Críticas por dejar fija en verano la cubierta de la piscina de Orkoien

  • Se han presentado 9 reclamaciones, pero los usuarios cuestionan la medida tomada por motivos técnicos.

Imagen de la piscina con la cubierta tomada el jueves pasado en Orkoien.

Imagen de la piscina con la cubierta tomada el jueves pasado en Orkoien.

jesús caso
1
08/08/2014 a las 06:00
Etiquetas
  • c.a.m. Orkoien
La decisión del Ayuntamiento de Orkoien de mantener cubierto el vaso grande de las piscinas municipales ha generado una cierta polémica entre los usuarios y ha provocado la presentación de nueve reclamaciones escritas en el Ayuntamiento y en las instalaciones deportivas que gestiona la empresa Urdi SL.

La medida, tomada por motivos técnicos, afecta a la temperatura del agua, que está más fría a juicio de los habituales. Los técnicos, según resume el concejal de Deportes Jesús Mª Unzué, sostienen que la temperatura oscila entre los 22,5 y 25 grados. “Con este verano tan otoñal al estar cubierta por la noche no afecta tanto la humedad y el frío ambiente y baja menos la temperatura”, dice el edil.

Fue en junio cuando el Ayuntamiento tomó la decisión de abrir las piscinas de verano y dejar fija la cubierta del vaso grande, que se utiliza también el resto del año. Las instalaciones se abrieron al público hace doce años con una cubierta telescópica que el resto de campañas veraniegas ha estado abierta.

PROBLEMAS DE CIMENTACIÓN 

La medida se tomó después de llevar a cabo actuaciones para evitar las “fugas energéticas” detectadas y motivas por los problemas de cimentación, en los sistemas de tracción, apertura y cierre, así como estructurales y de corrosión, informó en su día el Consistorio. “Suponían grandes pérdidas energéticas por el desajuste estructural de la cubierta”.

El Consistorio, cuentan, tuvo que invertir “unos 13.000 euros en sellar las fugas”. Después recibió la autorización del departamento de Salud. “Al sellar las fugas, no se puede abrir la cubierta y se decidió dejarla fija”, matiza Unzue.

FUTURO PENDIENTE 

Los usuarios, que han planteado más quejas y preguntas verbales que por escrito, cuestionan a los munícipes sobre si la decisión de tener la cubierta fija es definitiva. “Sí que preguntan mucho cuando nos ven por la calle o por las piscinas. Sobre todo si va a ser algo para siempre. Personalmente espero que no.

Habrá que estudiar cómo y ver las alternativas para que el cierre afecte lo menos posible”, dice el concejal. Las instalaciones cuentan con 1.600 abonados entre usuarios individuales y familias (los niños no pagan).

En un escrito firmado por el alcalde, Carlos Arróniz, explicó que se desestimaba inicialmente la alternativa de nueva cubierta, que requería una inversión de entre 250.000 y 400.000 euros y de entre 4 y 6 meses de obra
Etiquetas
Selección DN+


  • juan
    (08/08/14 12:18)
    #1

    El verano que viene si no lo arreglan yo me borraré, eso como primera medida. El agua está helada y no apetece nada bañarse en una piscina cubierta sin sol. Queremos soluciones no explicaciones sr alcalde.

    Responder


Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE