x
Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra

Dos atracadores roban a mano armada en una sucursal de Ibercaja en Tudela

Uno de ellos llevaba la cara oculta tras una braga, mientras que el otro portaba unas gafas y una peluca

Actualizada Miércoles, 17 de marzo de 2010 - 01:48 h.
  • JESÚS MANRIQUE . TUDELA

Dos hombres perpetraron ayer un atraco a mano armada en la sucursal bancaria de Ibercaja en la avenida de Zaragoza de Tudela, en pleno centro de la ciudad. Los hechos tuvieron lugar pasadas las doce del mediodía, cuando los dos desconocidos entraron a la oficina portando un revólver cada uno.

Uno de ellos llevaba la cara oculta tras una braga, mientras que el otro portaba unas gafas y una peluca de color negro con pelo corto ondulado, aunque los testigos piensan que podía ser calvo o llevar el pelo rapado.

Tras amenazar a los empleados, se llevaron una cantidad de dinero que no se ha concretado y escaparon a pie por caminos diferentes. Sin embargo, uno de ellos se comunicó durante el atraco con otra persona por medio de un pinganillo o un teléfono móvil, por lo que se piensa que podría haber alguien más implicado, posiblemente quien les facilitó la huida.

Muy bien preparado

Además, los testimonios recabados señalan que tenían el robo muy bien preparado, y una buena prueba de ello es que llevaban esparadrapo en sus dedos para no dejar ninguna huella. Señalaron que se comunicaban entre ellos en perfecto castellano sin ningún tipo de acento.

Una vez que se recibió el aviso, una patrulla de Policía Foral que estaba en la zona acudió a la sucursal y se montaron controles en las salidas de Tudela, aunque con resultado negativo. Desde el Gobierno foral señalaron que facilitaron la descripción a otros cuerpos policiales de la ciudad y de localidades próximas para intentar localizarlos.

La Policía Foral también solicita la colaboración ciudadana por si alguien vio por dónde huyeron los atracadores, o sobre su posible identidad, sobre todo teniendo en cuenta que es una zona muy transitada de la capital ribera.

Diariodenavarra.es no se responsabiliza ni comparte necesariamente las ideas o manifestaciones depositadas en las opiniones por sus lectores La discrepancia y la disparidad de puntos de vista serán siempre bienvenidos mientras no ataquen, amenacen o insulten a una persona, empresa, institución o colectivo, revelen información privada de los mismos, incluyan publicidad comercial o autopromoción y contengan obscenidades u otros contenidos de mal gusto.
Diariodenavarra.es se reserva el derecho a decidir las noticias que admiten comentarios de los lectores.

Atención: Tu petición no ha sido procesada correctamente. Comprueba que has rellenado todos los campos obligatorios correctamente y vuelve a intentarlo.

(*) Todas las opiniones que tengan rellenados estos campos pueden aparecer publicadas en el periódico impreso


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra
  • Pues que hagan todo los nacionales y los guardias y los demás a vivir.ok
  • Espero que publiquen mi comentario (que está libre de injurias o insultos). YA VALE DE CENSURAS POR PARTE DE ESTE PERIODICO: La policía foral no es la idónea para encargarse de estos asuntos. Los dos atracadores, a estas alturas ya habrán huido fuera de Navarra. Tudela está a poquísimos kilómetros de Aragón, por ejemplo. Y si se han ido, la policía foral ya no puede hacer nada. Las cosas serias, como este atraco, tienen que encargarse a los policías nacionales, porque pueden intervenir en toda España y coordinarse mejor con los efectivos distribuidos por nuestro país.SE DEBE HACER CARGO NUESTRA POLICIA NACIONAL
  • Seguro que han sido los de la rehabilitación del casco viejo, que les ha parecido poco lo que les sacaron a los agüelos. :-)Pacco

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual