Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

La mano de Irulegi y la jota navarra

  • Elena Leache Echalecu
Publicado el 26/11/2022 a las 08:21
El hallazgo de la mano en el castillo de Irulegi, localidad del valle de Aranguren, ha sido un gran acontecimiento: “La pieza arqueológica que se localizó en el poblado de dicho castillo data de la edad de Hierro y con el texto más antiguo en lengua vascónica” (DN 15/ XI/ 2022). La sociedad Aranzadi ha dirigido la investigación. En la cuenca de Pamplona se conservan palabras en euskera navarro. De mi abuela Marcelina Iribarren Echarte, nacida en Tajonar, localidad del valle de Aranguren, recordamos en la familia algunas expresiones sencillas como: mandarra (delantal), beharra (necesidad), poliki-poliki (despacio), zarratrako (zafio). Por ello “la mano de Irulegi” me ha orientado para seleccionar jotas navarras con este tema. La rondalla “Los Pajes” de Tafalla, a comienzos del siglo XX, cantaba: “Sal morena a ese balcón/ con esas manos de plata; y échale la bendición, a esta cuadrilla que pasa”. Del libro “El Huerto de los cantares” del P. Valeriano Ordóñez S. J. Estas jotas: “Agua me diste a beber/ en el cuenco de tus manos; a mieles me supo el agua, a gloria me supo el vaso” (V. Ordóñez-J. Zabalza); “Ay, las manos labradoras/ de los hombres, recias rejas; que con sudor amasaban, y sangre , el pan a la tierra”. (Manuel Martínez de Bobadilla, de Murchante). Leo en el libro “Rondallas y jotas” del P. V. Ordóñez S. J.: “Tus manos bandejas llenas/ y tus dedo lindas flores; y tus manos las cadenas, donde se apresan amores”. Lo mismo la copla popular española a ritmo de pasodoble, que un día rescató el P. Ordóñez en una grabación, recuerda: “Caballero camionero/ ya te admira el mundo entero, te mereces monumento y mucho más. Con una mano al volante y con la otra elegante, ayudando a los demás”. Para finalizar un toque de jota de humor originaria de Navarra y Aragón: “Cuando fui a pedir tu mano/sólo me dieron el pie; y ese me lo dio tu padre, en el sitio que yo sé”. 
volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Gracias por elegir Diario de Navarra

Parece que en el navegador.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, para poder seguir disfrutando del mejor contenido y asegurar que la página funciona correctamente.

Si quieres ver reducido el impacto de la publicidad puedes suscribirte a la edición digital con acceso a todas las ventajas exclusivas de los suscriptores.

Suscríbete ahora