La Hemeroteca
Obra Social

Un techo para Mounira

La PAH ha constituido una asociación de ‘Obra Social’ para facilitar el realojo de personas desahuciadas o en riesgo de serlo en pisos vacíos propiedad de bancos. Su primera actuación en Navarra ha sido con una marroquí separada con dos hijas

Iosune Area Rodríguez, de PAH Obra Social Navarra, abraza a  Mounira Moustarih en su nuevo piso

Iosune Area Rodríguez, de PAH Obra Social Navarra, abraza a Mounira Moustarih en su nuevo piso

19/10/2016 a las 06:00
Etiquetas
Cuando Mounira ocupó su nueva casa, un cuarto piso en el portal 102 de a calle pamplonesa Marcelo Celayeta, lo único que había en la vivienda eran “cacas de paloma” que colmaban el balcón y el suelo de la cocina. Un piso totalmente vacío, propiedad de Bankia tras una ejecución hipotecaria. Era julio y el piso había sido “recuperado” -es decir, ocupado ilegalmente- por miembros de la Obra Social de la PAH en Navarra. Lo pusieron a disposición de esta mujer marroquí de 42 años, separada y madre de dos niñas de 10 y 6 años, respectivamente. Mounira Moustarih ya conocía Navarra. Vivió aquí entre 2001 y 2006. Vino desde Marruecos con su hija mayor, Majdouline Mabdou, de 21 años, por reagrupamiento familiar. Aquí nació su segunda hija. Entre 2006 y 2015, residió en Andalucía. Ya seperada, a principios de 2016, regresó a Navarra confiando en que aquí tendría “más oportunidad” de encontrar trabajo “como cuidadora o fregando”. Alquiló un piso en Berriozar. Pero no encontró empleo y pronto, sin ingresos, dejó de pagar el alquiler: 475 euros al mes. La dueña del piso la denunció. Mounira lo pasó mal. Se veía en la calle con sus pequeñas sin remedio. Un amigo la derivó a la PAH de Berriozar. “Tranquila, que en la calle no vas a estar” le dijeron. Los activistas de la PAH de Berriozar mediaron con la casera para evitar un desahucio traumático. Acordaron que buscarían realojo para Mounira y que ésta le iría pagando la deuda a razón de 100€ al mes “porque no es cuestión de fastidiar a nadie”.

Un día la llamaron y le dijeron que tenían un piso para ella. Lo habían ocupado en la Rochapea. Hace 4 meses que lo habitan. Lo han limpiado y pintado, le han puesto unos pocos muebles y unos electrodomésticos requeteusados. Y parece un hogar. Junto a la puerta, un cuadro-puzzle y varias macetas decoran la pared de la escalera. No hay quejas de los vecinos. Y la PAH ha solicitado a Bankia que permita a Mounira pagarles un alquiler social por ocupar la vivienda.

Mientras, le ayudan a tramitar ayudas para salir de su miseria: comida en el París 365; ayuda económica en la parroquia El Salvador para el comedor escolar de las niñas. Mounira no tiene derecho a la “renta básica”. No lleva tiempo suficiente en Navarra. Vive de lo que le prestan sus nuevos amigos de la PAH. Aunque clama por un trabajo “de lo que sea, para comer”, está “contenta” porque “ ya no tiene miedo” a no tener un techo que dar a sus hijas.
 
“Nosotros no ‘okupamos”
 

“Somos tan ilegales que solo queremos que se cumpla la ley”, dice Jesús Torres Agra, en alusión al derecho constitucional a la vivienda digna. Es el portavoz de Obra Social PAH en Navarra, una asociación creada por la Plataforma Antidesahucios dedicada a “recuperar” viviendas vacías de bancos para realojar a desahuciados o personas sin hogar. “Vamos por pisos de Bankia porque ha sido rescatada con dinero de todos”, explica la activista Iosune Área Rodríguez.

“Pero nos empeñamos en hacer las cosas bien. Intentamos negociar un alquiler social. Si no aceptan, les decimos que hagan pequeños ingresos al banco para mostrar su buena fe. Esa es la diferencia con los okupas con k” dice Djibril Barma, un chadiano, miembro de la PAH en Berriozar. “Esa y que son situaciones de emergencia social” añade Iosune.

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo DN+
VER EL CONTENIDO COMPLETO
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra