Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

AYUDA HUMANITARIA

Cooperantes navarros en Kenia

  • El secuestro de dos cooperantes españolas en el campo de refugiados de Dadaab ha suscitado "preocupación" por los navarros que están en Kenia. Aunque actúan con cautela, dicen "estar bien"

Imagen de archivo del campo de refugiados de Dadaab, al noreste de Kenia.
Imagen de archivo del campo de refugiados de Dadaab, al noreste de Kenia.
EFE
  • NOELIA GORBEA . PAMPLONA
Actualizada 15/10/2011 a las 06:07
 A pesar de la sensación de inseguridad que se está viviendo en las inmediaciones del campamento de refugiados de Dadaab (Kenia), los navarros que se encuentran trabajando en el país africano se muestran "cautelosos, pero tranquilos".
El secuestro de las dos cooperantes españolas de Médicos Sin Fronteras el pasado jueves en el campo de refugiados de Ifo II ha hecho saltar las alarmas entre la población. Sin embargo, los misioneros y trabajadores navarros que residen actualmente en el país africano aseguraron, por medio de correos electrónicos, llamadas entrecortadas y a través de sus familiares más directos en la Comunidad foral, encontrarse "a salvo".
Juana Michitorena Munárriz, de 65 años y natural de Senosiáin, acaba de regresar hace apenas cuatro días a Nairobi, la capital, donde la congregación Carmelita tiene su sede. "Mi hermana lleva casi 8 años en Kenia y siempre que escuchas noticias de este tipo te pones un poco nerviosa, pero al estar en una comunidad pequeñita, a unos 400 km del campamento, esta vez estamos tranquilos. Además ella está bien", explica Servita, una de las seis hermanas de Juana, al mismo tiempo que insiste en la complejidad a la hora de contactar debido a la falta de electricidad. "Cuenta con un generador que no siempre funciona", dice.
Otro de los misioneros que también se encuentra en el país africano es Pedro Castiella Rodríguez, misionero de 61 años de la prelatura del Opus Dei. "Cada vez que nos enteramos de algún tipo de altercado en la zona, se nos forma un nudo en el estómago. Aunque afortunadamente ahora se encuentra bien y no está teniendo problemas, mi hermano Pedro ha vivido muchos episodios peligrosos. Los misioneros son gente que merece un reconocimiento por su labor y por las penurias que pasa", sostiene Ignacio Castiella, uno de los 11 hermanos de este misionero que lleva 24 años trabajando en Kenia.
Otro de los jóvenes que se encuentra en este país es Sergio Rejado, graduado de Biología por la Universidad de Navarra. Fuentes cercanas aseguraron ayer que este trabajador del Global Vision Internacional está participando en un proyecto de cooperación. "Es un chico muy activo", dijeron.
También permanece en Kenia Alfonso Díaz Díaz, representante de las Facultades Eclesiásticas en Kenya de la UN, ya que el Opus Dei tiene una universidad en la capital, Nairobi. "Es complejo contactar con él, pero está bien", señalaron desde la oficina de información de Kenia de esta prelatura de la iglesia católica.
Asimismo, el fotógrafo Julio García Gárate y el arquitecto pamplonés Borja Arellano López, que están desarrollando sus proyectos en este país africano, tampoco han sufrido contratiempos. Arellano reside en Mombasa con su novia Estrella.


volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE