Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Tribunales

Condenadas por injurias homófobas contra dos hombres en un restaurante de Zizur Mayor

Una mujer tendrá que pagar una multa de 2.100 euros y la otra de 1.650, además de una indemnización de 3.000 euros

Ampliar Sede del Palacio de Justicia de Navarra.
Sede del Palacio de Justicia de Navarra.JOSÉ CARLOS CORDOVILLA
Actualizado el 28/10/2022 a las 12:59
Las dos mujeres juzgadas a principios de mes por los continuos insultos homófobos que lanzaron contra una pareja de hombres que comía el día de Reyes de 2021 en un restaurante de Zizur Mayor han sido condenadas a pagar sendas multas: 2.100 euros en un caso y 1.650 en otro. El Juzgado de lo Penal número 3 ha condenado a ambas por un delito de injurias con la agravante de discriminación por motivo de orientación sexual, en lugar del delito de odio por el que acusaba la Fiscalía, que reclamó en el juicio una pena de 2 años de prisión. La condena incluye el pago de una indemnización de 3.000 euros para uno de los perjudicados.
En el juicio, los denunciantes relataron que ese día se sentaron a comer al lado de una mesa “muy alborotada” en la que se encontraban las dos acusadas en compañía del exnovio de una de ellas. En un momento, ellos se dieron un beso y entonces una de las acusadas gritó: “Mira, se están besando, son maricones”. Decidieron no hacer caso a las mujeres, pero como seguían molestando con su volumen, uno de ellos les preguntó de forma educada si podían bajar el volumen. De nuevo, explicaron en el juicio, recibieron como respuesta insultos homófobos que fueron a más, hasta que uno ellos rompió a llorar. “Fue un bufet libre de ataques e insultos a mi sexualidad, un espectáculo con público”, resumió un denunciante. Durante este tiempo, el resto del restaurante abucheó a las mujeres y aplaudió a los dos hombres.
La encargada del local corroboró la versión de los denunciantes -“fueron muy educados”- y tildó de “horrorosa” la actitud de las dos acusadas. En el juicio, una de ellas se acogió a su derecho de no declarar y la otra lo hizo para asegurar que todo se había sacado de contexto. Reconoció que estaban un poco bebidas pero negó haber lanzado insultos homófobos. Dijo que solo dijeron la palabra “marica” en una conversación privada en su mesa y que con este término querían decir “tío” en la jerga colombiana. Si discutieron con ellos, afirmó, fue porque pidieron “de malas maneras” que bajaran el volumen. 
La encargada del local negó estos extremos y añadió que llamaron la atención a las mujeres varias veces, hasta que tuvieron que avisar a la Policía Foral. 
volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Gracias por elegir Diario de Navarra

Parece que en el navegador.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, para poder seguir disfrutando del mejor contenido y asegurar que la página funciona correctamente.

Si quieres ver reducido el impacto de la publicidad puedes suscribirte a la edición digital con acceso a todas las ventajas exclusivas de los suscriptores.

Suscríbete ahora