Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Educación

Adiós tras 20 años a las aulas prefabricadas del colegio de Aoiz

Fue una medida provisional ante la falta de espacio en el centro y con la construcción del nuevo instituto han dejado de ser necesarias

Ampliar Retirada esta semana de las aulas prefabricadas en el patio del colegio de Aoiz
Retirada esta semana de las aulas prefabricadas en el patio del colegio de AoizDN
Publicado el 08/12/2022 a las 06:00
Su retirada es más que simbólica. Llegaron como respuesta paliativa ante la falta de espacio en el interior del colegio San Miguel de Aoiz, como una medida de apoyo de tintes provisionales por el alto volumen de estudiantes, y han permanecido activas casi 20 años. Las dos aulas ubicadas en el patio del centro, habilitadas dentro de módulos prefabricados, dicen adiós estos días. Han dejado, por fin, de ser necesarias. La salida del alumnado de ESO (unos 150 estudiantes) al nuevo instituto construido recientemente en una parcela anexa al colegio ha permitido ganar espacio en el centro que acoge actualmente a unos 350 alumnos de Infantil y Primaria.
“La retirada es todo un reflejo del desahogo vivido en el colegio”, refiere Sonia Madurga, concejala de Educación, quien recuerda que fue el departamento de Educación quien colocó los módulos prefabricados como “medida provisional”. “Se ha esperado un tiempo hasta ver que no eran necesarios ya, y se abordó con Educación su retirada, que se realiza estos días sin clases”, indica la edil.
Contenían dos aulas y generalmente se empleaban en el ciclo de Infantil, al estar a pie de calle. “Ahora, además de tener más sitio en el colegio, vamos a tener a su vez más espacio disponible en el patio con su retirada”, destaca.
El colegio San Miguel de Aoiz, de concentración escolar, fue inaugurado en 1977 y ampliado en 1996. Posteriormente, ante el incremento de las matriculaciones, en 2003 se habilitaron en el patio estos módulos prefabricados para ganar espacio, y tras ello siguieron haciendo modificaciones, levantando y tirando tabiques, para dividir aulas y crear otras nuevas.
“Ahora estamos en la fase contraria. Al no tener desde marzo al alumnado de ESO, durante el verano el Ayuntamiento pudo realizar obras para retirar tabiques, consiguiendo aulas más grandes y luminosas, y se pintaron muchos interiores con tonos claros”, explica Sonia Madurga. “Habrá más fases en años venideros”, añade. Estas acciones, además, han permitido al colegio dotarse de una novedosa aula Ikasnova como la que ya tiene el instituto.
CARPINTERÍA Y CUBIERTA
Asimismo, en verano se terminó la última fase pendiente de sustitución de la carpintería exterior del colegio (básicamente ventanas) por unos 105.000 euros, con 76.000 de ayuda de Educación.
Ahora, se va a disponer de otro respaldo económico de 160.000 euros, vía partida nominativa en los Presupuestos Generales de Navarra de 2023, para la reparación de la cubierta. “La zona que peor está es la antigua, donde ya ha habido goteras que ha habido que ir reparando de forma parcial”, asegura Madurga.
volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Gracias por elegir Diario de Navarra

Parece que en el navegador.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, para poder seguir disfrutando del mejor contenido y asegurar que la página funciona correctamente.

Si quieres ver reducido el impacto de la publicidad puedes suscribirte a la edición digital con acceso a todas las ventajas exclusivas de los suscriptores.

Suscríbete ahora