Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

FALCES

El séptimo Pilón causó expectación

  • La jornada de ayer sábado trajo a una gran cantidad de público y corredores que vivieron un Pilón tranquilo

Imagen de la noticia
Las diez reses que corrieron ayer, de la ganadería de hermanos Domínguez de Funes, tuvieron "un comportamiento muy bueno", según reconocio el ganadero Adrián Domínguez Martínez. JESÚS DIGES (EFE)
Imagen de la noticia
Juan Pedro Lecuona, pamplonés y corredor habitual de los encierros de San Fermín y el Pilón falcesino, volvió a demostrar ayer su velocidad y resistencia delante de las vaquillas. JESÚS DIGES (EFE)
Imagen de la noticia
Un minuto y quince segundos es lo que tardaron las vaquillas en descender ayer hasta los toriles. ALBERTO GALDONA
  • ANDREA GURBINDO . FALCES
Actualizada 21/08/2011 a las 02:09

Sábado festivo en Falces. Ese fue el motivo que caracterizó la jornada de ayer y la séptima carrera del Pilón en el pueblo navarro. Masificado, una gran cantidad de corredores se acercaron, como ya se preveía, a participar en el encierro. Puntuales, el público se hacía hueco a lo largo del recorrido creando máxima expectación antes de que sonase el cohete de inicio.

Las vaquillas de la ganadería de los hermanos Domínguez, de Funes, daban que hablar antes de que llegase el momento. Se comentaba que iban a dar problemas debido a la problemática de la subida del encierrillo, culpable de que se crease este interés generalizado. De esta forma, las vacas subieron en manada hasta la "Fuente de los pajarillos", donde dos de ellas comenzaron a quedarse rezagadas de sus hermanas. Fue una de las primeras la que, yendo en cabeza, se volvió y embistió contra uno de los pastores, el natural de Falces y vecino de Marcilla, Emilio Ramos. El momento, de tensión, no quedó en más de un susto.

Durante la bajada, a las nueve en punto de la mañana, existían "bastantes posibilidades", decía la gente, de que alguna de las reses escapara tal y como ocurrió el pasado miércoles día 17 cuando una se escabulló por el monte. Pero no. Lejos de esto, el Pilón de ayer transcurrió tranquilo y sin más accidente que algún rasguño, arañazo y golpes leves tal y como informaron los servicios médicos.

Minuto y quince segundos

Las vacas protagonizaron una carrera entretenida que comenzó de forma lenta y que duró un minuto y quince segundos, algo superior a los de los pasados días. En los primeros metros y en la primera curva, las reses tomaron algo de velocidad, lo que hizo que se desplazasen hacia los lados. La intervención de los pastores en este momento puntual fue clave para reconducir la carrera. De nuevo en la "Fuente de los pajarillos", esta vez descendiendo, las reses obviaron la curva haciendo ademán de subirse al monte. El último tramo resultó más lento.

Adrián Domínguez Martínez, ganadero de las vaquillas que corrieron el Pilón, aseguró haber visto "un comportamiento muy bueno" en sus animales. "Han estado de maravilla", apostilló. "Había algo de peligro porque nuestras vacas siempre suelen hacer cosas, pero lo único que ha habido un poco más fuerte ha sido la cogida en la subida a uno de los pastores, que al final no ha quedado nada", dijo.



volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE