Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Natación

Adur Mendívil, Iosu Pérez e Iván Salguero: Comerse la vida a brazadas

Iosu Pérez y Adur Mendívil lograron siete medallas en el Campeonato de España absoluto de natación adaptada en las categorías S6 y S7, respectivamente. Ahora, Iosu busca seguir mejorando marcas y Adur acudir al Europeo de mayo

Foto de Iosu Pérez Adiago, Adur Mendívil Aldunate y Raúl González Hernández en las instalaciones del club Ardoi, en Zizur Mayor.
Iosu Pérez Adiago, Adur Mendívil Aldunate y Raúl González Hernández en las instalaciones del club Ardoi, en Zizur Mayor.
  • Lucía Valero Roncal
Actualizada 23/01/2021 a las 06:00

Disfrutar mientras entrenas de forma profesional en la natación no es tarea fácil. La constancia puede ser una de las claves, pero sin duda tener un ambiente positivo en el equipo es lo que puede aumentar las posibilidades de conseguir buenos resultados. Adur Mendívil (28/04/2001), Iosu Pérez (13/03/1993) e Iván Salguero (04/01/1998) tienen la suerte de poder presumir de ello.

En el Campeonato de España de Natación Adaptada de diciembre, los tres navarros lograron 13 medallas. Incluso Adur realizó récord de España en los 50 metros espalda. Iban con mucha incertidumbre porque antes no habían podido competir debido a las cancelaciones de campeonatos por la covid. Estos tres nadadores del Ardoi suman miles de metros en la piscina y experiencias internacionales en la natación adaptada.

Salguero se encuentra en el Centro de Alto Rendimiento de Madrid, mientras que Pérez y Mendívil entrenan en la piscina del Ardoi con Raúl González, su entrenador, cinco o seis días semanales con sesión de gimnasio incluidos. Los objetivos del nadador Iosu Pérez son seguir compitiendo a nivel nacional y seguir logrando buenas marcas mientras que Adur está buscando clasificarse para el Europeo de mayo en Funchal (Portugal).

La natación adaptada se distribuye en tres categorías, de la S1 a S10 comprende las discapacidades físicas o parálisis cerebral, siendo la S1 la más grave. La S11 a S13 corresponde a la discapacidad visual y por último, la S14 que son las personas con discapacidad intelectual. Iosu Pérez compite en la categoría S6, Adur en la S7 e Iván Salguero en la S13.

Adur y Iosu comenzaron la natación por prescripción médica para trabajar el aparato locomotor. “La natación se realiza en suspensión y esas dificultades que tenemos a pie de tierra en el agua se igualan. Luego ya depende de la movilidad de cada uno. Pero el medio más positivo para ellos es el agua”, explica Raúl.

Iosu comenzó a los 16 años a competir y Adur a los 11, desde entonces se han medido tanto dentro como fuera de España. “La natación me da satisfacción, me gusta lo que hago. Además me salen los resultados y estoy yendo a los campeonatos de España”, comenta Adur. “Conoces a gente de otros lugares que entrenan igual que nosotros. Entiendes cómo trabaja una persona amputada o la metodología que emplean. No solo en España sino también con gente de otros países”, explica Iosu.

La natación tiene un componente integrador y en España hay nacionales en los que personas con y sin discapacidad compiten en conjunto. “Se ha empezado a visibilizar que la natación adaptada casi le vale a cualquier persona. La capacidad o discapacidad de cada uno se puede adaptar a la natación sin problema. Es lo bonito”, cuenta Raúl González. “Cada uno tiene su nivel y vas mejorando. La meta la pones tú y es el trabajo que tú desempeñas”, explica Iosu Pérez.

La mayor diferencia se encuentra en la capacidad física en los entrenamientos. “La carga física no es la misma que otro nadador”, cuenta Adur. “La discapacidad de Iosu y Adur es parálisis cerebral y su formato de entrenamiento, aunque es similar, las cargas varían. Su fatiga se presenta mucho antes y es más difícil de recuperar pero en volumen e intensidad hacen lo mismo”, comenta Raúl. A sus 27 años Iosu Pérez ha sufrido muchos entrenamientos con los sacrificios que eso conlleva. “La exigencia era muy dura cuando estábamos a nivel internacional. Eran cargas potentes y el cuerpo se tiene que adaptar”, explica Iosu.

SIN MEDIOS CUESTA MÁS

En Navarra suelen competir en las citas del calendario foral, pero no más de cinco nadadores discapacitados suelen hacerlo. Ambos nadadores aseguran que todavía hay mucho que mejorar en la natación Navarra. “Es una asignatura pendiente. Los avances han sido muy pocos y han sido gracias a que tenemos a Raúl que ha luchado, hace falta un cambio de mentalidad de cómo es la natación adaptada. En otras comunidades están más equilibradas. Lo más importante no es que vayamos a los de España, sino que más gente quiera participar e integrarse. Sino nos ponen los medios y nos ponen trabas cuesta cuatro veces más”, explica Iosu.

