Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Feria del Libro

Las librerías distinguen los seis libros que no pasarán desapercibidos

Recibieron los galardones los autores premiados el año pasado y este

Desde la izquierda, posan este viernes en la Feria del Libro de Navarra Aina Bestard (Paisajes perdidos de la Tierra), Jon Bilbao (Basilisco), Santiago Tobón (editor de Sexto Piso que publicó Desierto sonoro, de Valeria Luiselli), Cira Crespo y Elena Ciordia (Baginen. Euskal Herriko historia emakumeen bitartez) y Karmele Jaio (Aitaren etxea).
Desde la izquierda: Andrea Izquierdo (escritora y creadora de contenido en redes sociales), Juan Marqués (poeta y crítico literario) y Katixa Castellano (profesora y autora del blog Deborahlibros) en el kiosko de la Plaza del Castillo el día 3.
Actualizada 05/06/2021 a las 12:27

La mañana lluviosa y algo fresca de este viernes en Pamplona permitió al editor de Sexto Piso Santiago Tobón bromear con que el clima no es la única similitud entre la capital navarra y Dublín. También el gusto literario. Lo decía por Desierto sonoro, que editó en 2019. De la mexicana afincada en Nueva York Valeria Luiselli, el año pasado las librerías navarras de la asociación Diego de Haro la consideraron la mejor obra en castellano y hace dos semanas ganó el Premio Literario Dublín, cuyos finalistas nominan bibliotecas públicas de todo el mundo. La cuestión, siguió Tobón, es que supieron “que el premio de Valeria se otorgó por una propuesta de una pequeña biblioteca de Barcelona del barrio de Gracia”, con la que contactaron: “Contaron que precisamente se fijaron en Desierto sonoro por haber obtenido el premio de las librerías de Navarra”, añadió Tobón.

Sin quererlo, o sí, la anécdota reforzaba un gran recurso de las librerías: la recomendación, la prescripción, el consejo, la incitación... “Lo podemos llamar de mil formas distintas”, expresó el librero Miguel Iglesias, “pero no deja de ser una reseña sincera, libre de algoritmos o cruces de ventas”. Era su forma de recordar la razón de ser de sus premios a las que consideran mejores obras en castellano, euskera e ilustración y que este viernes entregaron en la Feria del Libro de Navarra, los de este año (Jon Bilbao por Basilisco, Aina Bestard por Paisajes perdidos de la Tierra y Cira Crespo y Elena Ciordia por Baginen. Euskal Herriko historia emakumeen bitartez) y los del pasado que la pandemia impidió: Desierto sonoro (Valeria Luiselli), Aitaren etxea (Karmele Jaio) y ¡Vivan las vacas! (David Prudhomme y Pascal Rabaté).

Pero hubo ausencias. Ni Luiselli ni los franceses Prudhomme y Rabaté pudieron estar en Pamplona. Por Luiselli habló su editor, destacando el entusiasmo de ella el año pasado por asistir a la entrega y “todo listo” cuando se declaró la pandemia. “Lamenta mucho no poder estar aquí por ser un premio que le hacía mucha ilusión recoger ella misma ya que, aunque un premio siempre es de agradecer, en este caso más viniendo de las librerías, los prescriptores más acusados que tenemos en el sector del libro”, añadió Tobón sobre Desierto sonoro, para las librerías “una obra maestra donde el lector se adentra en un viaje intercultural y es testigo de la descomposición de una pareja y del mundo que le rodea”.

En el caso de los franceses, que “con una finísima capacidad de observación y sutil ironía” lograron que su “relato coral de un día de vacaciones en una población costera de Francia” mostrara “lo excepcional de un hecho cotidiano”, las librerías recordaron de forma especial a su editora, Barbara Fiore, que falleció el año pasado por la pandemia.

Sí recogió su galardón como mejor obra en euskera del año pasado Karmele Jaio, que publicó Aitaren etxea con Elkar y al año siguiente en castellano, Destino (La casa del padre).

Jaio se refirió a la soledad de los creadores cuando crean, “tomando decisiones sin nadie a quien preguntar”. “Sin embargo, aunque con Aitaren etxea sentí esa soledad durante su creación, al publicarse recibí un apoyo muy grande de lectoras, lectores, librerías, crítica... Y este premio me ha reconfortado mucho más por esa soledad creativa”, dedicó sus palabras a Aitaren etxea, “una historia”, en palabras de las librerías, sobre las maneras de construir y transmitir la masculinidad y la enorme influencia del género en mujeres y hombres.

DE PREMIO EN PREMIO

Recogiendo con el resto de premiados su estatuilla creada por alumnos de la Escuela de Arte de Pamplona, Jon Bilbao confesó alegrarse del galardón para Basilisco (Impedimenta), por lo que hay de personal en la novela y “por la rareza de la propuesta”, una historia que se mueve entre el pasado y el presente, entre un pistolero durante la fiebre del oro y un escritor que narra su historia. Una singularidad, reconoció Bilbao, que le inquietó un poco.

“No sabía cómo iba a ser recibida la novela; si las lectores y los lectores se quedarían desconcertados ante este libro que en parte es una novela del Oeste, en parte es literatura realista, en parte confesional y en parte divertimento”, señaló.

Pero, tras su publicación y las respuestas de lectores y los reconocimientos, el asturiano está “más tranquilo”. “Y veo que Basilisco ha sido comprendido y, sobre todo, está siendo disfrutado”, señaló Bilbao, autor para las librerías navarras de “una prosa poderosa, directa y sin concesiones” y de la “joya” que es Basilisco.

Y casi de premio en premio podría decirse que se mueve Paisajes perdidos de la Tierra (Zahorí Books), el libro ilustrado por la mallorquina Aina Bestard: a los galardones de las librerías navarras y de las bibliotecas y librerías especializadas en literatura infantil y juvenil de Francia se ha unido esta semana la mención especial en la categoría no ficción de la Feria del Libro de Bologna (Italia), considerada la feria del libro infantil y juvenil más importante del mundo.

El de las librerías navarras el primer premio que logró este Paisajes perdidos de la Tierra que Txalaparta va a editar en euskera, Bestard remarcó que recogía el galardón pero que era honesto reconocer “el trabajo editorial que tiene detrás este libro, de la gestión del contenido, el diseño, la maquetación... un trabajo muy coral”. “Para mí este libro es un homenaje a la ilustración del siglo XVIII, un momento en el que la ilustración era una herramienta de conocimiento muy potente: la ilustración científica abrió muchos mundos, y qué mejor para explicar la historia del planeta donde vivimos que recuperar ese momento”, apuntó Bestard de la obra, “casi un catálogo de un museo de ciencias, estudiado, meticuloso, preciso y, sobre todo, precioso”, destacaron las librerías.

Que premien el primer libro que una persona escribe en la que no es su lengua materna es especialmente resaltable. Esto le ha ocurrido a la historia barcelonesa y residente hace doce años en el País Vasco Cira Crespo con Baginen. Euskal Herriko historia emakumeen bitartez (Txalaparta), donde, junto a las ilustraciones de la pintora Elena Ciordia, se relatan las historias de más de cincuenta mujeres del País Vasco. “Verme aquí arriba con un premio en las manos me impresiona y me anima muchísimo a seguir con esto”, indicó Crespo.

Con el acto quedó evidente que los libros premiados recogen el espíritu del cartel que para esta primera edición de la Feria del Libro de Navarra ha creado el ilustrador pamplonés Jon Juárez, con dos chicas que se abrazan y se relevan un libro. El vestido extraño y las flechas diminutas pinchadas en la pierna de una muestran que llega envuelta en la historia, que viene de vivir grandes aventuras, mientras que la otra chica intuye lo que está por venir, la tierra sulfurosa y un camino que parece estar iluminado, como si la realidad se apagara a su alrededor. Y todo dibujado en el flysch, porque la playa es para Juárez un lugar de lectura y porque visualizó el flysch laminado como un libro geológico.

Etiquetas

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE