Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Castejón

CAF aplaza el cierre de Trenasa ante la posibilidad de nuevos contratos

Suspende el despido de sus 109 trabajadores hasta el 31 de enero de 2021

Trabajadores de Trenasa, durante una manifestación tras el anuncio de cierre.
Trabajadores de Trenasa, durante una manifestación tras el anuncio de cierre.
Actualizada 28/10/2020 a las 08:58

Cuando todo hacía indicar que el cierre y el despido de los 109 trabajadores de Trenasa Castejón era inevitable, el grupo CAF, su propietario, sorprendió a todos anunciando que suspende esta decisión por 3 meses, hasta el 31 de enero de 2021. En este tiempo, y según comunicó la compañía a los representantes de los trabajadores, “se van a agotar las posibilidades de mantener la actividad en Trenasa”. Unas posibilidades que pasan por el resultado de los varios concursos millonarios convocados por Renfe en los que CAF compite con otras empresas. “En los próximos meses se conocerá la posibilidad de contar con potenciales nuevos contratos en el mercado ferroviario español”, dijo CAF en referencia a estos contratos, que podrían dar carga de trabajo a Trenasa.

Lo que también añadió la compañía es que se mantiene el ERTE por causas productivas que se acordó en junio hasta el 31 de diciembre, aunque dejó abierta la puerta a “tomar medidas adicionales para mitigar la falta de ocupación actual”.

La noticia supuso un giro respecto a la postura de CAF durante el periodo de negociaciones. De hecho, siempre ha insistido en que el cierre era inevitable alegando pérdidas económicas, que aseguró que ascendían a 4,3 millones de euros entre 2016 y 2020.

Unos argumentos rechazados siempre por los trabajadores, que desde el principio insistieron en que es CAF quien decide la carga de trabajo de cada planta y que, además, en Castejón se han desarrollado prototipos, que implican más horas de trabajo, y que luego se han fabricado en otras plantas.

INCERTIDUMBRE EN LA PLANTILLA

Este anunció fue toda una sorpresa para la plantilla, igual que lo fue el anuncio de cierre hace un mes. De hecho, los representantes de los trabajadores acudieron ayer a Pamplona a la cuarta reunión del periodo de consultas, que concluía este sábado y todo hacía indicar que iba a acabar con la confirmación del cierre. Pero se encontraron con que el abogado de CAF no estaba y que habían acudido el gerente de Trenasa y la responsable de Recursos Humanos.

“Nos hemos quedado extrañados. El gerente ha sacado el comunicado, lo ha leído y ya apenas ha habido más explicaciones. Ha sido una sorpresa muy grande. La gente ya estaba pesimista y que una empresa como esta retire un expediente así se ve muy pocas veces, relató el delegado de CC OO en la empresa, Miguel Ángel Molina.

Pero de esa sorpresa inicial se pasó a la prudencia y a la incertidumbre. “Hay que coger la noticia con pinzas. A ver cómo van esos contratos porque no sé si todo dependerá de eso. Es una muy buena noticia, pero tenemos que ser cautos. Igual hemos ganado una batalla, pero no la guerra”, señaló.

Añadió que una de las cuestiones por resolver, aparte de la seguridad del empleo a futuro, es qué pasa con los 15 eventuales de la fábrica, ya que tienen claro que quieren mantener a todos los trabajadores. “Nos veíamos cerrados y ahora nos dicen que no, pero con condiciones. Es una mezcla de alegría e incertidumbre. Los trabajadores están preocupados”, dijo.

Más tarde, al mediodía, se celebró una asamblea. Y ahí se demostró también el temor de los trabajadores a que la decisión signifique solo retrasar el cierre o que la situación pueda suponer despidos.

PROPUESTA DE LOS TRABAJADORES

Por ello, se aprobó una contraoferta a la compañía. En concreto, reclaman un plan de viabilidad que garantice el empleo por, al menos, 3 años y que se aplique a los 109 trabajadores. A lo anterior se suma que todos los contratos temporales pasen a indefinidos desde el 1 de noviembre y la imposibilidad de despidos los próximos 3 años.

También solicitaron que no se aplique el ERTE vigente hasta el 31 de diciembre y que la empresa reintegre las prestaciones del personal en esta situación desde julio de 2020 y también de los días de huelga consumidos en octubre.

Además, se decidió mantener la huelga que comenzó el 2 de octubre hasta que CAF conteste a esta propuesta. Y es que el temor de muchos es volver a trabajar, terminar las tareas que tienen pendientes, y que entonces el grupo confirme el cierre. También seguirá el encierro en el Ayuntamiento de Castejón que se inició el sábado 24.

 

 


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE