Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE
Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Televisión

La 'Isla de las Tentaciones': un visionado de emergencia que suelta una bomba en Villa Playa

Sandra Barnedo reunió a seis de los concursantes del reallity de Telecinco para mostrarles las imágenes de una traición

De izda. a dcha., Estefabía, Andrea, Marina, Lucía, Patry y Alejandro durante el visionadod e emergencia
De izda. a dcha., Estefabía, Andrea, Marina, Lucía, Patry y Alejandro durante el visionadod e emergencia@islatentaciones
Actualizado el 14/10/2021 a las 11:11
Que 'La Isla de la Tentaciones' es un programa en el que las traiciones, el morbo y las infidelidades nutren casi el total de sus contenidos no es un secreto. Como tampoco lo es la tendencia de más de un concursante a la poca estabilidad emocional para con sus parejas. Andrea, sin ir más lejos, es el fiel reflejo de lo poco que puede durar una relación si en el camino se cruzan terceras, cuartas o quintas personas. Y este miércoles 13 de octubre, en el programa 'La última tentación', los espectadores volvieron a vivir una nueva traición. Y van...
Entre fiesta y fiesta, bailecito y bailecito y dimes y diretes, los habitantes de Villa Playa, una de las dos casas donde conviven los participantes del formato, recibieron la visita de la presentadora, Sandra Barneda, quien llegaba con noticias frescas y novedades novedosas. "Traigo un visionado de emergencia para vosotros", anunciaba la finalista del Premio Planeta 2020. Pero no era una película apta para todos los públicos. Escogió a seis de los concursantes para la premiere exclusiva.
En un alarde de tensión y trilerismo televisivo puro, Barneda fue preguntando uno por uno a los seis elegidos, elegidas, "elegides" por si pensaban que iba para ellos. En la nómina figuraban fichajes como Estefanía (la novia de Christofer), Andrea (la chica que se ha empadronado en la República Dominicana ya que no se ha perdido ninguna temporada del reallity), Lucía (la exnovia de Manué "la manita relajá"), Marina (exnovia de Isaac, el Lobo, actual pareja de Lucía), Patry (actual pareja de Lester, exnovio de Marta) y Alejandro, que hace las veces de novio de Mayka, concursante de la pasada edición.
"Son de Cristopher", aseguraba una convencida Estefanía quien veía cómo su pareja no le perdonaba el beso que se dio con un compañero en un episodio anterior. Mientras tanto, Andrea desviaba su mirada sin querer pronunciarse y Marina ponía la mano en el fuego porque su expareja, Jesús, no había sido. Lucía, calladita, se pronunciaba opinando sobre los demás sin saber la que le esperaba.
Y es que el traidor fue Isaac. El Lobo se besó en la otra villa con Bela, tentación de la anterior edición del programa y con quien se adivinaba que podía haber tenido un medio rollete tras finalizar la entrega anterior. Algo que Manuel le venía advirtiendo a Lucía en esa exclusividad que tiene el gaditano de ser el único que le ha hecho daño a la joven andaluza.
"Yo ya no tengo novio", aseguró Lucía tras el visionado de urgencia.Conclusión a la que llegó tras comprobar cómo Isaac y Bela se comían uno a otro sobre el sofá de la otra casa, y sin necesidad de ver el encamado que dejaron adivinar los responsables del programa.
MANUEL Y SU GRAN CORAZÓN
Tras el visionado, los otros cinco compañeros abandonaron el sofá del salón de la villa y dejaron sola a Lucía para que engujase sus lágrimas y reviviera la pesadilla experimentada el año anterior. Manuel se acercó a consolar a su exnovia, momento en el que le espetó un "Joé, chiquilla. Qué mala suerte tienes" que hizo que la audiencia se ganara al gaditano como uno de los más cachondos de esta edición.
El joven no pudo sino emocionarse y llorar con ella, abrazándola, con lágrimas de rabia. Parece ser que él tiene la exclusividad de hacerle daño a Lucía, aunque es cierto que se comportó como un auténtico caballero ofreciéndole el hombro, compartiendo dolor y penas y tratando de consolarla. Eso sí, a renglón seguido se fue a la habitación de la testosterona y comentó la jugada con el resto de chicos, en una escena que si nos dicen que es el vestuario del equipo ganador de la final de la NFL nos lo creemos sin ningún problema.
El estreno de lo que denominaron "visionado de emergencia" dejó herido el corazón de Lucía, humanizado a Manuel, retratado a un actor llamado Isaac que va de Lobito y, sobre todas las cosas, una Villa Playa donde por unos instantes el cachondeo y la fiesta pasó a segundo plano. Hasta que volvió a encenderse la música, obvio.
ETIQUETAS
volver arriba

Activar Notificaciones