x
Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
CRIMEN DE TUDELA

El jurado concluye que el crimen de Tudela fue un homicidio planificado

Considera culpables a los tres acusados de planear la muerte de WIlson Yanza y al sobrino de ejecutarla

Foto de sobre las rocas de la derecha, en el río Ebro a su paso por Castejón, apareció el cuerpo. Había sido arrojado por la barandilla.

Sobre las rocas de la derecha, en el río Ebro a su paso por Castejón, apareció el cuerpo de la víctima.

Actualizada 19/09/2019 a las 07:47
A+ A-

La viuda de Wilson Yanza y su sobrino hundieron sus caras entre las manos, apoyadas en la mesa, y la sobrina, con problemas médicos, tuvo que ser atendida en una sala contigua del Palacio de Justicia. Los tres acababan de escuchar que el jurado popular, por siete votos de nueve, les consideraba autores del homicidio del vecino de Tudela en noviembre de 2016: fue un plan urdido por los tres y ejecutado por el sobrino mientras las dos mujeres no hacían nada por evitarlo en el interior de la vivienda familiar, para después conducir con el cadáver hasta Castejón y arrojarlo al río Ebro. El jurado también se mostró favorable (por 5 votos en el caso del sobrino y por 7 en el de las mujeres) a la concesión del indulto a los tres, si bien esa decisión corresponde al magistrado presidente del tribunal, que será el encargado de redactar la sentencia, y se antoja improbable.


A las siete y media de la tarde de ayer, tras dos días de deliberaciones, Irene de Fátima Sabino, viuda, y sus sobrinos Ronaldo Dias Camargo y su hermana Rozilene de Fátima Camargo escucharon a la presidenta del jurado leer que se decantaban por la tesis del fiscal y por la primera de las versiones que los investigadores ofrecieron de los hechos, y no por las que han ido aparecido en estos tres años.


Wilson Yanza, de 33 años, regresó a la vivienda sobre las nueve de la noche y lo hizo nervioso. Allí se encontraban los tres acusados y el hijo del fallecido y la acusada, de apenas un mes. Lo que ocurrió allí, a juicio del jurado, fue lo siguiente: “Siguiendo el plan urdido, el acusado Ronaldo Dias le agarró fuertemente desde la espalda aplicando el antebrazo sobre la laringe del señor Yanza, situando aquella en el pliegue de flexión del codo y flexionando el antebrazo, de tal forma que el brazo y antebrazo comprimían las caras laterales del cuello, anulando la circulación yugular y/o carotidea , manteniendo dicha construcción entre 2 y 5 minutos.”. Mientras tanto, las dos mujeres no hacían nada para evitar el fallecimiento de Yanza. El jurado no vio probado que en el momento del estrangulamiento la víctima estuviera “de pie y desprevenida” y que los acusados se aprovecharan de esta circunstancia, que hubiera convertido al crimen en un asesinato (tesis mantenida por la acusación particular, que reclamaba 20 años).


El jurado popular tampoco ha visto probada la versión que los dos hermanos han dado en el juicio, negando el plan y acusando a su tía de ser la autora del crimen cuando se encontraban solos en su habitación. Tampoco ven probado que callaran esta versión medio año por miedo a las represalias de su tía con que iba a matar a Rozilene y que iba a acusar a Ronaldo del crimen si avisaba a la policía. El jurado ve probado que la relación anterior al crimen era buena entre ambos.


El veredicto, de esta manera, no apreció que el sobrino actuara por miedo a su tía ni que la viuda estuviera afectada en el momento de los hechos por su dependencia de sustancias estupefacientes y psicotrópicas. En cambio, sí apreció que el trastorno de personalidad que padece la sobrina, y que fue expuesto en el juicio por los forenses, “le dificultó, sin impedirlo, comprender el alcance de sus hechos y actuar con arreglo a tal comprensión, por lo que su pena será inferior a la de los otros acusados.

“Es una gran pena que no hayan aceptado que fue un asesinato”


Rosa Zúñiga, cuñada de Wilson Yanza, estuvo acompañada de tres familiares en la lectura del veredicto. Su reacción a la decisión del jurado no fue de satisfacción: “Han visto probado que ellos lo hicieron planificadamente, pero es una gran pena que no hayan aceptado que fue un asesinato planificado. Esperemos poder recurrir, o por lo menos que cumplan los años que les van a imponer”, apuntó su cuñada, que adelantó que si bien tienen que hablar con su abogada, Silvia Velázquez, seguramente la madre de las tres hijas de Yanza que viven en Estados Unidos querrá recurrir la condena. Zúñiga, que conocía a la víctima desde los 11 años y para ella era “como un hermano”, estuvo presente en las cinco sesiones del juicio: “Lo he vivido con una impotencia tremenda de no poder decir ni una sola palabra y defenderlo ante tanta arrogancia de estos (los tres acusados). Ha sido muy, muy, muy duro. Lo que queríamos era buscar un poco de justicia, porque la vida de Wilson ya no nos la van a devolver”, concluyó.

Dos de los acusados serán condenados a entre 10 y 15 años


Las cinco partes formularon sus peticiones de condena tras el veredicto del jurado. El fiscal mantuvo su petición inicial de 13 años de cárcel para la viuda y su sobrino, y rebajó su petición para la sobrina, a la que el jurado apreció una atenuante: 11 años si es una atenuante simple y 8 en caso de que el magistrado la considere como muy cualificada. La acusación pidió el máximo por homicidio agravado (15 años) para viuda y sobrino, y 13 para la sobrina, si bien el magistrado le adelantó que no iba a aceptar la petición de homicidio agravado puesto que no se había acusado por este delito en el juicio.


La defensa de viuda y sobrino pidieron una pena de 10 años de cárcel, mientras que el abogado de la sobrina rebajó su petición a los 2,5 años como mínimo y un máximo de 10, al entender que el jurado había considerado una atenuante muy cualificada en base a un informe forense que considera a su defendida como una persona “totalmente vulnerable y que quedaba bloqueada” ante situaciones estresantes.
Las acusaciones también pidieron el ingreso en prisión inmediato de la sobrina para cumplir con el veredicto y evitar el riesgo de fuga. Asimismo, también reclamaron que la viuda, que ha estado en libertad estos años y solo fue encarcelada a finales de agosto después de que estuviera siete meses sin ir a firmar al juzgado, permanezca encarcelada.


La defensa de la viuda reclamó la puesta en libertad. “Fue encarcelada para asegurar su presencia en el juicio y no se va a sustraer de la acción de la justicia. Hasta que no haya sentencia firme, porque recurriremos, debe primar la presunción de inocencia”. El abogado de la sobrina también se opuso a su encarcelamiento (hoy se celebrará una vista para tomar una decisión) argumentando que durante estos tres años siempre ha estado a disposición de la justicia.


La sentencia también deberá fijar la responsabilidad civil para los cuatro hijos del fallecido: tres hijas en Estados Unidos y el que tenía un mes y estaba presente en el domicilio cuando ocurrió el crimen. Ayer, los abogados desvelaron que ya se encuentra en acogimiento y pronto será dado en adopción. “Va a salir de las vidas de Wilson e Irene y va tener una buena familia”, dijo mientras la viuda escuchaba tapándose la cara.

Los mensajes de whatsapp, claves para el jurado


Ronaldo Dias trabajaba en Madrid como portero de discoteca y el 1 de noviembre, un día antes del crimen, se desplazó a Tudela. Según su versión, porque quería conocer a su sobrino. Pero este viaje, así como dos mensajes que envió a su tía y a su jefe han sido las tres pruebas en las que el jurado, como hizo el fiscal, ha basado la existencia de un plan para matar a Wilson. A su jefe le dijo que tenía que solucionar “un problema urgente” con su tía y su hermana, y que por eso no iba a ir trabajar. Durante el viaje a Tudela, su tía y él cruzaron los siguientes mensajes en portugués (los tres son brasileños):
Él: “¿Qué pasa? Dime indinha”
Ella: “Todavía nada, pero hablamos aquí”.
Él: “De acuerdo”.
Ella: “Negro, ¿cuántos días puedes quedarte aquí?”.

Selección DN+


Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo para suscriptores DN+
Navega sin publicidad por www.diariodenavarra.es
Suscríbete a DN+
Solo 0,27€ al día (Suscripción Anual)
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que necesitas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra