Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Pamplona en blanco y negro

Pamplona en 1931: Un día “ideal” para nadar en el Arga

En 1931 se fundó el Club Natación en las mismas aguas del río, junto a las instalaciones actuales, y en donde se celebraban los Campeonatos de Pamplona

Foto de la salida de la carrera de medio fondo en aquellos II Campeonatos de Pamplona. El primero de la derecha es Jesús Azpilicueta, ganador de aquella prueba.
Salida de la carrera de medio fondo en aquellos II Campeonatos de Pamplona. El primero de la derecha es Jesús Azpilicueta, ganador de aquella prueba.
ARCHIVO DN
  • R. M.
Actualizada 14/04/2021 a las 17:08

En 1931, la natación era un deporte apenas incipiente en aquella Pamplona en blanco y negro. Pero la afición entre varios jóvenes de la ciudad impulsó al constitución del Club Natación aquel mismo año, que en sus primeros compases tan solo disponía de una zona del río Arga, junto al molino de Caparroso y donde ahora se levantan sus instalaciones. El club permitió restringir y regular esa zona del río para practicar la natación. Así lo recoge el propio club en su historia, cuando describe los inicios de la entidad con unas exiguas instalaciones, apenas el germen de lo que es hoy: “...una caseta, un columpio y un trampolín desde el que saltar al agua”.

El caso es que el 21 de septiembre de aquel 1931 republicano, esta zona del río Arga en la que hoy puede verse a jóvenes zambullirse en cuanto el sol aprieta, se celebraron los II Campeonatos de Pamplona de Natación. Diario de Navarra recogió aquel evento con especial entusiasmo en sus espacio de Diario de Sports, al que dedicó una página completa con tres imágenes de las orillas del Arga repletas de espectadores.

La página comenzaba con un titular rotundo: “Con gran éxito se celebraron los II Campeonatos de Pamplona”. Y subtítulos no menos apasionados: “Una mañana ideal. La animación fue extraordinaria. Las luchas entre los ‘ases’ pamploneses. La gran afición. El banquete en honor a Azpilicueta”. Porque si hubo un héroe local en aquella época en el mediofondismo acuático, ese era Jesús Azpilicueta, que se impuso en Pamplona después de hacerlo en San Sebastián.

Así comienza el artículo: “¡Bueno! Esto ya está visto. La natación ordenada, práctica, espectacular, es ya otro nuevo deporte, vigorizado ya entre nuestros deportistas. (...) En el río Arga, en este río pamplonés, en donde antes, si un aficionado a nadar tenía que estar ojo avizor a los guardas de campo, que prohibían toda expansión natatoria...”.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE