Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

fustiñana

Cerca de 80 jinetes rememoran en Fustiñana la trashumancia de reses

  • Condujeron a los astados por la cañada de los Roncaleses hasta el casco urbano de la localidad ribera

Conducción de las reses a Fustiñana.
Conducción de las reses a Fustiñana.
U.A.
  • U.A. Fustiñana
Actualizada 06/08/2015 a las 06:00
Cerca de 80 jinetes, procedentes de distintas localidades de La Rioja, Aragón y Navarra, participaron en la III Trashumancia de Vacas que organizó el Ayuntamiento de Fustiñana. Un acto incluido en los eventos prefiestas de la localidad ribera y con el que, por tercer año consecutivo, se pretendió rememorar la trashumancia de reses que se hacía antiguamente.

El punto de encuentro para los jinetes participantes en este acto que tuvo lugar el domingo fue en el término de la Granja -detrás de la congeladora-. Allí tuvieron lugar las inscripciones en el acto y, posteriormente, pudieron degustar un almuerzo a base migas, chistorra, huevos y refrescos, además de café y licor.

LLEGADA AL CASCO URBANO

Posteriormente tuvo lugar la suelta de las reses, de la ganadería de Javier Ezquerro, de Mendavia, en el término comunal de Abejeras, al que fueron transportadas con un camión. Se soltaron varias vacas avileñas, acompañadas por cuatro grandes mansos.

Seguidamente, los jinetes fueron arropando a los animales para conducirles por la cañada hasta el barranco de Santa Lucía, y después coger la cañada de los Roncaleses antes de dirigirse hasta el núcleo urbano de Fustiñana por San Gregorio -camino del Llenacubos, y camino de la Barca que parte del puente del Canal de Tauste-.

El acto concluyó con la llegada de las reses y los jinetes a la plaza de la localidad ribera, donde los vecinos de Fustiñana que se habían dado cita en el lugar los recibieron con aplausos y una gran ovación.

La jornada, en la que no se registró ningún tipo de incidente, concluyó con una comida de hermandad en el restaurante Casa Bozal para todos aquellos jinetes que desearon asistir a la misma. El precio del cubierto fue de 12 euros.
Etiquetas


volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE