Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Policía Municipal

APM no parará sus movilizaciones pese "a la campaña de desprestigio"

  • Sostiene que los "escraches" ante los domicilios particulares de Enrique Maya son "reuniones pacíficas de menos de 20 personas"

APM no renuncia a protestar pese a
Un grupo de policías municipales protesta en la plaza del Ayuntamiento.
Calleja
  • Efe. Pamplona
Actualizada 20/02/2015 a las 15:46
La Agrupación de Policía Municipal/Sindicato Profesional de Policía Municipal de Pamplona (APM/SPPM) ha anunciado este viernes que, pese a la "campaña de desprestigio de UPN", no parará sus movilizaciones si la situación del cuerpo "no se soluciona".

El sindicato sostiene al respecto que los "escraches" de los que se le acusa ante los domicilios particulares del alcalde Enrique Maya y otros cargos políticos son "reuniones pacíficas de menos de 20 personas" decididas "después de varios años intentado infructuosamente normalizar la situación en Policía Municipal".

Una normalización, precisa en un comunicado, que pasa por "el trato digno al policía, la erradicación de los expedientes e imputaciones penales indiscriminados y arbitrarios, y el fin de la persecución de policías que luchan por el cumplimiento de las leyes".

"En definitiva, el cumplimiento por parte de la Administración de las leyes y el ordenamiento jurídico", subraya el sindicato, que asegura que "solo cuando se agotaron todas las vías posibles" para conseguir este objetivo fue cuando acordaron "hacer pública y patente la situación del cuerpo" y para ello se eligió un "derecho reconocido" en la Constitución y en "numerosa jurisprudencia".

La APM/SPPM critica igualmente que Maya y otros concejales consideren estas acciones una invasión de su intimidad cuando un cargo público, según el Tribunal Constitucional, tiene "su esfera privada limitada" si las protestas están relacionadas con su actividad en el cargo.

Y en este sentido denuncia que "muchos" agentes de Pamplona llevan "años" soportando una "invasión de su esfera privada" cuando acuden a sus domicilios particulares policías uniformados y con vehículos rotulados para notificarles "injustos expedientes", incluso en domicilios con "enfermos terminales" y "en la época en que ETA tenía a policías municipales en su lista de objetivos".

El sindicato reivindica además su "carácter apolítico" desde que nació en 2012 y rechaza cualquier vinculación con Podemos ya que en su seno, asegura, hay afiliados de distintos partidos, también un candidato de UPN a las elecciones municipales.

Insta por ello a Maya a no hacer "falsas acusaciones" ni buscar ataques políticos en una lucha sindical que debería relacionar con "los 50 expedientes disciplinarios abiertos" a sus miembros, el "80 % ganados en los tribunales" por los afectados, o con las 20 denuncias penales interpuestas por "hacer su trabajo sin distinguir a unos ciudadanos de otros".

Y como ejemplo cita la reciente sentencia que condena al ex edil de UPN Ignacio Polo por un delito contra la seguridad vial y considera "impecable" la actuación de los policías municipales que intervinieron y que sin embargo fueron "represaliados con denuncias penales por el Ayuntamiento".

La APM/SPPM lamenta por último que Enrique Maya compare sus protestas con el "nazismo", calificativo que atribuyen a su "desprecio" a los derechos de los agentes o a la "falta de argumentos", igual que rechazan que sea "xenofobia" llamarle con el gentilicio "uruguayo" pues en tal caso, afirma, la fórmula de "pamploneses, pamplonesas", empleada en el chupinazo de sanfermines, se "debería cambiar inmediatamente".
Etiquetas


volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE