Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Quique Domínguez

Quique Domínguez: “No es habitual que los árbitros te feliciten... Y en esta primera vuelta me ha pasado”

Un 2020 positivo pese a todo. Es el balance deportivo del Helvetia Anaitasuna en una primera parte de temporada marcada por la covid-19, la incertidumbre, la ausencia de público, la falta de competición de la base y el buen rendimiento del renovado primer equipo en la Liga Sacyr Asobal

Foto de Iñaki Garralda, Mertxe López (presidenta) y -, el director técnico Javi Gracia (izda), el entrenador del primer equipo Quique Domínguez (dcha) así como los capitanes Ibai Meoki, Carlos Chocarro y Antonio Bazán. Abajo, los canteranos Uxue Morentin (internacional juvenil) y Mikel Redondo, quien ya ha jugado en Asobal.
En el acto de este lunes estuvieron presentes miembros de la junta directiva de Anaitasuna -en la fila de arriba: Iñaki Garralda, Mertxe López (presidenta) y -, el director técnico Javi Gracia (izda), el entrenador del primer equipo Quique Domínguez
Actualizada 22/12/2020 a las 06:00

Aunque la irrupción de la covid-19 y la incertidumbre y cambios que ha generado han hecho de este 2020 “un año muy duro a todos los niveles”, en el plano deportivo el Helvetia Anaitasuna hizo un balance este lunes bastante positivo de esta primera parte de la temporada en la Liga Sacyr Asobal, en la que ha finalizado entre los 8 mejores, rozando su participación en la Final a 8 de la Copa del Rey y buenas sensaciones en cuanto juego y, sobre todo, ambiente y actitud. Una campaña marcada por el abrupto final de la temporada anterior y los numerosos cambios realizados en la plantilla, incluyendo el de entrenador tras la salida de Iñaki Ániz y la llegada de Quique Domínguez.

Así lo expresaron en el tradicional balance prenavideño, en esta ocasión varió su formato por el protocolo de seguridad, la presidenta de la entidad Mertxe López -elegida el pasado septiembre en sustitución e Miguel Ollacarizqueta-, el director técnico Javi Gracia y el propio entrenador Quique Domínguez.

Mertxe López, quien se estrenó en el tradicional acto, quiso agradecer la “comprensión y apoyo” mostrados por los aficionados ante las restricciones y la imposibilidad de acudir a los partidos, al “esfuerzo” de los jugadores de base por entrenar sin competir o “la confianza” de las familias con niños en la escuela de balonmano del club. Además, quiso dar la gracias a los patrocinadores. “Más a Helvetia, especialmente a Javier García, por seguir cumpliendo sus compromisos pese al parón competitivo ya que ha sido un respaldo que nos ha dado grandes dosis de tranquilidad en momentos de incertidumbre”, explicó

Por su parte, Quique Domínguez desveló una anécdota para describir las buenas sensaciones que ha dejado su plantilla en estos 17 partidos y ya no sólo en la entidad o entre su afición. “Suele ser habitual que otros entrenadores tengan buenas palabras hacia tu equipo. Muchas veces por cortesía, por educación o, también, por amistad. Pero, esta primera vuelta, a mí me han felicitado muchos entrenadores por cómo jugaba Anaitasuna”, explicó, antes de añadir: “Lo que no es tan habitual es que sean los árbitros quienes te feliciten. Y esta temporada han sido ya cuatro las parejas que lo han hecho, dos antes de empezar el partido y dos al acabar, por la intensidad y energía que notaban en nuestro equipo y que no percibían en otros. Incluso, hubo otra pareja, no diré cual, que me preguntó si la intensidad y fuerza que había tenido el equipo en su partido la habíamos planificado previamente porque ellos tenían fama de permitir mucho, de no mostrar muchas exclusiones. Y no. Ni sabía, como me suele pasar, quién eran los árbitros ese día. Y se lo dije: tratamos de jugar siempre así”, expuso, mostrando su “orgullo” por esos reconocimientos. “No hay nada que me parezca más satisfactorio que el que te feliciten y te digan que tu equipo trasmite algo diferente, que en tus partidos pasan cosas que no ocurren ni se ven en otros encuentros”, añadió.

“Digo todo esto porque cuando yo hablé por primera a mis jugadores un 21 de julio les dije tres cosas: que el Barça iba a ser campeón de Liga sí o sí; que este equipo iba a jugar bien a balonmano; y que en esas otras cosas que no son el defender, el atacar, el tirar a puerta o el pasar el balón, pero que son importantes porque hacen equipo y vestuario nosotros íbamos a estar en zona ‘Champions’”, recordó Domínguez, queriendo destacar el grado de implicación “admirable” de toda la plantilla y del cuerpo técnico. “Me parece justo reconocer el trabajo de los jugadores. Hemos trabajado mucho estos meses en el plano físico, técnico y táctico, pero también en cohesionar al grupo e ir juntando las piezas con el objetivo final de hacer un equipo con mayúsculas”, afirmó. “Ha habido partidos peores, lógico. A eso se llama competir. Pero creo que hemos tenido un nivel altísimo”.

Sobre la segunda parte de la Liga y el 2021, Domínguez fue claro: “Seguiremos confiando y trabajando en lo que hacemos. Con ambición para llevar a este club lo más alto que podamos”.

Por su parte, el director deportivo del club, Javi Gracia, reconoció que tras el sorprendente final de la pasada campaña “tocó construir, reinventarse, ahorrar y un poco de todo para poder hacer una plantilla competitiva”, explicó, destacando que “la apuesta” sigue “clara, somos un club de cantera. Me gustaría seguir creciendo y ser ambiciosos en ese sentido”.

Precisamente, en el acto estuvieron dos jugadores canteranos, de esos equipos de base que han sufrido un “momento muy duro” por la falta de competición pero que, como destacó Gracia, “han seguido entrenando y están volviendo a recobrar ahora la ilusión”.

Mikel Redondo, jugador del filial pero que ya ha llegado a debutar -y golear- en la Liga Asobal-, quiso destacar el “orgullo” que siente por jugar en Anaitasuna y lo “afortunados que somos por contar con estas instalaciones y estos entrenadores que nos ayudan a ir subiendo”. “Tener al primer equipo también tan cerca es una motivación más, hace que sea un sueño llegar ahí arriba”, explicó antes de reconocer que él ha podido hacer ese sueño “realidad” esta misma temporada. “Ese momento fue algo muy especial, muy bonito, no tengo palabras...”, reconoció.

Uxue Morentin, jugadora de la selección nacional juvenil, explicó que Anaitasuna es ya “como mi segunda casa. Aquí he crecido como jugadora y persona”. Además se mostró “agradecida a todas las personas que me han ayudado y apoyado para llegar hasta donde he llegado”.

Etiquetas

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE