Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

ESTELLA

La patrona de Estella luce ya su nueva corona

La bendijo el prior del Puy, Javier Razquin, en un domingo que empezó y terminó con danzas en el exterior de la basílica

Jesús Henríquez coloca la corona a la patrona y al Niño.
Jesús Henríquez coloca la corona a la patrona y al Niño.
  • DN Admin
Publicado el 27/11/2014 a las 06:00
La patrona de Estella y el Niño lucen ya las nuevas coronas diseñadas por Jesús Henríquez Azcona y bendecidas este domingo en el transcurso de una solemne ceremonia presidida por el prior de la basílica, Javier Razquin. Las voces del coro del Puy sonaron en una eucaristía que llevó también hasta el templo de la patrona al grupo de danzas de San Andrés y la Virgen del Puy.

Sus intérpretes bailaron en el exterior tanto antes como después de la misa. En su primera intervención, lo hicieron ante la imagen mariana que sería después coronada y que avanzó entre los danzaris portada por varias mujeres. Se quedaría después en el interior, pero de nuevo el grupo danzó en su honor una vez terminada la celebración eucarística. En ella, el prior dio las gracias a la generosidad de los cofrades porque han sido ellos quienes han financiado el encargo. Javier Razquin explicó que se hacía necesario sustituir a las anteriores coronas, dañadas por el paso del tiempo y la poca resistencia del material de resina recubierta.

El modelo que las sustituye sigue un diseño neogótico, como el del propio templo en cuyo baldaquino se ha inspirado Jesús Henríquez. Fue el propio autor quien se encargó, en la recta final de la ceremonia, de colocarlas sobre la Virgen del Puy y el Niño. Ambas piezas se han recubierto en plata pura con las estrellas, otro de sus elementos decorativos, chapadas en oro.

La imagen de nuevo coronada y que este domingo presidió la ceremonia es la réplica de la gótica del siglo XIV que permanece siempre en el altar. A ella corresponde el papel de Virgen peregrina que procesiona por las calles de Estella y que en esta ocasión, portada sobre las andas en las que siempre se apoya, dejó su lugar habitual en la basílica para presidir la ceremonia.
ETIQUETAS
volver arriba

Activar Notificaciones