Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

VANDALISMO

Destrozan el interior de la guardería Izarra con daños de hasta 30.000 €

  • El edificio amaneció este jueves con destrozos en cristales, mobiliario y paredes

Destrozos en la guardería Izarra de Estella
Destrozos en la guardería Izarra de Estella.
M. A. G.
  • m.p.amo. Estella
Actualizada 10/02/2014 a las 06:01

Los primeros actos vandálicos sufridos por la guardería Izarra de Estella un par de semanas atrás se han quedado en anécdota al ver el estado con el que edificio amaneció este jueves. Quienes accedieron al interior el día anterior, adolescentes muy jóvenes según el testimonio de personas que paseaban por la zona y toparon con ellos a media mañana del miércoles, se dedicaron a destrozar por destrozar. A un vandalismo que no respetó ni cristales, ni mobiliario, ni paredes y que no ha dejado a salvo casi ninguno de los rincones escenario de los juegos infantiles hasta hace unos meses.

Ha sido así hasta el punto de que, según las primeras evaluaciones trasladadas al Ayuntamiento, la escuela de 0 a 3 años cerrada desde el pasado verano sufre desperfectos que podrían alcanzar los 30.000 euros. Propiedad del Gobierno de Navarra, se encuentra sin uso desde entonces y, aunque se había barajado la posibilidad de utilizarla para colectivos, ni su emplazamiento ni sus grandes dimensiones -1.700 m2 de suelo útil- la hacen idónea para este fin a ojos municipales.

SOLUCIONES PARA EL FUTURO

Los vecinos que frecuentan el entorno, una zona muy habitual para paseos en el barrio de San Miguel, han comprobado estas últimas semanas como la antigua escuela sufría los primeros daños y presenciado la entrada de jóvenes al edificio. Pero lo que vieron el jueves por la mañana, cuando percibieron que algo ocurría al ver a la Policía Municipal en el lugar, superó con creces los episodios anteriores. No se trata esta vez de cristales rotos para entrar y permanecer unas horas dentro, ni de los restos del botellón en sus inmediaciones.

El recorrido este viernes por sus dependencias mostró un panorama desolador. Casi no hay ningún cristal a salvo -ni los que aíslan de la calle ni los que separan las estancias internas- y mobiliario destrozado se apilan en uno de los pasillos. Un armario cortado en trozos, sillas partidas, una parte de la cocina arrancada y una alfombra de cristales que cubre el suelo entre restos de tierra, papeles y otros objetos arrojados a los pasillos. Así prácticamente en cualquier rincón y entre paredes sobre las que se han lanzado botes de pintura.

Si este repaso a su interior no deja prácticamente nada a salvo, tampoco los extintores que han sido vaciados, lo mismo ocurre con cada una de las cristaleras que dan a la calle. E igual con las lunas de mayor tamaño que con las tipo vidriera situadas a más altura y hechas pedazos a pedradas. Queda ahora por determinar en los próximos días qué ocurre en el futuro con el edificio de Cordeleros que fue en su día la primera guardería de Estella y cómo, una vez arreglados sus desperfectos, se le protege para evitar que se produzcan de nuevo.



volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE