Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Castigo ejemplar

38 erasmus, obligados a limpiar una playa gallega tras un botellón

"La zona quedó impoluta", han destacado desde la Policía Local de A Coruña

38 erasmus, obligados a limpiar una playa gallega tras un botellón
38 erasmus, obligados a limpiar una playa gallega tras un botellón
CEDIDA
Actualizada 08/06/2020 a las 13:36

¿Denuncia o castigo ejemplar? Esa fue la cuestión el pasado jueves en la playa de Carnota, en A Coruña, cuando la Policía Local identificó a 38 estudiantes erasmus haciendo botellón.

Divididos en dos grupos en dicha playa, los agentes se dirigieron a ellos y, en vez de denunciarlos, les comunicaron que dicha práctica está prohibida y les obligaron a limpiar la zona, protegida por Red Natura.

Uno de los agentes que se personó en la zona ha indicado que iban "vestidos con ropa de calle", no con bañadores; que era al atardecer y que, cuando ellos procedieron a hacer su trabajo, vieron que llegaba más gente, chicos que se habían perdido y que habían ido a otro lugar, y no al pactado por las redes sociales.

"Muchísimos ni se conocían entre sí", ha advertido este efectivo, que ha indicado que actuaron tras recibir la llamada de particulares y que les explicaron que no podían hacer uso de sus vehículos aquellos que hubiesen consumido alcohol.

Respetaron eso en todo momento, ha apuntado, y también la tarea encomendada. "La zona quedó impoluta", ha destacado este cuerpo de seguridad.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE