Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

PEDRO MARTÍN PÁEZ

"La crisis se nota y los pequeños robos han aumentado mucho"

  • Ha sido nombrado capitán de la comandancia de Tudela, pero la ciudad no le es ni mucho menos desconocida. Antes estuvo al frente de Tráfico en la zona durante 11 años, lo que considera "una ventaja añadida"

Imagen de la noticia
El capitán Pedro Martín Páez observa Tudela desde un balcón del acuartelamiento de la Guardia Civil en la capital ribera. NURIA G. LANDA
  • JESÚS MANRIQUE . TUDELA
Actualizada 16/10/2011 a las 08:21

Pedro Martín Páez es el nuevo capitán de la comandancia de la Guardia Civil de Tudela. A sus órdenes tiene a 163 agentes, con una media de 44 años, repartidos en 11 puestos en distintos municipios que dan servicio a 21 localidades con unos 70.000 habitantes -Tudela no se contabiliza al ser competencia de Policía Nacional-. Martín (Madrid, 17-3-1962) tiene la ventaja de conocer a la perfección la comarca, ya que durante 11 años ha sido el teniente responsable del destacamento de Tráfico en la zona. Además, lleva desde 1985 en Navarra, salvo algo más de un año que trabajó en Medina de Pomar (Burgos).

Su acercamiento a la Guardia Civil viene de familia...

Mi padre fue Guardia Civil y eso marca. Lo vives desde la infancia y te llama la atención, sobre todo cuando eres niño. Y tengo un hermano mayor que también es subteniente. En mi caso es algo totalmente vocacional.

Lleva mucho tiempo en Navarra y 11 años en la Ribera. ¿Es una ventaja para dirigir la comandancia?

Creo que sí es una ventaja añadida porque conozco la zona, los temas y también a la gente. En Tráfico haces muchas salidas y conoces todas las carreteras.

Tráfico tiene que ser un destino duro.

Sobre todo por los accidentes. Yo habré atendido entre 40 y 50 fallecidos en estos años. Estás todo el día en la carretera, implica un riesgo mayor. Pero lo peor, sin duda, son los accidentes en los que las víctimas son niños, como uno al que tuve que acudir con dos pequeños fallecidos.

En todo este tiempo, ¿qué ha sido lo más duro en su labor en la Ribera?

Recuerdo las inundaciones de Cortes en 2004. Creo que ha sido mi jornada más larga porque empezamos a las 11 de la noche y terminamos a las 9 de la noche del día siguiente. Son situaciones que se viven muy intensamente.

Para usted será un reto importante dirigir la comandancia.

Sí, lo afronto con mucha ilusión y muchas ganas. Me siento realizado y satisfecho. Tudela es un reto para mí.

Es un puesto en el que suele haber mucha rotación. ¿Tiene previsto quedarse a largo plazo?

Mi idea es esa, quedarme para tiempo. No pienso en principio cambiar de destino porque me gusta mucho Tudela y creo que es bueno que haya una continuidad.

¿Cómo está el tema de seguridad en la Ribera?

No podemos decir que haya alarma por temas delictivos, pero sí es cierto que se nota la crisis. Hay hechos que antes se daban menos y que ahora han aumentado mucho, como robos en huertos, de comida, estafas... Otro es el consumo y tráfico de drogas y hemos empezado a atajar el tema en los piperos porque algunos son focos sobre todo de fumar hachís y marihuana. Y también está el robo del cobre porque atacan en todas partes, como hace poco en el campo de fútbol de Valtierra. Es muy difícil controlarlo porque, aunque se hacen muchas patrullas, son gente organizada y que tienen hasta vigilancia.

¿Cuáles son sus objetivos principales?

Primero potenciar el servicio intentando incrementar los controles y también aumentar el contacto con el ciudadano, que es el que aporta más información. A esto le doy mucha importancia porque la gente está a pie de calle y, al final, es una manera de prevenir y evitar posibles delitos.

¿Cómo va la colaboración con otros cuerpos?

Es muy importante y hay que seguir manteniéndola porque es efectiva. A la gente al final le da igual quién coja al delincuente, pero quiere que se le detenga. El resultado de la cooperación es bueno y creo que para Navarra es un lujo tener cuatro cuerpos policiales.

La crisis también afectará a la Guardia Civil. ¿Hay medios suficientes en Tudela?

La crisis afecta como a todos porque hay recortes. Hay que ahorrar en el gasto de funcionamiento y quizás realizar menos kilómetros de patrulla, pero no por eso se es menos efectivo si hay una buena organización. En Tudela no nos podemos quejar. También ha habido recortes, hay que estar más encima de las cosas y ahorrar porque hay un presupuesto y no se puede superar.

Siempre se dice que Tudela es un lugar de paso en el que actúan bandas organizadas de paso.

Entiendo que esto sí ocurre. Hay muchos de paso, como ocurría con los que pinchaban ruedas en áreas de servicio, luego se prestaban a ayudar y les robaban. Fue una temporada muy intensa, pero ahora ya no se detecta.

¿Cuáles son las competencias de la Guardia Civil en la zona?

Llevamos todo el tema de seguridad, caza y pesca, también temas de tráfico... Menos en Tudela, donde la seguridad es competencia de Policía Nacional, aunque hay veces que también colaboramos con ellos.

Mucha gente no entiende que personas que comenten decenas de robos entren por una puerta al juzgado y salgan por otra...

Sí es verdad que no parece bien que gente que ha cometido 30 o 40 robos siga entrando y saliendo, pero al final cada uno hacemos nuestro trabajo. El juez juzga según la ley y nosotros investigamos, detenemos y lo entregamos. Es la ley la que marca lo que hay que hacer.

La ciudadanía siempre pide más presencia policial.

Y es normal porque da más seguridad ver a la policía en la calle. Eso es indudable y a eso hay que tender.

SU PERFIL

Hijo y hermano de Guardia Civil

1 Datos personales Pedro Martín Paéz nació en Madrid un 17 de marzo de 1962, aunque asegura que fue por "accidente", ya que residían en Guadalajara, donde estaba destinado su padre, ya fallecido y también Guardia Civil, como su hermano mayor.

2 Trayectoria profesional Ingresó en el colegio de guardias jóvenes, destinados a hijos del cuerpo, el 9 de septiembre de 1978 con sólo 16 años. Luego pasó a la academia de Úbeda 9 meses y su primer destino fue Humanes de Mohernando (Guadalajara). Allí estuvo 6 meses, antes de pasar a la Academia Especial de Oficiales de Aranjuez, donde desarrolló labores de seguridad. En 1984 hizo el curso de cabo y fue destinado voluntario al año siguiente a Navarra, en concreto a las oficinas de la Jefatura de la Comandancia en Pamplona. Tras ascender a sargento, volvió a la jefatura hasta 1998 y aprobó la oposición de alférez. En mayo de 2000 pasa a dirigir el destacamento de Tráfico de Tudela, donde ha permanecido hasta 2011. En 2001 estuvo 6 meses en Bosnia.



volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE