Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE
Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Ciclismo

Preparados para volver al Infierno

En 2020 la pandemia acabó con muchas cosas, también con la París-Roubaix. El Infierno del Norte vuelve hoy con la carrera de chicas y mañana los chicos. Movistar masculino acude con Cortina y Erviti como referencias. Así se han preparado

Los corredores del  Movistar Team el jueves por la mañana atravesando el Bosque de Aremberg
Los corredores del Movistar Team el jueves por la mañana atravesando el Bosque de ArembergMOVISTARTEAM
Publicado el 02/10/2021 a las 06:00
Sea a comienzos de abril, su fecha habitual, o en octubre, como este año por la pandemia, la París-Roubaix pone al límite a ciclistas y equipos en el escenario más hostil de toda la temporada. Se vaya a disputar o a cumplir el expediente, es una carrera única. Movistar team, con Chente García a la cabeza, lleva en la tierra de los adoquines desde el jueves. Así ha sido la aproximación al Infierno.
La bici y los cambios. Movistar usarán como base la misma bici que el resto de la temporada, la Canyon Aeroad CFR de carbono pero con ligeras modificaciones. La tendencia es “acortarla” cambiando ligeramente el retroceso o la altura del sillín. La Roubaix es llana, hay equipos que han optado por usar un solo plato. Movistar, no. Montará atrás una piña de 10x30 o 10x33. Los platos los decidirá a última hora, a gusto del corredor. Pueden ser 54x41 o 52x39. “Va a soplar viento a favor, y eso es importante”, dice Chente, que disputó cinco veces la P-R. Lo que sí que llevarán todos es doble cinta en el manillar para amortiguar el traqueteo de los adoquines.
Las ruedas y las presiones. La Roubaix es el medio más hostil para una bici de carretera y todos sus componentes. El éxito o el fracaso depende del acierto o no con las ruedas. Movistar tiene preparado el modelos de Zipp de carbono con perfil y montará tubulares de 28 o 30 mm (3 mmm más anchos de lo habitual) convencionales o el modelo Tubeless de Continental. Eso y la presión. Los corredores suelen llevan las ruedas hinchadas entre 7.5 y 8 bares. En la París Roubaix están entre 5 u 6. “Para pasar bien el pavés se lleva la rueda más baja de lo habitual. Al principio tienes una sensación rara en la bici, hay que hacerse. Cada corredor elige sus presiones”, comenta el técnico tafallés del Movistar.
Todos los tramos, en dos días. Los dos equipos del Movistar han aprovechado los tres días antes de la carrera para supervisar todo el Infierno, con sus 30 sectores. El jueves rodaron desde el kilómetro 107 hasta el velódromo de Roubaix, 27 tramos incluidos. Ayer hicieron desde la salida hasta el kilómetro 107. Los hicos rodarán hoy hora y media. Las chicas compiten hoy. “Ver los tramos te sirve para refrescar la memoria y para probar y ajustar el material”, dice Chente.
Octubre no es abril. La Roubaix que se va a disputar hoy está fuera de fecha. Se espera mal tiempo, con lluvia intensa. Un factor que va a cambiar la carrera. “En abril todos estos campos están yermos, ahora el maíz está muy alto. Menos visibilidad, más protección del aire”, argumenta Chente. “Y el agua. Esta carrera con lluvia es otra carrera totalmente distinta, es supervivencia. Si llueve para nosotros en parte es mejor porque va a ser una carrera más lenta. Pero, claro, es muchísimo más peligrosa. Cada tramo, en mojado, es toda una aventura. Puede pasar cualquier cosa. En todas las carreras la suerte influye, pero es que en esta es vital”.

EL DATO
​5 coches tendrá dispuesto el MovistarTeam a lo largo de los 30 tramos de pavés de la Roubaix.

volver arriba

Activar Notificaciones