Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
DE RUTA POR LA CIUDAD

Maneras de vivir un frío domingo en Pamplona

  • "Hoy hacía tanto frío que hemos tenido que volver de los columpios a casa porque se habían empapado el pantalón por la escarcha del tobogán", admitía una madre de dos niños
  • Siguiendo el camino del río, debajo de un puente, viven Antxón y Moisés. Estos dos amigos, aseguran que no pasan "nada" de frío por las noches, a pesar de la corriente que se pasea de un lado al otro del puente

Maneras de vivir un domingo de invierno

Maneras de vivir un domingo de invierno

CHALMETA
0
Actualizada 15/01/2012 a las 16:18
  • PAULA ZUBIAUR.PAMPLONA
Guillermo Rodríguez trabaja todos los domingos de invierno vendiendo revistas, periódicos y "un poco de todo" en la calle Mercado del Casco Viejo de Pamplona. En la tienda, ubicada en el número 5, Guillermo espera con la puerta abierta a los clientes, preparado con un gorro de lana. "La gente que viene a comprarme el domingo es distinta. Entre semana hay más movimiento, el mercado abre y se acercan muchas personas", cuenta este portugués 'con acento gallego'. Guillermo, al que también le llaman 'Portu', dice que acabará cerrando pronto el negocio. "Antes vendía 100 periódicos un día normal, más si era domingo, y he llegado a ingresar 500 euros por la venta de DVD en una sola jornada", recuerda. Aunque "el negocio va mal desde que existe internet", este hombre de 61 años reconoce que cerraría su quiosko-librería, donde habrá pasado 30 años antes de jubilarse.

En la Plaza del Castillo, los paseantes se aglomeran en la Plaza del Castillo para contemplar la exposición de esculturas de Rodin, entre las que destaca El Pensador. "Siempre salimos a andar, también los domingos, pero esta vez queríamos ver las esculturas", indicaban Maricarmen y su esposo Alejandro. "Si vas bien abrigado, el frío da igual", añadía el matrimonio residente en San Juan.

Cerca de las obras de arte y frente a un mar de mesas vacías, otro hombre se fumaba un puro en la terraza del Café Iruña. "Todos los domingos salgo a desayunar por ahí. Me tomo un vino, un bocadillo de jamón y un café", relataba. "Después de trabajar, me gusta pasar así el fin de semana, estoy acostumbrado. El ser humano es eso, un animal de costumbres", reflexionaba sin perder de vista a quienes se aproximaban a la escultura de Rodin. "Mi mujer está dentro tomando otro café, no quiere salir porque hace frío, pero yo fumo", diferenciaba.

A las doce del mediodía, cuando el paso de Semana Santa ya había entrado en la Catedral de Pamplona, una familia con dos niños esperaba en la entrada del Caballo Blanco. "Hoy hacía tanto frío que hemos tenido que volver de los columpios a casa porque los niños se habían empapado el pantalón por la escarcha del tobogán", admitía María José, madre de los pequeños. A pesar de los dos grados bajo cero, la familia no renuncia a salir a la calle los domingos: ir en bicicleta, ver los caballos que hay cerca del Club Natación e incluso comer pinchos por el Casco Viejo. "Hay domingos que solemos venir por aquí, nos gusta pasear por las murallas, aunque si hace mucho frío, nos volvemos pronto", reconoce Pedro, el padre de familia.

A Iván, que trabaja en el Hospital de Navarra, también le gusta coger la bicicleta los domingos. "Sigo un poco el Camino de Santiago hasta Cizur Menor", indica tras subir de un tirón la cuesta que nace en el puente de la Magdalena. "Nunca renuncio a la bicicleta, aunque haga frío", asegura este lodosano que dedica tres horas de este día a recorrer 50 kilómetros sobre las ruedas. "Voy con doble capa y ya está", demuestra levantando la manga del 'maillot' amarillo antes de seguir la ruta de los peregrinos.

También Abelino, a pesar de la temperatura, ha decidido salir a hacer deporte. "Ya me he desprendido de la primera capa", dice señalando al abrigo que cuelga de una barra amarilla. Abelino, guipuzcoano de 63 años, admite que el frío de Pamplona es más soportable que el de su tierra. "Aquí es más seco", advierte sin bajarse de la bicileta elíptica de un gimnasio callejero próximo al río Arga.

Siguiendo el camino del río, debajo de un puente, viven Antxon y Moisés. Estos dos amigos, aseguran que no pasan "nada" de frío por las noches, a pesar de la corriente que se pasea de un lado al otro del puente. "Nos han dicho que esta noche ha hecho -5 grados, pero tenemos buenos sacos para domir", decía Antxon desde la cama donde trata de recuperarse de su insomnio. "El domingo pasa por aquí mucha gente y nos preguntan si pasamos frío", añade Moisés, quien se levanta a las 7.30 para barrer el puente, ducharse, airear los sacos y organizarlo todo. "La gente ya nos conoce; hoy nos han invitado a comer a una casa", ejemplifica Moisés, valenciano de 49 años, cinco más joven que su compañero.

Sobre el puente de San Pedro, una señora admitía que este domingo ha dejado de pasear por la Taconera "por el frío y la corriente de aire" que había en esa zona por la mañana. En su lugar, esta vecina del Casco Antiguo se ha ido a dar una vuelta por el Arga, antes de comprar el pan, volver a casa y escuchar por la radio el partido de Osasuna para más tarde salir a misa. "Sé que es algo que no debo hacer, pero hoy he sacado pan duro, lo he remojado en el río y se lo he dado de comer a los patos", confesaba gesticulando con la mano, en la que abanderaba un pañuelo: "Siempre estoy medio costipada. Con este frío no me recupero nunca".

Selección DN+



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo para suscriptores DN+
Navega sin publicidad por www.diariodenavarra.es
Suscríbete a DN+
Solo 0,27€ al día (Suscripción Anual)
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que necesitas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra