Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Inasa mantiene 26 despidos en Irurtzun y plantea reducir los salarios del 10 al 20%

La plantilla amenaza con nuevas movilizaciones si no se acercan posturas hoy en el último día de conversaciones del ERE

  • NATXO GUTIÉRREZ . IRURTZUN
Publicado el 20/05/2011 a las 01:00
El comité de empresa de Inasa en Irurtzun responderá hoy a la última propuesta de la dirección para reducir costes, consistente en una disminución salarial individual que varía, según las nóminas, entre el 10 y el 20%. La suma de estos porcentajes sustituye al planteamiento inicial de aminorar en un 30% en su conjunto las remuneraciones de la plantilla, compuesta por 234 trabajadores, como precisó ayer el presidente del órgano representativo de los trabajadores, Sergio Suescun Anaut (CCOO). Inasa fue adquirida a finales de 2009 por el grupo inversor alemán Baikap. 4 delegados de CCOO, 2 de LAB, 1 de UGT , 1 de Solidari y 1 de CC conforman el comité.
Además, sigue vigente la idea de reajustar la plantilla con un Expediente de Regulación de Empleo (ERE) mixto, que contempla el despido de 26 empleados mayores de 55 años; la reducción de 3 horas de la jornada para 60 asalariados de mano de obra indirecta y una suspensión temporal de 62 días para otros 150 de mano de obra directa. Tales diferencias desaparecerían si se alcanza un acuerdo en el período de consultas, que expira hoy. En tal caso, todos los trabajadores estarían afectados por las mismas condiciones de regulación, con un máximo de 62 días, y a expensas de la demanda de trabajo.
Aún habría una tercera cuestión que dilucidar en las conversaciones, como es la generada por la previsión de congelar los salarios entre 2011 y 2013 con la promesa de devolución con dos pagas consolidables por año entre 2014 y 2019.
Día de huelga
Los matices del nuevo marco de diálogo, sobre el que comité prevé presentar hoy una alternativa, fueron desvelados ayer por su presidente durante una jornada de huelga. En una primera valoración, el comité considera "exageradas" las condiciones recibidas por la dirección, sin obviar la posibilidad de ampliar las movilizaciones en caso de no acercar posturas.
En esta tesitura, dice que "Inasa no tiene liquidez para pagar las indemnizaciones de los que sean despedidos", ante lo cual la empresa sugiere obtener el consentimiento de la plantilla para destinar a tal fin los fondos del denominado Plan de Previsión Social. El excedente -de acuerdo a su versión- sería repartido entre la plantilla.
Además, el nuevo planteamiento establece unas diferencias según el montante de las indemnizaciones, que afectan tanto a la forma de pago como a su contenido. Por un lado, "los que percibiesen indemnizaciones inferiores a 55.000 euros recibirían la cantidad el mismo día de su cese. Lo que ingresasen una cuantía superior lo harían en cuatro plazos. Por otro lado, para los despedidos con indemnizaciones inferiores a 90.000 euros la empresa está dispuesta a suscribir un convenio especial con la Seguridad Social para cotizar por ellos después del paro hasta cumplir los 62 años de edad. Además les abonaría un equivalente a 1.000 euros al mes por este período. Para los despedidos con una cantidad superior, cotizaría hasta los 61 años".
ETIQUETAS
volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Gracias por elegir Diario de Navarra

Parece que en el navegador.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, para poder seguir disfrutando del mejor contenido y asegurar que la página funciona correctamente.

Si quieres ver reducido el impacto de la publicidad puedes suscribirte a la edición digital con acceso a todas las ventajas exclusivas de los suscriptores.

Suscríbete ahora