Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Ayuntamientos

El pleno de Estella entra en polémica por el sueldo de la 2ª teniente alcalde

  • Bildu tuvo que retirar la propuesta para que Astiz (Ahora) tenga una dedicación del 30% por 12.998€ anuales

Con camisa blanca, Marta Astiz, que será nombrada segunda teniente de alcalde.
Con camisa blanca, Marta Astiz, que será nombrada segunda teniente de alcalde.
Montxo A.G.
  • R.Aramendía. Estella
Actualizada 06/07/2015 a las 06:00
El primer pleno de la alcaldía de Bildu, el de la composición de los órganos de gobierno del Ayuntamiento, se estrenó con polémica por el sueldo de la segunda teniente alcalde, Marta Astiz Calatayud, cabeza de lista de Ahora-Orain, uno de los grupos del hipotético tripartito entre Bildu, Geroa Bai y el anteriormente citado, que se sientan ya juntos en la comisión de gobierno del consistorio, pero que aún no han firmado un pacto que aseguran está muy avanzado. Los tres grupos suman 10 concejales que le dan la mayoría en un pleno de 17 frente a los 5 de UPN y 2 del PSN.

A decir de los negociadores, en esa alianza sólo hay un elemento en discordia, el citado sueldo. El alcalde, Koldo Leoz (Bildu), anunció en el último momento que retiraba ese punto que figuraba en el orden del día. “No hemos conseguido todo el apoyo que desearíamos y preferimos dejarlo para más adelante”, dijo. Poco antes del pleno, desde Geroa Bai se habían ratificado en su negativa a esa asignación.

El contenido completo de las retribuciones contenía dos partes, el establecimiento de una jornada parcial “mínima” y una remuneración del 80% para el alcalde Koldo Leoz, con 34.636€ mientras que Marta Astiz tendría 12.998€ por un 30% de jornada. El coste total ascendería así a 47.600€, una propuesta rechazada de plano por UPN. “Son 6.000 € más de lo que cobraba Begoña [la alcaldesa precedente]”, indicó su portavoz, Javier López. El alcalde le respondió que su cálculo no contaba con el hecho de que Astiz tendrá una presidencia de comisión, lo que supone 7.000€ anuales que no se añadirán por encima y que descontados del importe total, supone un sueldo real de 6.000€. “Es una persona y media por el mismo dinero que una o incluso un poco menos”, defendió.

Leoz había explicado que, aunque formalmente se recoge una dedicación parcial para poder ejercer como titular de un comercio y compatibilizar esta actividad con la alcaldía, su dedicación va a ser total. “Seré alcalde las 24 horas del día”.

UPN se enzarzó con el resto de los grupos en una agria polémica sobre las remuneraciones. Desde el grupo se tildó el hecho de poner una concejalía parcialmente liberada por primera vez en el consistorio como un “mero pago político” por el apoyo de Ahora-Orain a la alcaldía de Bildu. “Señorita Astiz, uno no entra en política para ponerse un sueldo. Las cosas hay que demostrarlas antes”, le recriminó el regionalista Javier del Cazo, en una intervención que fue muy criticada por el resto de los grupos por su dureza.

De momento, el sueldo del alcalde quedó establecido en 34.636€, con una dedicación teórica del 80%, aunque tanto Geroa Bai como el PSN dijeron confiar en que la dedicación real fuese total, y este segundo grupo dejó entrever su apoyo al tándem alcaldía-2ª teniente de alcalde que finalmente el viernes no se votó.

SE DUPLICAN LAS COMISIONES

El número de comisiones fue duramente atacado por UPN. “Se proponen 14 frente a las 7 de la anterior legislatura, con el consiguiente incremento que supone en el gasto”. Las comisiones serán las de Hacienda; Personal y Seguridad Ciudadana; Urbanismo, Medio Ambiente y Vivienda; Juventud y Solidaridad; Cultura y Festejos; Educación; Euskera; Deportes; Asuntos Sociales; Servicios, Barrios y Jardines; Industria, Innovación y Empleo; Comercio y Turismo; y Mujer e Igualdad. Desde el tripartito se defendió que las comisiones se han desdoblado para poder dar presidencias a todos los grupos, incluidos UPN y PSN y que los ediles también podrán presidir más de una. De hecho, se calcula que habrá unos 10 presidentes. Para los regionalistas lo único que enmascara es un reparto de poder o “repartito” como lo bautizó Begoña Ganuza. De nuevo, hubo cruces de cifras entre UPN y Bildu.

Las nuevas comisiones quedaron el viernes constituidas por siete miembros: dos de Bildu, dos de UPN y uno de cada uno de los tres grupos restantes, Ahora-Orain, Geroa Bai y PSN. En el plazo de cinco días todas tienen que reunirse para elegir sus miembros concretos y presidente. Las retribuciones de las concejalías se mantuvieron en 446,50€ por asistencia a plenos (en principio, mensuales) y hasta 583,32 si se es presidente de comisión.

BILDU, GEROA BAI Y AHORA COPAN LA REPRESENTACIÓN EN MANCOMUNIDAD 

La representación en la Mancomunidad de Montejurra fue otro punto polémico de la sesión. Para la elección de su presidente, el voto de cada localidad computa en función de sus habitantes y el peso de Estella es el mayor de toda la asamblea. Por tanto, quién tenga esos votos y a qué candidato apoye es fundamental en esa elección.

El alcalde de Bildu propuso que la representación en Mancomunidad sea para Enma Ruiz Sanz (Bildu), Lara Echeverría Orbegozo (Ahora-Orain) y Pablo Ezcurra Fernández (Geroa Bai), opción que salió aprobada con el voto de los tres grupos.

En este caso fue el PSN, a través de su portavoz, Ignacio Sanz de Galdeano, quien propuso introducir una modificación en este punto para que todos los grupos del Ayuntamiento tengan representante en la Mancomunidad, tal como se ha hecho en la última legislatura gracias a una petición igual hecha en su día por el edil José Ángel Izcue. Pero la modificación sólo fue apoyada por UPN y se quedó fuera, no sin generar antes otro acalorado debate.

El portavoz de Geroa Bai, Ricardo Gómez de Segura, defendió que sólo debían estar en la mancomunidad los grupos que han aceptado estar en la comisión de gobierno del Ayuntamiento, los del tripartito aún en negociación. “Eso es una excusa, no una explicación”, respondieron, al tiempo que criticaban que se utilizase la Mancomunidad como chantaje para que también se entrase en la comisión de gobierno. Desde Ahora-Orain, Tito Martínez admitió que el hecho de concentrar los votos en Mancomunidad de Montejurra se debía fundamentalmente a la intención de estos grupos de propiciar también un cambio en el ente supramunicipal. “Tenemos la oportunidad y lo vamos a intentar”, indicó abiertamente. Sanz de Galdeano respondió que eso contradecía la voluntad de participación de esos grupos.

Ninguno de los asuntos del pleno contó con unanimidad. Ni siquiera el cambio de horario propuesto por la alcaldía, que pasa a ser los primeros jueves de mes a las 20 horas, como hace unos años y no a las 13 horas, como el que se celebró el viernes.
Etiquetas


volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE