Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

FERMÍN IRIARTE IRIGOYEN DIRECTOR DE LA CORAL NORA QUE SE RETIRA

"El público de Sangüesa nunca nos ha faltado"

  • El próximo sábado 17 dirigirá por última vez a la Coral Nora que fundó en Sangüesa en 1968. Fermín Iriarte Irigoyen, natural de Zugarramurdi, se "jubila" tras 43 años al frente y destaca "el buen trabajo realizado" así como la convivencia.

Imagen de la noticia
Fermín Iriarte Irigoyen, director de la Coral Nora sangüesina, es natural de Zugarramurdi. JAVIER SESMA
  • ASER VIDONDO . PAMPLONA .
Actualizada 09/12/2011 a las 01:02

"Estos días me han preguntado qué dejaría antes, si la pelota o la música. Y aunque amo mucho a la segunda, lo último sería la pelota. Fui campeón de España de paleta cuero y campeón de liga de pala corta. Ahora, a mis 67 años, seguir jugando a pala corta en el Labrit no se paga con nada". Lo dice Fermín Iriarte Irigoyen, natural de Zugarramurdi, pelotari de la "vieja escuela" y quien, aún hoy, salta a la cancha del frontón Labrit habitualmente a jugar a pala corta. Vecino de Pamplona y profesor jubilado de la ikastola San Fermín, en 1968 fundó la Coral Nora de Sangüesa, y es su director desde entonces. El día 17 de este mes, tras 43 años al frente, dirigirá su último concierto con este conjunto. Está casado, es padre de dos hijas y dirige también el coro San Fermín, de ex alumnas de la ikastola, así como el coro mixto del centro, con padres y personal.

¿Cómo afronta esta despedida?

No ha sido fácil dar el paso de dejarlo. Es algo muy pensado y doloroso. Me cuesta, porque por ganas y capacidad podría seguir de director, pero a la vez será gratificante y relajante dejar esta responsabilidad y tener más tiempo para otras cosas, como viajar.

De dirigir tres coros, pasará a dos. ¿Ha recibido alguna oferta?

Sí que me han preguntado ahora si cogería otro coro, y yo les digo que no. Nunca dirigiré un coro que no lo haya formado yo. Una vez lo hice y la experiencia fue amarga. Necesito que tengan mi estilo desde el principio, que sepan mi forma de cantar y de ensayar, el tipo de repertorio, mi forma de ser...

¿Cómo es el Fermín Iriarte director?

Me entrego totalmente a los coros que dirijo, y por ello exijo a los componentes lo mismo. Les he dedicado incontables horas. Soy exigente, y más lo podría ser, pero también piso el suelo y sé hasta dónde hay que llegar pues, si no, puedes quedarte sin nada.

¿Qué balance hace de estos 43 años?

Destaco el buen trabajo realizado y las vivencias humanas que se han dado, positivas en su mayoría. Y me voy con la alegría de dejar un grupo que puede seguir trabajando como hasta ahora, o más. Si no estuviese Bruno Jiménez, el sangüesino de 38 años que me va a relevar, hubiera tenido que seguir. Pero es bueno que haya relevo, y él está preparado y con ilusión.

¿Cambiará la coral con el nuevo director?

Podría cambiar, sobre todo en el repertorio. Yo he optado mucho por los autores navarros, los hemos investigado.

¿A cuáles en concreto?

A los 7 compositores sangüesinos, y a una veintena de navarros como Lorenzo Ondarra o Pascual Aldave. De los locales, tenemos discos monográficos de Juan Francés de Iribarren, Luis Elizalde y Antonio Guerrero, y otro más con obras de Sebastián Larrañeta, Buenaventura Íñiguez, Genaro Vallejos y Daniel Piudo. El crítico de Diario de Navarra recientemente fallecido Fernando Pérez Ollo, en una crónica de 1990, señalaba: "Los sangüesinos son ejemplares porque hacen lo que casi nadie: rescatar de archivos obras olvidadas, cuando no desconocidas. ¿Quién ha leído esas partituras, salvo Miguel Querol y ellos?". Es un comentario que me pone los pelos de punta.

¿Cuántos discos han editado?

Sacamos seis a la venta, pero disponemos de muchos otros para uso interno y que hemos mandado a archivos. Se han podido grabar sobre todo gracias a la labor y el interés del presidente de la coral, Javier Armendáriz.

¿Le va a dejar poso Sangüesa?

Sin duda me ha marcado, y dejaré muchos amigos tanto dentro como fuera de la coral. De los que empezaron conmigo en el 68 quedan tres en activo: la soprano Pili Alamán, la contralto Mª Carmen Ibáñez y el tenor Enrique Itoiz.

La coral se fundó en 1968. ¿Cuándo fue su primer concierto?

El 6 de septiembre de 1969 en el claustro de los capuchinos. Hasta entonces estuvimos ensayando. Antes había coros parroquiales en las iglesias de Santiago y Santa María, pero no una coral como tal. También cabe recordar que el grupo tuvo otros directores en épocas en las que yo falté: Carmen Pombo, Ricardo Elizalde y Pedro de Felipe. Además, en 1979 inauguramos nuestra reforma de la ermita de la Nora, de la que tomamos el nombre.

El sábado 17 será el último concierto. ¿Puede adelantar algo?

Tendrá lugar, como siempre en los conciertos de Navidad, en la iglesia de los capuchinos. En la misa de las 19.00 horas cantaremos los villancicos habituales. Luego, en el concierto, interpretaremos el Dúo y coro de Adán y Eva, de Haydn, y los 4 villancicos que cantamos en el primer concierto navideño, en 1969 (Mesias sarritan; Ro, mi niño, ro; Gabon eternala y Manifiesto de Navidad). Y luego, para acabar, otros 4 villancicos especiales: Aurtxo polita, que me gusta mucho; Bienvenido a nuestro valle, dedicado a los capuchinos; Música sin palabras, dedicado a los coristas de ayer y hoy; y Cantemos en la Navidad, de Antonio Guerrero, en agradecimiento al público de Sangüesa, que nunca nos ha faltado y siempre ha sido un gran apoyo.



volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE