Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Si quieres participar en los espacios para el lector de Diario de Navarra, envíanos tus cartas o fotos

Normas de participación Envía tu carta

¿Intuitivo? ¡José Ortega y Gasseet! (II)

  • Ángel Sáez García
07/04/2021

(Sigue.) Como no hay profesor ni maestro que aventaje en actitud didáctica y aptitud pedagógica al proverbial fray Ejemplo, pondré uno, cinematográfico, clarificador. La película “Descubriendo a Forrester” (2000), dirigida por Gus Van Sant, que me encanta y exhibiría, seguramente, cada inicio de curso en mis clases de Literatura (lo propio haría, asimismo, con “El club de los poetas muertos”, 1989, de Peter Weir, y “El club de los emperadores”, 2002, de Michael Hoffman), si ejerciera de profesor de dicha asignatura en un Instituto de Enseñanza Secundaria, es aleccionadora y un epítome de cuanto he referido unas líneas más arriba. Y es que considero que algunas obras del séptimo arte son estupendas herramientas, o sea, piezas educativas inigualables, para complementar la tarea asignada o completar el puzle, enseñar literatura. No debemos olvidar que todas se basan en un guion, texto escrito, original o adaptado. Para no repetirme, mando al atento y desocupado lector al texto que publiqué el pasado 11 de febrero en mi bitácora y rotulé así, “¿Por qué me enamoré al instante de Iris?”, donde en la segunda parte del mismo doy las claves y explico, grosso modo, por qué los dos protagonistas se salvan mutuamente varias veces a lo largo de dicho filme. Ángel Sáez García angelsaez.otramotro@gmail.com

Etiquetas
Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra
Buscar otras cartas


volver arriba