x
Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra

Los gigantes cumplen 150 años

La Comparsa de Gigantes y Cabezudos salió ayer a las calles de Pamplona con motivo de las fiestas de San Fermín de Aldapa

Actualizada Domingo, 26 de septiembre de 2010 - 02:48 h.
  • JUAN JOSÉ MARTINENA . PAMPLONA

CON fecha 31 de marzo de 1860, Tadeo Amorena Gil, pamplonés de 40 años de edad, bautizado en San Nicolás y de oficio maestro pintor, dirigió una instancia al Muy Ilustre Ayuntamiento Constitucional de nuestra ciudad, en la que con el debido respeto y alguna que otra falta de ortografía exponía que hacía algún tiempo había tenido la idea "de presentar un proyecto para la construcción de unos jigantes nuevos del mismo tamaño que los que hay en la actualidad, los cuales reúnan las condiciones siguientes: 1ª la de ser sumamente ligeros, cuyo peso total no esceda de ochenta libras y esté arreglado de forma que sus conductores puedan maniobrar con facilidad y soltura, sin peligro de caérseles, como acontece en todas las veces que los sacan a pasear.

2ª, la de tener una solidez a prueva, sin embargo de la sencillez de sus armazones y 3ª, la de ser unas figuras nobles, de elegantes formas y proporciones, según el arte de escultura, cuyos personajes podrán representar las cuatro partes del mundo. Por tanto, biendo que la época de Sn. Fermín se acerca, me ha parecido conbeniente presentar este proyecto a V. S. suplicándoles me concedan el permiso para construir uno o dos, para que en bista de ello, determinen la construcción de los demás que tengan por conbeniente, adbirtiendo que para la ejecución de dicha labor no exijo más remuneración que la de abonarme puramente el balor de los materiales que se empleen".

Al margen de la propia instancia, como era costumbre antiguamente, el secretario anotó escuetamente la resolución municipal accediendo a la solicitud: "Se acuerda que haga los dos en los términos que propone. Así lo acordó el ayuntamiento constitucional de esta capital en sesión ordinaria, sábado treinta y uno de marzo de mil ochocientos sesenta, de que certifico.- Pablo Ylarregui, secretario".

La factura de Amorena

Amorena, pintor formal a lo que parece, cumplió puntualmente su compromiso, de manera que tres meses después, el 30 de junio, presentaba al ayuntamiento para su pago, la siguiente factura: "Cuenta que presenta Tadeo Amorena, maestro pintor, al M. Y. ayuntamiento de Pamplona. A saber, por los materiales y bestidos que se han empleado en la construcción de dos jigantes nuevos para las próximas fiestas de Sn. Fermín, los cuales representan Europa. 2.600 rs. vn. Importa la cuenta dos mil seiscientos reales vellón. Pamplona, 30 de junio de 1860. Tadeo Amorena".

De nuevo al margen de la propia factura, como antes en el de la solicitud, quedó anotado el acuerdo municipal disponiendo su abono. Dice así: "Abónese su importe con mil reales de vellón por su trabajo. Así lo acordó el Ayuntamiento Constitucional de esta capital en sesión ordinaria, sábado treinta de junio de mil ochocientos sesenta, de que certifico".

Al parecer, los munícipes debieron de quedar muy satisfechos al ver los dos primeros gigantes, porque a pesar de que Amorena, en su escrito de solicitud, se había ajustado y comprometido a no exigir "más remuneración que la de abonarme puramente el valor de los materiales que se empleen", acordaron que se le pagase también la mano de obra, abonándole por ese concepto otros mil reales. Por lo que, con una notable celeridad administrativa, en el mismo papel de la cuenta se añadió con otra letra dicha cantidad, que sumada a los 2.600 reales que facturaba el interesado, ascendía a un total de 3.600 reales. Y también en el mismo papel y con la misma fecha del 30 de junio, a continuación de la toma de razón del depositario, aparece la firma de Amorena haciendo constar que había cobrado la referida suma.

Tramitación muy ágil

Ambos documentos, instancia y factura, cuyos originales existen en el archivo municipal, aparecen reproducidos en el libro Los gigantes de Pamplona, publicado por la comparsa en 1984, en el que entonces tuve el honor de colaborar. Gabriel Imbuluzqueta aportó al mismo una interesante y documentada semblanza biográfica de Tadeo Amorena.

Sorprende un poco la inusitada rapidez con que el Ayuntamiento tramitó los dos documentos que le dirigió el bueno de Tadeo. Para mí que debía de tener algún enchufe, si no con el alcalde, al menos con el secretario Ilarregui o con algún concejal, porque si no, no se entiende bien esa tramitación-exprés, que no era nada habitual a mediados del siglo XIX.

