Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

"La lotería de Navidad me sigue fascinando, ya que me asombra que en nuestro mundo tan cambiante no se haya pasado de moda"

Avatar del Lucía Baquedano Lucía Baquedano22/12/2022
A lo mejor, cuando estas líneas vean la luz, servidora será millonaria, aunque todavía ignore la buena suerte que ha tenido, porque no ha estado pendiente de la actuación de los niños de San Ildefonso. Millonaria o no, porque ni siquiera sé si se juega en casa, y en caso afirmativo cuánto, la lotería de Navidad me sigue fascinando, ya que me asombra que en nuestro mundo tan cambiante no se haya pasado de moda, que la gente siga apostando, que para adquirir los preciados décimos se formen colas en las administraciones y que se regalen o intercambien participaciones entre parientes y amigos. Todo un rito prenavideño. Recuerdo que en mis años jóvenes, en la oficina, además de jugar todos a un mismo número se hacía una porra apostando al último número del ganador. Y no sé cómo, en aquellos tiempos en que no existían teléfonos móviles, siempre nos enterábamos de la salida del Gordo. Al menos, si no era el de la lotería, podía correspondernos el de la Porra. Cierto es que nunca resulté afortunada en ninguno de los dos. Tuve suerte en otras vicisitudes de la vida pero nunca en los sorteos. Quizás por eso no me aficioné a ellos. Sin embargo, como esta lotería la conozco desde mi lejana niñez, creo que a las costumbres navideñas les faltaría algo si no se oyera cantar los números la mañana del 22 de diciembre al entrar en cualquier lugar donde personas interesadas tienen puesta la radio, dispuestas al presentar su renuncia al jefe en caso de que su 22704 fuera agraciado con el soñado Gordo. Lo que sobran son las entrevistas a los afortunados en la radio o la TV. Resulta penoso ver a quien desbordante de alegría y nervios cuenta intimidades que a nadie confiaría en otros momentos, pero verse de pronto poseedor de una respetable cantidad de dinero puede nublar la razón de cualquiera. Felicito a los agraciados. Pero no estaría mal que releyeran el Diario del lunes pasado donde se dan consejos para gastar sabiamente lo graciosamente conseguido, antes de ir a cobrar el Premio.
volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Gracias por elegir Diario de Navarra

Parece que en el navegador.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, para poder seguir disfrutando del mejor contenido y asegurar que la página funciona correctamente.

Si quieres ver reducido el impacto de la publicidad puedes suscribirte a la edición digital con acceso a todas las ventajas exclusivas de los suscriptores.

Suscríbete ahora