Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Embalse de Eugi

Las aguas de Eugi se desembalsarán el martes 23 de septiembre

  • El objetivo de nla operación es eliminar el manganeso presente en el fondo del embalse, lo que permite mejorar la calidad del agua
  • La operación se realiza este año unos días más tarde de lo habitual, buscando el mayor diferencial térmico entre las capas profundas y superficiales del agua del embalse

Localidad de Eugi a orillas del embalse al que da nombre.
Localidad de Eugi a orillas del embalse al que da nombre.
EDUARDO BUXENS
  • DN.ES. Pamplona
Actualizada 19/09/2014 a las 14:07
El próximo martes 23 de septiembre, desde las 8:00 horas, la Mancomunidad de la Comarca de Pamplona llevará a cabo el desembalse de las aguas de fondo del Embalse de Eugi.

Esta operación, que se viene realizando desde 1991, tiene por objeto contribuir a mejorar la calidad del agua suministrada. Así, la eliminación de materia orgánica y metales (hierro y fundamentalmente el manganeso) del fondo del embalse, permite mejorar la calidad del agua que llega a la planta de Urtasun y reducir con ello el empleo de correctores en la fase de potabilización del agua antes de ser suministrada a la Comarca. La toma periódica de muestras de agua y su posterior análisis, permitirá conocer la cantidad de hierro y manganeso eliminados.


UN AÑO CON CONDICIONES DIFERENTES



La operación de desembalse se lleva a cabo al final del verano, cuando se ha formado la termoclina, es decir cuando el agua de embalse de Eugi se ha estratificado en capas de mayor a menor temperatura. Se aprovecha este gradiente térmico, que en sus capas más frías ( en torno a 8ºC) y profundas (a partir de los 15 m) concentran el manganeso y el hierro disueltos en el fondo, para eliminarlos de forma natural a partir de la apertura del desagüe de fondo del Embalse.

Este año las bajas temperaturas registradas en el verano han provocado que el diferencial térmico sea menos acusado que en años anteriores por estas fechas; por ello, se ha esperado el último impulso de estos calores de septiembre para que se produzca un mayor calentamiento del embalse y de este modo mejorar la eficacia de esta operación preventiva. Estas singulares circunstancias meteorológicas registradas este año, que no se habían dado en los 23 años desde que se realizó el primer desembalse, suponen también una oportunidad para el estudio del embalse en unas circunstancias totalmente inéditas.


MEDIO HECTÓMETRO DE AGUA



Desde que se lleva a cabo esta operación (a excepción de 1995 por la sequía) ha variado la cantidad de agua desembalsada, aunque desde el año 2000 se ha estabilizado en medio hectómetro cúbico (500.000 m3).

El efecto de este desembalse es similar al de una tormenta y no supone mayores riesgos para la flora y fauna de los ríos que los propios de una actividad meteorológica de este tipo. No obstante, cabe señalar que se produce una subida del nivel del agua que varía en función de cada tramo y un descenso de la temperatura que puede establecerse en una media de 9º C. Por ello, el día anterior al desembalse se aumentará el caudal de agua turbinada para que la disminución de temperatura del agua del río sea más gradual.

La operación de desembalse, que se desarrollará hasta las 20:00 horas del mismo día 23, se realiza por solicitud de la Mancomunidad de la Comarca de Pamplona y es la Confederación Hidrográfica del Ebro la que lleva a cabo las maniobras y supervisa la apertura y cierre de las válvulas de desagüe.
Etiquetas


volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE