x
beatificación

Pablo VI, el Papa que clausuró el concilio Vaticano II

0
Actualizada 19/10/2014 a las 12:48
Etiquetas
  • efe. redacción internacional
A+ A-
Pablo VI, beatificado este domingo por el papa Francisco, fue el primer papa con un pontificado viajero durante el que clausuró el Concilio Vaticano II, interrumpido por la muerte de Juan XXIII, y propugnó la reconciliación entre las diferentes Iglesias.

El Papa Pablo VI, cuyo nombre era Giovanni Battista Enrico Antonio Maria Montini, fue el pontífice 262 de la Iglesia Católica.

Nació en el seno de una familia acomodada en Concesio, cerca de Brescia, en la región italiana de Lombardía, el 26 de septiembre de 1897.

Educado por jesuitas, ingresó en 1916 en el seminario, pero debido a su frágil salud, se le permitió vivir en casa.

El 29 de mayo de 1920 fue ordenado sacerdote y enviado a Roma.

Comenzó sus estudios diplomáticos en la Academia de los Nobles Eclesiásticos y continuó la carrera de derecho en la Universidad Gregoriana.

En 1922 ingresó en el servicio papal adscrito a la Secretaría de Estado, donde permaneció durante treinta años.

Un año más tarde, fue trasladado a Varsovia como consejero en la nunciatura, pero retornó a Roma en 1924 debido a su siempre precario estado de salud, al que no sentaban bien los duros inviernos polacos.

En 1931 le fue asignada la cátedra de Historia Diplomática y en 1937 fue nombrado asistente del cardenal Pacelli, en ese momento secretario de Estado, más tarde Pío XII.

Tras la elección del papa Pío XII, en 1939, Montini permaneció bajo las órdenes directas del cardenal Luigi Maglione y del propio Papa, del que fue uno de sus más estrechos colaboradores.

En 1952, Pío XII reveló que le había ofrecido el capelo cardenalicio, pero que él lo había rechazado; un año más tarde fue nombrado arzobispo de Milán, donde pronto fue conocido como "arzobispo de los pobres".

En 1958 fue consagrado cardenal por Juan XXIII, quien lo nombró su asistente y le encomendó la preparación del Concilio Vaticano II, convocado en 1962 por el más tarde conocido como "Papa Bueno".

El 21 de junio de 1963, tras la muerte de Juan XXIII, el cardenal Montini fue elegido papa en el tercer día de cónclave y adoptó el nombre de Pablo VI.

Durante su papado (1963-1978) concluyó el Concilio Vaticano II, la gran asamblea ecuménica que marcó al mundo católico en la segunda mitad del siglo XX y que supuso la mayor revisión de la liturgia desde el Concilio de Trento.

Impulsor de la idea ecuménica del Concilio, Pablo VI inauguró los viajes por el mundo. Visitó Tierra Santa (1964), donde se produjo el histórico encuentro con el Patriarca ortodoxo Atenagoras I.

Viajó también a Bombay (India), la ONU (1965), Fátima (Portugal), Estambul, Bogotá, Ginebra, Uganda, Asia Oriental y Australia y vivió los difíciles años que sucedieron al Concilio, en los que la tensión entre la primacía del papa y la colegialidad del episcopado, fue una constante.

Pablo VI falleció en Castelgandolfo, residencia de verano de los papas, en la madrugada del domingo 6 de agosto de 1978. Le sucedió Juan Pablo I.

El papa Montini dejó escritas siete encíclicas: "Ecclesiam Suam" (1964), "Mense Maio" (1965), "Mysterium Fidei" (1965), "Christi Matri" (1966), "Populorum Progressio" (1967), "Sacerdotalis Caelibatus" (1967) y "Humanae Vitae" (1968), esta última en la que reafirmó la negativa de la Iglesia Católica al control de la natalidad y a los métodos anticonceptivos.

El 11 de mayo de 1993, quince años después de su muerte y durante el pontificado de Juan Pablo II, se inició oficialmente su proceso de beatificación.

En 2012, Benedicto XVI le otorgó el título de "Venerable Siervo de Dios", primer paso hacia la santidad, y en 2014, el papa Francisco comunicó la fecha de su beatificación el 19 de octubre de 2014, tras aceptar el supuesto milagro por su intercesión y una vez finalizado el sínodo de los obispos sobre la Familia en el Vaticano.

El supuesto milagro aceptado por su intercesión se refiere a la "sanación" de un feto en 2001 en California (Estados Unidos) del que dijeron presentaba daños cerebrales irreversibles.
Etiquetas
Selección DN+



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE