Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Comercios

Avatar del Lucía Baquedano Lucía Baquedano29/09/2022
La fisonomía de la zona en la que vivo cambia día a día. Hoy un comercio, mañana otro ocupando el mismo lugar. Dicen que en el Segundo Ensanche son más los negocios que abren sus puertas que los que las cierran, pero no se... Hay bajeras cerradas desde hace años sin que nadie se anime a darles vida. Cada vez que veo una tienda nueva en las inmediaciones, pienso que por nada imagina el valiente que la pone la alegría que yo sentiría si esta le va bien. Pero lo que realmente me asombra son las tendencias actuales.
Dicen que durante la Segunda Guerra Mundial creció grandemente la venta de lápices de labios. Tal vez las féminas a falta de algo que llevarse a la boca querían al menos embellecerla. Y lo recuerdo cada día viendo los muchos centros de belleza que hay alrededor de mi casa: para el cuidado de las uñas, alargarlas y mejorarlas, o ponerlas postizas, incluso las de los pies; fortalecimiento de pestañas, eliminación de ojeras y mejora general del cuerpo. ¿Será que la sociedad empieza a vislumbrar la penuria que nos anuncian y desea que esta le coja preparada? Aunque también pasma la proliferación de otros negocios. Bajo mis ventanas hay nada menos que cuatro colchonerías, todas en la misma acera. ¿Y qué decir de supermercados? Creo que esta es la zona más surtida de Pamplona, y eso que tenemos el Mercado a dos pasos. ¿Por qué tantos en una zona que no crece? ¿Pueden todos ellos vivir de una clientela cada vez más escasa y envejecida o tienen su esperanza puesta en las viviendas que se edificarán en el colegio de los Maristas?
Un lío, sí señor. Pero mientras esperamos que esta futura crisis sea llevadera, nos consolará saber que los vecinos del Segundo Ensanche, gracias a que vivimos aquí, somos los más guapos, dormimos como troncos y nuestra despensa está tan bien abastecida que somos la envidia del resto de Pamplona. Bueno, eso si podemos pagar todo lo que se nos ofrece en la misma puerta de casa.
volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Gracias por elegir Diario de Navarra

Parece que en el navegador.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, para poder seguir disfrutando del mejor contenido y asegurar que la página funciona correctamente.

Si quieres ver reducido el impacto de la publicidad puedes suscribirte a la edición digital con acceso a todas las ventajas exclusivas de los suscriptores.

Suscríbete ahora