Raúl González, entrenador de natación del Club Ardoi: “Me encanta ver las motivaciones de la gente”

 


Raúl González lleva más de 30 años como entrenador en el Club Natación Ardoi, su camino se cruzó con el de Iosu Pérez y ahí empezó a construir un camino de integración en la natación adaptada. “En su momento apostamos por esto porque veíamos que era una salida importante para gente que no tenía esa posibilidad de salir a competir como club aparte de federación”, explica.

En los entrenamientos lo único que varía para estos nadadores es la carga. “Nosotros enfocamos la natación por niveles, no vemos a la persona, vemos el nivel. A cada uno se le va aplicando lo que necesita según su progresión”.

Él no lo buscó y cuando le llegó lo agradeció. “Como monitor de natación siempre he tenido la suerte de ver en diferentes instalaciones a personas con discapacidad, tanto nadadores como monitores. Yo no lo busqué, me vino. Iosu y fue el que abrió la puerta. Te produce una satisfacción enorme, esto se ha ido abriendo cada vez más y ya han pasado muchos deportistas”, cuenta el entrenador.

Iván Salguero es el que más lejos ha llegado, participando en las paralimpiadas de Río de Janeiro en 2016. “Es el culmen de una carrera deportiva, se dice que el que llega a unos Juegos ha conseguido lo máximo. Para nosotros Iván es impresionante, podemos decir que somos un club paralímpico”.

Raúl ha entrenado a una gran cantidad de nadadores que han pasado por su piscina y cada día se sorprende más. “Me encanta estar con la gente, me siento feliz. Lo que me gusta es la convivencia, ver las motivaciones y necesidades de la gente. Luego lo que tu le puedes ofrecer, que es lo mejor posible para cada persona”.

Raúl González coincide en que en Navarra queda mucho camino por recorrer para la natación adaptada. “Es fácil , sencillo y satisfactorio que todo el mundo pueda competir en la misma competición sin reparo ni limitaciones, sería lo ideal y actualmente no es posible”, se sincera Raúl.

Todavía se desconoce cuándo volverán las competiciones de natación a Navarra pero Raúl trabajará junto con Iosu y Adur para competir a nivel nacional e internacional y buscar los buenos resultados.

Iván Salguero, nadador paralímpico: “Es un año muy duro, pero luego tiene su recompensa”

 


Iván Salguero Oteiza va en busca de su billete a Tokio para participar en sus segundos Juegos Paralímpicos. En Río de Janeiro 2016 participó en seis pruebas y llegó a estar en la final de los 100 metros braza. Ahora, no está siendo un año olímpico fácil debido a la pandemia. El navarro tuvo que estar parado mucho tiempo y en septiembre le costó coger sensaciones en el agua.

No obstante, en el Campeonato de España de natación adaptada de diciembre, Salguero demostró haber recuperado su forma física al conseguir cuatro oros en las cuatro pruebas que participó de su categoría, S13. El navarro reside actualmente en Madrid en el Centro de Alto Rendimiento y a la semana realiza nueve sesiones de entrenamiento más cuatro de gimnasio. Además, está estudiando a la vez INEF.

Sus inicios en la competición fueron tempraneros, entró en el equipo del Amaya con 8 años y cuando empezó a destacar de forma internacional se pasó al Ardoi para poder enetrenar con sus compañeros Iosu y Adur. En 2015 fue al mundial de natación y desde entonces no ha dejado de participar en citas de fuera de España.

De momento está luchando por conseguir la mínima en los 400 metros libres, tan sólo tiene que bajar su mejor marca personal. “Tengo oportunidades en febrero con un campeonato en Barcelona, luego el Cto. de España de marzo y también en el Europeo de Funchal”, cuenta Salguero. Para la cita más importante quedan desde hoy 7 meses.

Asegura también que no es nada fácil pero que merece la pena. “Es un año muy duro que luego tiene su recompensa. Tienes que entrenar como nunca y competir a mayor nivel. Hay muchas tensiones, viajas mucho... Es un año muy estresante pero muy bonito”, explica el nadador del Ardoi.

Iván Salguero tiene un 10% de visión en cada ojo y hay actividades que tiene limitadas. “En el día a día me afecta en no poder conducir por ejemplo y hay otras acciones que no puedo hacer. El mundo es bastante visual y tienes que apañarte como puedas. En el deporte no podría decir dónde están las dificultades porque no he nadado con visión completa”, cuenta Iván Salguero.

El navarro ha recorrido muchos países y tiene a sus espaldas grandes experiencias. “Este deporte en si me gusta mucho, el tema de competir y entrenar con compañeros, conocer personas. Son vivencias muy bonitas”.

DIFERENCIAS ENTRE FRONTERAS

España es un país fuerte en la natación paralímpica y tiene buenos recursos para ello. “Funciona bien en España, tenemos varios centros y es un país potente para la natación adaptada. Es cierto que mis compañeros Iosu y Adur no tienen las mismas condiciones que yo”, explica el navarro.

Etiquetas

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE