x
Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
Sopa de Letras
Sopa de Letras

Una isla de papel en Olite

Sopa de letras

Una isla de papel en Olite

Actualizada 01/08/2017 a las 09:50
Etiquetas
A+ A-

Luis Miguel Escudero Ansa es periodista,vive en Olite yejerce delibrero desde hace más de veinte años al frente de la librería 'El kiosko'. Así que lo miro dos veces, intentando ver cuánto de héroe y cuánto de valiente loco hay en él. Porqueser librero en estos tiempossupone una especie de heroicidad y presupone al menos grandes dosis de vocación y valentía, aderezada con una locura necesaria y poco habitual. Me encanta escucharle y vislumbrar en el fondo de sus palabras la sabiduría que se nos va olvidando a ratos, atontados por tantos estímulos superficiales y pasajeros. Me quedo con una frase de la entrevista, pero podrían ser muchas más porque nada delo que nos cuenta tiene desperdicio: "Una librería debería ser como un lince, tendría que estar salvaguardada como especie protegida".

Os presento a Luis Miguel, el kioskero de Olite, una rara avis en el mundo de la cultura local.

 

 

1-. Háblanos detu trayectoria profesional. Cómo llegaste a ser librero y cómo resumirías estos años al frente de la librería El Kiosko?

De una forma u otra el mundo de los libros ya estaba dentro de mí y fue creciendo. De chaval me pirriaban los comics, la novelas de aventuras y leer diarios. Estudié periodismo y trabajé en prensa, radio y agencias en Madrid, San Sebastián, Huesca y Pamplona. Hace 22 años decidí crear mi propio empleo y abrí en Olite una librería.
En los últimos tiempos, en el negocio del libro todo ha dado un vuelco. Hacemos surf encima de un torbellino, sobre todo en lo relacionado con las tecnologías y el ocio. Hace dos décadas el teléfono era fijo y estaba sujeto a un cable. El móvil era del tamaño de una mochila y propio de magnates. Internet lo ha revolucionado todo, pero no acabará con el papel. Desde los chinos el hombre ha trasmitido el saber en este formato, ha configurado su cabeza y moldeado los quereres más profundos. Igual peco de ingenuo, pero creo que hay libros en papel para rato ... Un ebook nunca podrá oler a libro. Ni podremos mojar la punta del dedo para pasar página, subrayar la frase favorita, escribir al margen un pensamiento o doblar una hoja para guardar la lectura de un poema.

2-. Qué ha sido lo mejor y lo peor que has vivido en todos estos años como librero?

Es recurrente decir que lo mejor es la gente, pero es verdad. Mis clientes lectores me han enseñado mucho. Han conducido también mis lecturas. He aprendido de ellos. Hemos organizado pequeñas tertulias, hablado de éste o aquel autor, anhelado tocar sus novedades ... Lo mejor siempre tiene un corazón que late cercano ...
En cuanto a lo menos bueno.... Hay que destacar la crisis no solo económica, que también, porque ha hecho mucho daño a la hora de que la gente acceda al libro. Hay también una crisis comunicativa, de empatía por el otro. Consumimos mucho tiempo en wasapear, ver Facebook y atender a Twitter, que está bien, pero conforma una lectura a corto plazo, de la profundidad de una lata de anchoas, que nos entretiene pero muchas veces no aporta.

3-. Cómo han cambiado las cosas en este tiempo, desde tu perspectiva?

Este panorama en el que lo digital marca el entretenimiento de pasito corto ha perjudicado a la librería tradicional en la que también se vendía, por ejemplo, prensa. Era un complemento económico ahora a la baja. El periódico corre el peligro de convertirse en un lujo especializado, algo así como lo era en el siglo XIX, dirigido a una élitecon capacidad de comprar información exclusiva. La noticia basura, mezcla de verdad y mentira, copa ya la red.
El libro de texto era otro apoyo para el negocio librero, pero las políticas públicas, en aras de una demagógica gratuidad que es falsa, abandonaron la red de librerías, perjudicaron su canal y hoy vemos importantes establecimientos que tienen que cerrar y, al desaparecer, dejan cojos los circuitos culturales de las ciudades pequeñas. Una librería debería ser como un lince, tendría que estar salvaguardada como especie protegida.

4-. Se lee más o menos que antes?Se compran más libros o menos?

Se lee mucho más en todos los campos. Y no solo eso. Se escribe más y mejor, que quizá es más importante. Todo el mundo lee mensajes en el móvil, la tablet y el ordenador. Muchos escriben sus propios post. Responden mensajes y hasta llevan un blog con aficiones personales. Nunca se ha escrito tanto y hasta el que no estaba acostumbrado ahora lo hace e incluso mima la ortografía. Es un momento estupendo para la lectura ... Otra cosa es que sea superficial, de minuto y medio... El salto al hábito amplio, a la reflexión crítica, al contraste de ideas ... ése es más complicado porque exige un esfuerzo al que el tipo de vida actual no contribuye.

5-. Como han evolucionado los gustos de los lectores?

En los últimos años hemos pasado de una narrativa prácticamente atrapada en una literatura de trama histórica, a otra en la que prima la investigación policial, el asesinato, los misterios sin resolver, la novela negra ... Estamos en esta línea. El tipo de lector también es muy importante. El comprador es mayoritariamente femenino. Creo que en los próximos años se agotará esta literatura y que, aun sin desaparecer, dará paso a una escritura más psicológica, en la que lo importante será lo qué ocurre en el interior de los personajes, sus fracasos, su trayectoria vital, su intimidad. En otros países cercanos llevan años con este tipo de trama.

 

 

6-. Qué crees que te diferencia al ser librero en una localidad como Olite?

Tenemos mucha suerte con Olite. Nuestro público es amplio. Al ser una localidad turística, con mucha historia, el lector indaga en el pasado medieval del Viejo Reyno, quiere saber quiénes levantaron un castillo tan majestuoso como el que disfrutamos. Tenemos libros de historia de Navarra, de leyendas, de arquitectura, arte y hasta mapas. Al viajero también le atrae que le cuenten leyendas, paisajes únicos, y descubrir la gastronomía, los vinos ... Intentamos satisfacer todo este tipo de demanda.

7-. Ayuda el entorno turístico e histórico?Especialmente se nota estos días en que se celebra el Festival de Teatro?

Claro que ayuda ... Olite y su Palacio Real son uno de los puntos fuertes de la oferta turística de Navarra. Está a 20 kilómetros de Pamplona por autopista, hay hoteles, restaurantes, bares y una programación cultura que prácticamente llena de actividades todo el año. El Festival de Teatro atrae visitantes. Muchos. Y entre ellos, por fortuna, un porcentaje de lectores que, por naturaleza, son curiosos y entran en la librería. Después del Teatro vienen las Fiestas Medievales, las de la Vendimia ... En la localidad también hay conferencias de corte histórico, conciertos de música clásica y hasta se preparan recitales de poesía. Yo estoy muy contento con mi librería abierta a un escaparate cultural tan variado.

8-. Qué has aprendido como profesional y como persona en todos estos años como librero?

He aprendido de los clientes. Si satisfaces su curiosidad te suelen aportar más sabiduría que la que, seguro, lleva el libro que le vendes. La gente que quiere el libro suele ser curiosa. Curtida en mil vericuetos que le llevan de aventura en aventura. En unos ha perdido, la lectura ha fracasado y te lo advierte... pero en otras peleas han hallado tesoros, cofres con libros llenos de páginas de oro de los que hablan y hablan y, por tanto, recomiendan. A mi los clientes me han aconsejado muchas obras, que he intentado leer y agradezco cuando me han enseñado.

9-. Volverías a escoger esta profesión?

Posiblemente es la profesión la que te encuentra a ti y no al revés. Es algo que he pensado a veces. Es el camino el que te conduce y cincela una vida profesional muy exigente en horarios, apertura en festivos, que condiciona mucho incluso a las personas que tienes cerca.
También es verdad que hay otras satisfacciones, que estar pendiente de las novedades literarias conforma el cerebro. Desarrollar un sexto sentido que te advierte, que te dice si este autor o el otro van a acertar. De si un libro nace en el contexto oportuno. Si, aún siendo buena la obra, fracasará porque llega pronto o, por el contrario, es un viejo prematuro. Esta habilidad que se adquiere con la experiencia vale mucho, también en otros aspectos de la vida. Y me gusta. Quiero a los libros, a sus escritores y a los lectores. Los quiero a todos porque durante más de 20 años me han modelado, muchas veces para bien, y me han descubierto mundos a los que por mis limitaciones no he llegado.

10-. Recomiéndanos un par de libros para este verano...

El verano es muy buena época para leer. Hay oferta para todos. Las listas que se publican son una orientación, aunque, claro, debe prevalecer nuestro gusto. A los títulos que se recomiendan y que están en casi todas las vitrinas, de los grandes almacenes a la librería de Olite, voy a sugerir dos, por distintos y porque perecen su compra. Ambos escritos por dos navarros, porque también hay que tirar para casa cuando de lo bueno se trata. Los dos los he recomendado ya en los blogs que gestiono, El Olitense dedicado más a la actualidad cultura de nuestra pequeña localidad, y el propio de la librería El Kiosko, que avanza las novedades literarias.
El primer libro es de poesía, que aunque parece que no existe, bien merece la pena una lectura si, además, está escrita desde lo hondo como hace el pamplonés Alfredo Domeño en “Abrazo” , que gusta mucho a la gente joven. Editado en Desacorde, y que prologa el conocido artista argentino Andrés Calamaro, se trata del primer libro publicado por el también cantante del grupo pamplonés Escarabajos, que desparrama cien poemas escritos en carne viva y delicadamente hilvanados con dibujos de Mari Hop.
El otro libro es una guía que descubre lo cercano de una forma fresca y divertida. A veces arrinconamos lo propio por lejanos paraísos y la “Guía molona de Pamplona”, de Santiago Lesmes, lo recuerda a propios y extraños. Editada en De par en par, el desenfado de la obra debe mucho a las ilustraciones y maquetación de Beatriz Menéndez y los amenos apuntes de Lesmes. Con anécdotas, historias y curiosidades en un formato casi de cómic, la guía presenta al lector seis recorridos con planes muy originales, también para familias con niños. Las mejores tiendas, pintxos, restaurantes, cafeterías y garitos ... la Pamplona oculta o en Internet (blogs, webs, apps, vídeos, timelapses y grupos de facebook) ... Aporta una frescura poco habitual.

 

 

(Autora de las fotografías: Maite Garbayo)

Etiquetas
Selección DN+

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo para suscriptores DN+
Navega sin publicidad por www.diariodenavarra.es
Suscríbete a DN+
Solo 0,27€ al día (Suscripción Anual)
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que necesitas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra