Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Blog Hogar Dulce Hogar

Edificio Singular de Pamplona

En DN INMO nos encanta la Historia de Pamplona y nos gustan los edificios que forman parte de ella.

  • DN INMO
Actualizada 01/03/2021 a las 14:23

Queremos poner en valor la Historia de la ciudad a través de alguno de los edificios con una historia especial. Tenemos verdaderos tesoros con pasado, presente y futuro que lucen en nuestras calles y avenidas y hacen de nuestra ciudad un lugar con un gran valor arquitectónico.

Comenzaremos por un edificio que no necesita mucha explicación, el Edificio Singular de Pamplona. Su origen se remonta a la década de 1960 cuando el Ayuntamiento de Pamplona adquiere unos terrenos situados entre los fosos de las murallas, la Avenida Pio XII y la futura Avenida del Ejército. El objetivo era construir un inmueble con la categoría del enclave urbano en el que se encontraba, uno de los puntos más representativos de la ciudad. La Comisión de Urbanismo redactó un informe en enero de 1967 en el que proponía la ejecución de un edificio de “construcción singular” y el Ministerio de Vivienda dio luz verde a la construcción del Edificio.


Según las bases de aquel concurso, el edificio debía cumplir estos requisitos:

  • Ser respetuoso con el carácter histórico del recinto fortificado de la Ciudadela
  • Armonizar con las viejas piedras de las murallas
  • Ser un hito arquitectónico, dada su privilegiada situación en la unión del Ensanche y del Plan Parcial de la Avenida de Pío XII.

Era un enlace entre la ciudad histórica, La Ciudadela y su cinturón ajardinado, y los emergentes barrios del Tercer Ensanche (San Juan e Iturrama). Debía ser tratado con una nobleza de formas y materiales que lo hicieran digno de estar situado junto a la Ciudadela; pero a su vez debía reflejar que se trataba de una edificación moderna del último tercio del siglo XX.

En consecuencia, pasado, presente y futuro de la ciudad debían darse cita en los proyectos, se buscaba la calidad del proyecto en todos sus aspectos.

Los nombres que concurrieron al concurso del Edificio Singular conforman en gran medida el panorama de la arquitectura navarra de las décadas centrales del siglo XX, de ahí el interés de las soluciones presentadas.

Los anteproyectos finalistas fueron el de Carlos Sobrini, con un edificación de gran calidad y alto “standing”, además de un completo programa de servicios para los futuros usuarios del inmueble y el proyecto ganador, firmado por el equipo de Manuel Jaén Albaitero y Javier Guibert, de gran calidad plástica y el excepcional interés urbanístico dado el conjunto de locales comerciales dispuestos en las plantas bajas del edificio.

Cumpliendo la doble premisa de respeto histórico e integración urbana del edificio, y con clara vocación ciudadana, consiguieron ese hito arquitectónico con claridad de volúmenes y fácil identificación desde un amplio entorno, buscando una forma que recordara el carácter estrellado de la Ciudadela.

El resultado fue un edificio compuesto por tres bloques de acusada directriz vertical y coronaciones exentas que se unían en las primeras plantas y apoyaban sobre un conjunto de pilares.

El espacio interior quedaba organizado en diferentes áreas, comenzando por una amplia zona de aparcamiento subterráneo. Desde éste y desde las calles circundantes que penetraban en el edificio, se accedía a un espacio interior en tres niveles habilitados como zona comercial cubierta, enlazados entre sí por medio de escaleras mecánicas, tenían cabida establecimientos de muy distinta naturaleza, desde tiendas y locales de ocio, hasta servicios tan útiles como lavandería, farmacia, estanco, teléfonos e incluso una pequeña estafeta de correos. Por encima se situaba una planta libre ajardinada, que servía de enlace con tres torres residenciales: dos de ellas mostraban planta pentagonal y catorce alturas que alojaban viviendas convencionales, y la tercera era de planta cuadrada y menor altura que las anteriores, doce plantas destinadas a apartamentos, residencias y oficinas.

Cortando las dos torres de viviendas a media altura –concretamente en la planta octava- se habilitaba una planta libre ajardinada para el esparcimiento y recreo vecinal, en un espacio alejado ya del ruido y la contaminación urbana. En el bloque de oficinas correspondería a este nivel un restaurante público, planteado como un mirador sobre la ciudad. Por último, en el coronamiento de las torres de vivienda se disponían nuevos jardines con solárium y piscina para uso privado.

La redacción del proyecto definitivo del Edificio Singular llevaba la firma del equipo de arquitectos que había elaborado el anteproyecto, y fue visado en la Delegación de Navarra del Colegio de Arquitectos Vasco-Navarro el 23 de diciembre de 1969.

Dificultades de carácter técnico relacionadas con el replanteo del solar retrasaron el inicio de las obras hasta los últimos meses de 1971, quedando concluidas a comienzos de 1976.

Hoy este edificio sigue estando en plena forma gracias a su excelente ubicación y sus maravillosas vistas y porque sigue rejuveneciendo gracias a las nuevas técnicas de rehabilitación y mejora de los edificios que serán capaces de mejorar su eficiencia energética y adaptarla a los nuevos tiempos.

En DN INMO nos gusta trabajar con inmuebles tan especiales, así que apostamos por él en el DESTACADO DN INMO de finales de Julio.

Hoy podemos contaros que este piso se vendió en menos de dos meses, gracias a la valoración profesional realizada por nuestro equipo y a la gran notoriedad que nuestros inmuebles alcanzan con el plan de marketing y comunicación personalizado de DN INMO.

 


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE