Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

El pregón de Anfas

  • DN.es Pamplona
Actualizada 16/12/2011 a las 19:00
“Como todos sabemos son tiempos oscuros, de crisis, recortes, paro y mucho sufrimiento…Es por ello todo un honor, un lujo y una gran alegría ser portador de buenas noticias, dibujar sonrisas y llenar los corazones de esperanza. Y eso es lo que venimos a hacer: anunciar el comienzo de la Navidad.

Porque, al fin y al cabo, ¿qué es la Navidad? Navidad es tiempo de alegría por el nacimiento de un Niño. Pensad en un bebé recién nacido… casi todos esbozamos una sonrisa… Pero muchos de los aquí presentes sabemos que no siempre se celebra con alegría…A veces es fuente de preocupación, de sufrimiento, de incertidumbre.

Dicen que los niños llegan al mundo con un pan bajo el brazo… ¡no siempre, desde luego! En ocasiones, los niños llegan con un apellido que nadie esperaba: discapacidad. Sin embargo, aunque el camino sea más tortuoso, aunque al principio la familia no sepa cómo afrontarlo, aunque al pensarlo, en vez de esbozar sonrisas afloren lágrimas en los ojos…Ese niño será a lo largo de su vida una fuente inagotable de cariño, de ternura, de superación, de aprendizaje… Se convertirá en una persona con muchas capacidades; quizás no sean las habituales, a las que estamos acostumbrados a ver o a valorar, pero las tendrán. Porque todas las personas somos únicas e irrepetibles, y capaces, muy capaces de, sobre todo, hacer más felices a los demás.

Más allá de apellidos o de adjetivos que nos quieran encorsetar, somos personas. Ojalá todos dejáramos salir más a menudo ese lado humano, ese punto generoso que se alegra al ayudar a los demás, ese lado sensible que se emociona con la sonrisa de un niño, ese ser idealista que cree y defiende firmemente la igualdad. Nuestro mundo necesita más gente así. Personas como nuestros voluntarios, ¡todo generosidad y alegría! Personas con mayúsculas.

Navidad es tiempo para amar, compartir, realizar nuestros deseos e ilusiones… ¡en ese sentido en ANFAS es todo el año Navidad! Nunca falta una sonrisa, un abrazo, una mano amiga que nos ayuda a caminar. Navidad es tiempo para soñar, y yo sueño con un mundo más justo y solidario. Un mundo en el que todos tengamos los mismos derechos. Un mundo en el que se escuche la voz de los que habitualmente no hablan. Hoy, ese sueño se va hacer realidad. El Ayuntamiento de Pamplona nos ha otorgado el honor de ser pregoneros. Aquí estáis cientos de personas escuchando lo que ANFAS tiene que decir, porque hoy yo hago el pregón, pero como Presidenta, represento más que nunca a todos los que somos y sentimos esta Asociación:

ANFAS lo formamos las familias, quienes sabemos como nadie lo que es apoyar y luchar por los derechos de nuestros hijos, hermanos, nietos... Lo forman también los voluntarios, a quienes nunca podremos agradecer lo suficiente la impagable labor que realizan. Lo forman profesionales entregados en su labor. Socios que nos ayudan con su aportación económica a hacer realidad un sueño…pero sobretodo, ANFAS es la asociación de las personas con discapacidad intelectual y ellas son las verdaderas protagonistas.

Por eso no podían faltar esta tarde, y por ello Juan Carlos Uterga y Sheila Esparza van a compartir conmigo el honor, y la responsabilidad de ser pregoneros.

PALABRAS DE JUAN CARLOS Y SHEILA

Juan Carlos: Muchas gracias Usúe, y muchas gracias al Ayuntamiento de Pamplona, por la oportunidad que nos ha dado. Seguro que aquel grupo de valientes familias que formaron ANFAS no podían imaginarse que, 50 años después, íbamos a estar aquí, hablando delante de todos vosotros.

Sheila: Entonces la discapacidad se veía con vergüenza, como un fallo o una desgracia; como algo que había que esconder. Gracias a Dios, las cosas han cambiado, la sociedad es más sensible, aunque sigan quedando muchas cosas que hacer.

Juan Carlos: Decía Usúe que en el mundo hacían falta más Personas, con mayúsculas. Es verdad, y es que, en nuestra sociedad, sumamos todos. Cada uno aporta lo que tiene, parece que se valoran más algunas cosas como la productividad, mentes brillantes, rentabilidad en el trabajo…pero también son necesarias otras como la alegría, la sensibilidad, la ternura o la ilusión.

Sheila: Es verdad, y parece que la Navidad es la época perfecta para dejar salir todas esas cosas buenas que llevamos dentro. Nuestra navidad actual no tiene nada que ver con aquélla primera que se vivió en Belén. Allí no estaba todo perfecto, no había luces ni ricos adornos… el hogar era un establo prestado. La comida no fue abundante y elegida como ahora, lo poco que había, los pastores lo compartieron con generosidad. ¡Si hasta la música aquella primera navidad la pusieron una mula y un buey! Todo fue más sencillo, más cálido, más entrañable, más humano.

Juan Carlos
: Sí. La Navidad ha cambiado. Ahora nos preocupa más que todo sea perfecto, que el árbol quede bonito, que nuestras luces brillen más que las de los vecinos. Nos quedamos con lo que se ve por fuera y olvidamos lo importante, que es cuidar lo que hay dentro. Cuidarlo y enseñárselo al mundo. Todos tenemos dentro una luz interior, una llama, unas capacidades, un gran potencial…y lo he dicho bien: TODOS.

Sheila: La Navidad es tiempo para poner el árbol y el belén, no? Pues hagamos un portal y un árbol pero cargado de figuritas y adornos que sean reales. Pongamos la figurita del respeto, la bola de la alegría, la estrella del compromiso y la postal de la solidaridad. No nos olvidemos de la figura de la compañía, la ayuda, la generosidad y el cariño.

Juan Carlos
: Este Belén y este árbol me suenan, me son familiares, porque estoy rodeado de personas muy capacitadas para ponerlo esta Navidad, y mantenerlo todo el año. Aprendamos de ellas, trabajemos todos juntos para hacer de nuestro mundo uno mejor. Para que siempre sea Navidad.”

Etiquetas


Noticias relacionadas
volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE