medio, y no quiero que nadie pueda pensar que soy arboricida. De lo que sí tengo serias dudas es de si cuando se plantaron esos árboles nuestro Ayuntamiento escogió las especies más idóneas y adecuadas para esos lugares y creo, también, que no tiene ningún sentido que ahora estos rebasen en altura a los edificios de su alrededor o estén al ras de los últimos pisos. Por eso, me pregunto ¿no se pueden sustituir por unos árboles de menor porte que cumplan con la misma función que los actuales, que den sombra pero que no sobresalgan del segundo piso de los edificios, que adornen, pero sin invadir todo y que dejen ver lo que hay en su entorno? Doctores tiene la ciudad Pamplona que nos podrán responder. Sería bueno conocer su opinión al respecto.
volver arriba

Activar Notificaciones