Plazos de ejecución

Como hemos visto, la solicitud en la que exponía su propuesta de hacer unos nuevos gigantes lleva fecha del 31 de marzo y ese mismo día fue a sesión y se acordó su aprobación. Y la factura -la cuenta, como decía él- va fechada el 30 de junio, y ese mismo día no sólo se la aprueban, sino que acuerdan darle por encima una gratificación de mil reales, y además, lejos de decirle el socorrido "vuelva usted mañana", con la misma fecha le pagan y el hombre cobra. ¡Cuántos de los actuales proveedores de tantos y tantos ayuntamientos de España soñarían hoy con algo así!

Y aún sorprende más el que sólo nueve días más tarde, con fecha 9 de julio, el ayuntamiento despachase la libranza de otros seis mil reales, por el importe de las otras tres parejas de gigantes, que representan "las otras tres partes del mundo". No parece creíble que hubiera hecho las seis figuras en poco más de una semana, por lo que supongo que las habría empezado con anterioridad, en la seguridad de que iban a gustar a los munícipes y que serían aceptadas sin problema.

Páguese a don Tadeo

Dice así la citada orden de pago: "El Ayuntamiento Constitucional de la ciudad de Pamplona, capital de la provincia de Navarra, a Dn. Teodoro San Miguel, depositario de Propios, se le ordena pague a Dn. Tadeo Amorena, pintor, seis mil reales vellón por valor de seis gigantes nuevos que ha construido y vendido al ayuntamiento con sus correspondientes trages en dicha cantidad, entregándole el ayuntamiento a demás los seis gigantes viejos que tenía en su poder, previniendo además que entregó otros dos gigantes nuevos, pero estos ya se pagaron por separado. Que con esta libranza y recibo estarán bien dados. Pamplona, nueve de julio de mil ochocientos sesenta".

Firman la resolución los Srs. Iñarra, Campión y Sarasa, junto con el secretario Pablo Ilarregui. En esta ocasión el interesado tardó dos días en pasar por caja, porque el correspondiente recibí con su firma aparece anotado al pie de la propia libranza con fecha de 11 de julio.

El documento, cuyo original se guarda en la sección de libranzas del archivo municipal, aparece reproducido en facsímil en el tomo II, p. 36 de la Historia de los Sanfermines del Dr. Arazuri.

La mejor inversión

Ya he escrito alguna vez que todos los pamploneses deberíamos estarle eternamente agradecidos a aquel hombre sencillo y con alma de niño que fue Tadeo Amorena, que un buen día de 1860 -hace ahora 150 años- supo venderle al ayuntamiento aquel fabuloso proyecto de ocho figuras de cartón piedra y madera, que habían de regalar tantos momentos felices a tantas generaciones sucesivas de padres e hijos, abuelos y nietos, en las mañanas alegres de las fiestas de San Fermín.

A juzgar por el creciente éxito obtenido por esta incomparable diversión gratuita -verdadero icono de la fiesta después del Santo- a lo largo de siglo y medio, pienso que se puede afirmar hoy que aquel gasto de 9.600 reales, que entonces aprobaron nuestros munícipes, ha sido sin duda una de las mejores inversiones de dinero público, si no la mejor, que se ha hecho en toda la historia de la ciudad.

Diariodenavarra.es no se responsabiliza ni comparte necesariamente las ideas o manifestaciones depositadas en las opiniones por sus lectores La discrepancia y la disparidad de puntos de vista serán siempre bienvenidos mientras no ataquen, amenacen o insulten a una persona, empresa, institución o colectivo, revelen información privada de los mismos, incluyan publicidad comercial o autopromoción y contengan obscenidades u otros contenidos de mal gusto.
Diariodenavarra.es se reserva el derecho a decidir las noticias que admiten comentarios de los lectores.

Atención: Tu petición no ha sido procesada correctamente. Comprueba que has rellenado todos los campos obligatorios correctamente y vuelve a intentarlo.

(*) Todas las opiniones que tengan rellenados estos campos pueden aparecer publicadas en el periódico impreso


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra
  • que pesaussssssss con el temita de los gigantes y sus 150 aniversario,con esta noticia ya van unas 100 este año.hasta el gorro
  • Una curiosidad. Don Tadeo era agote. Personas maltratadas, vilipendiadas y humilladas por nosotros, los navarros. Sirvan todos estos homenajes también como homenaje a esta minoría ya olvidada pero que tanto sufrió en esta tierrajuan

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual