x
Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
Conciertos

Pamplona, más 'estopera' que nunca

Unas 10.000 personas vibran con los hermanos Muñoz en el Navarra Arena

Los hermanos Muñoz actuaron ante el público navarro el viernes 15 de noviembre.

El público de las primeras filas vibró con Estopa desde las primeras canciones del concierto.

Concierto de Estopa en el Navarra Arena 7 Fotos
Concierto de Estopa en el Navarra Arena

Los hermanos Muñoz actuaron ante el público navarro el viernes 15 de noviembre.

Jesús Garzaron
Actualizada 16/11/2019 a las 08:52
A+ A-

La gente llevaba a agolpada en la pista más de 45 minutos. Porque de las diez mil almas que se habían dado cita anoche en el Navarra Arena, al menos cinco mil estaban hombro con hombro ocupando la totalidad de la pista que se había vendido como zona de a pie... A las 21.47 se apagaron las luces y el griterío de aprobación apagó algunos silbidos previos por los más de 15 minutos de retraso...

Un vídeo con fotos de los hermanos Muñoz, pero con tratamiento pictórico como el resto de imágenes que se irían proyectando, se dibujaba en una monumental pantalla que cerraba todo el fondo del escenario. Y así comenzaron, con una de sus grandes Tu calorro, esa que habla de que “tu perfume es el veneno que contamina el aire que tu pelo corta”. Lo cantaban con el fondo de los callejones de un Madrid añejo... Ándele absoluto con las palmas rumberas. Y la gente desgañitada desde la primera canción... Olé que sí... Los Estopa habían regresado a “su” Pamplona para clavar la pica como el mejor puyazo bien dado.

Vino tinto corroboró esta dinámica del ‘a por todas’. Llegaron las primeras palabras: “¡Qué alegría de empezar esta gira en Pamplona!” “Aquí estamos en un montón de nuestras canciones...”

Y continuaron con Fuego el primer single de su nuevo disco... La gente coreaba y cantaba los temas de siempre pero con el Fuego tenía también los deberes hechos... cantadita de pe a pa....

La súper pantalla LED de fondo se subdividía dando espectáculo y creando pantallas dentro de la pantalla con imágenes de los Muñoz y sus músicos y siempre estampas leit motiv de ese Madrid añejo y castizo

Siguió Tragicomedia, esa que dice que “tus ojos me miraron y la luna se cayó del cielo”. Después sus Malabares “por las calles, y la gente corriente ronda malos bares”. Lanzaditos en sus 20 años de historia.... A continuación su Corazón sin salida con su deje de balada country que se lisonja con la rumba...Y continuaron con las Vacaciones después de agradecer al público la aceptación de sus nuevas canciones...

 

MEDIOS TIEMPOS

La estampa del Madrid añejo se había tornado en imágenes aceleradas de un viaje en coche por La Castellana...

Fue la puesta en escena para inaugurar los medios tiempos con ese “y suena el run run de mi corazón” y las calles con tráfico se tornaron en un paseo en barca entre los árboles de un pantano terminando en el mar. “Últimamente nos dan agua,“ espetaba David mientras esbozaba su sonrisa estopera... Espejismo emocional porque en su dinámica de medios tiempos volvían a rematar con Pastillas para dormir.

Ahí llegó un buen break. Y el punto endulzado tornó a ritmo de rock con riffs guitarreros ... Se pidieron palmas y fueron unánimes para acompañar este Yo no estoy loco de su ultimo disco. Con la Camiseta de rokanrol se fueron en imágenes al campo, encumbrados por lunas de colores y perdiéndose en coche por rutas interminables... Aprovechando momentos para lanzarse sus micromonólogos de hermanos en pie de guerra.

Hasta que llegó La raja de tu falda y allí se puso a bailar hasta el apuntador... “Por favor que no sea agua. Por lo menos agua con gas”...imploraba David antes de lanzarse a la copla rumbera de sus Penas con rumba. Y en pleno gracejo presento a su bajista granadino Antonio Ramos...

Y tras su Estopa-El Blade presentaron a su percusionista Luis Dulzaides para lanzar uno de sus solos en las tumbadoras...Y otro tumulto se avecinaba con En medio de los Chichos, ese que se les había “aparecío en sueños” y le había dicho que de su rumba eran los dueños. Para entonces Estopa eran ya los dueños del Navarra Arena.

Selección DN+

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Más información
Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo para suscriptores DN+
Navega sin publicidad por www.diariodenavarra.es
Suscríbete a DN+
Solo 0,27€ al día (Suscripción Anual)
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que necesitas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra