Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
QUIÉN ES QUIÉN EN CIZUR | ASUN SAN MARTÍN ARREGUI PINTORA Y PROFESORA DE DIBUJO Y PINTURA EN LA CENDEA DE CIZUR

Dieciocho años de clases de dibujo en la cendea

  • Asun San Martín Arregui (Muru Astráin, 1954), pintora y profesora de dibujo y pintura en Cizur acumula 18 años de trabajo con niños y adultos. Por sus clases en Cizur Menor, Gazólaz o Astráin, han pasado decenas de vecinos.

Imagen de la noticia

Asun San Martín Arregui en su estudio en Muru Astráin y ante parte de la obra de la exposición Mujeres. JOSE CARLOS CORDOVILLA

0
Actualizada 19/01/2012 a las 00:05
  • C.A.M. . MURU ASTRÁIN

Asun San Martín ha hecho de la pintura su vocación y de su enseñanza parte de su trabajo. Nacida en Muru Astráin pero residente por ahora en Astráin, está casada y tiene 3 hijos, un nieto y otro en camino. Formada en la escuela de Artes y Oficios de Pamplona, tiene entre sus principales maestros a Juan José Aquerreta, cofundadora de la asociación de pintores "Alfredo Sada" y partícipe de la Asociación "Gardena" de Pamplona, descubrió su vocación de niña, pero no la desarrolló hasta ya adulta. De hecho, no fue hasta 1988 cuando comenzó a estudiar en la escuela de Artes y Oficios. Después fue premio Paulino Caballero por tener el mejor curriculum y siguió con las clases de Aquerreta. La docencia la inició con un grupo en la cárcel de Pamplona y ya en 1994 en Cizur, cuando comenzaban a promocionarse actividades para mujeres. Ahora tiene cinco grupos de niños y dos de adultos, 87 alumnos en total con los que trabaja semanalmente, programa viajes a exposiciones y hasta trabajo en la calle. Personalmente pinta a diario sacando horas a su ajetreada jornada porque es una "necesidad vital" que le da "energía". Estos días prepara cuadros de su serie Mujeres, expuesta por primera vez en 2007, para llevarla en Rivas Vaciamadrid.

¿Comenzó como muchos de sus alumnos, con clases de dibujo y pintura, pero en su caso en Cizur?

Así es. Y empecé tarde, pese a que siempre me gustó pintar y dibujar, tenía a los pintores como dioses y era importante para mí. En mi casa mi padre dibujaba muy bien y también tres de los seis hermanos salimos a él. Siendo niña incluso seleccionaron un dibujo mío, hecho en un bloc y que envió mi madre, junto a trabajos de pintores conocidos en una exposición del Gobierno de Navarra.

¿Cuál fue su formación?

Me hubiera gustado estudiar Bellas Artes, pero no pudo ser y cuando los hijos ya estaban crecidos empecé a estudiar en la escuela de Artes y Oficios y tuve el premio Paulino Caballero. También recibí clases con Juan José Aquerreta y junto a un grupo de compañeros formamos el grupo Alfredo Sada para seguir trabajando y mantener el ambiente que teníamos. Lo hicimos ayudados por Aquerreta, que es uno de los que más me ha enseñado.

Y de alumna a profesora. ¿Cómo fue el cambio?

En 1993 me llamaron de la cárcel. Les hablaron de mí en la escuela cuando preparaban un curso y con otro compañero impartimos un taller de dibujo y pintura. Estuve un año pero fue una experiencia muy buena.

Y de allí, a Cizur.

Eran unos años en los que la coordinadora de Cultura, recién llegada, buscaba lo que interesaba a los vecinos y en particular a las mujeres. Me ofreció y así empezó la primera clase en Astráin con niños y adultos juntos. Luego se fueron separando en grupos de edades y también pasamos a Cizur Menor, a Gazólaz. En Astráin luego cambió el profesor de adultos y yo me quedé con el grupo de niños.

¿Cómo son las clases?

Trabajamos el dibujo principalmente, pero también la pintura, el color, los materiales. Probamos el trabajo exterior y preparamos viajes a exposiciones. Son grupos de 12 o 13, aunque el ideal es 10, para que no queden tantos fuera.

¿Hay artistas en Cizur?

Los hay. Algunos han salido y se han encaminado a las Bellas Artes.

¿Cómo es ese proceso de formación?

Al principio, cuando la mayoría de las alumnas eran mujeres, me sentía reflejada. Como yo, no habían podido estudiar en su día y ahora aprovechaban una oportunidad para hacer algo que les había gustado siempre.

¿Cuál ha sido la mayor satisfacción de estos años de clases?

Ver que la gente disfruta cuando está pintando, que te digan que es una de las cosas que más satisfacción le ha proporcionado en su vida.

¿Y lo peor?

Ver que algunos se van, pero no puedes congeniar con todos.

Selección DN+



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo para suscriptores DN+
Navega sin publicidad por www.diariodenavarra.es
Suscríbete a DN+
Solo 0,27€ al día (Suscripción Anual)
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que necesitas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra