Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

ECONOMÍA

Caja Rural de Navarra ganó 34,7 millones en 2010, un 28% menos

La cooperativa de crédito navarra incrementó el volumen de dinero prestado en un 6,5%

  • P.M. . PAMPLONA
Publicado el 27/04/2011 a las 01:01
Caja Rural de Navarra ganó 34,7 millones de euros de beneficio neto consolidado (incluye un 10% procedente de algunas empresas participadas) durante 2010, lo que supone 13,6 millones menos que el año anterior. De este beneficio, la cooperativa de crédito navarra, que cuenta con 127.000 socios, propondrá a la asamblea el 6 de mayo destinar 30,4 millones a reservas y 3,4 a obra social.
La entidad acusó la caída de márgenes de intereses que vive el negocio bancario. Presta dinero a tasas "históricamente bajas", con el euríbor de referencia a un tipo medio del 1,35% en 2010. Pero, como la crisis dificulta el acceso a otras fuentes de financiación, se ve obligado a pagar al cliente más por sus ahorros para retenerlo.
"El euríbor ha perdido validez como referencia para comprar dinero", explica Félix Sola, director de márketing de Caja Rural y las guerras del pasivo (competencia entre entidades para captar depósitos de clientes) se "agudizaron" el año pasado, lo que ha provocado un acortamiento de los márgenes financieros (diferencia entre lo que ingresa por créditos y lo que remunera por depósitos). "La desviación con el resultado de 2009 procede casi íntegramente del margen financiero que se redujo un 27%", explica Sola.
Este contexto, unido al incremento de la morosidad, que le obligó a destinar otros 25,5 millones al fondo de insolvencias (un dinero que se aparta para cubrir posibles impagos de créditos), hace que en la Caja se sientan "orgullosos y satisfechos" por el resultado obtenido en 2010.
La tasa de morosidad subió al 3,52% (en 2009, era del 2,43%) pero sigue siendo inferior a la media del sector "que ha pasado del 4,79% en 2009 al 5,81% al finalizar 2010, y sigue una trayectoria creciente en 2011", explica el directivo. Añade que, a diferencia de otras entidades que han hecho dotaciones para insolvencias a cuenta de reservas (con permiso del Banco de España), Caja Rural ha detraído esos 25,5 millones de la cuenta de resultados y, por tanto, penalizando el beneficio anual.
A cambio, Caja Rural mantiene un ratio de solvencia o core capital "de los más elevados del sector": el 12%. Se trata de la proporción de recursos propios que tiene una entidad respecto a los activos (inversiones y préstamos) ponderados en función de su riesgo. Al finalizar 2010, los fondos propios computables de Caja Rural ascendían a 763,6 millones de euros, un 9% más que en 2009. Y "son de la máxima calidad", añaden, ya que se componen exclusivamente del capital social y las reservas acumuladas a lo largo de los años.
El Banco de España en sus test de estrés a las cajas les exige tener un mínimo del 10%, que puede rebajarse al 8% si salen a capitalizarse a bolsa, como pretende Banca Cívica, el SIP o fusión virtual en el que se ha integrado Caja Navarra.
Caja Rural, por su parte, pertenece desde hace más de 30 años al grupo Caja Rural "que nos proporciona un elevado grado de estabilidad corporativa", dicen. Definen el grupo como "un modelo que busca obtener economías de escala por la agrupación de volumen de negocio de sus miembros pero salvando la independencia y autonomía de las cajas que lo componen para no perder la cercanía, la identidad regional, la sensibilidad y el conocimiento del mercado doméstico en el que operan".
Caja Rural de Navarra opera a través de 243 sucursales en las comunidades de Navarra, País Vasco y La Rioja. Contaba con 912 empleados en 2009, un empleo que "ha mantenido estable" a lo largo de 2010. Ese año abrió dos nuevas oficinas, en Guipúzcoa y Vizcaya. Y incorporó 29.800 clientes nuevos, de los que la mitad serían en Navarra, comunidad donde cuenta con más de 255.000 clientes.
En cuanto a la actividad financiera, la entidad destacó en 2010 por el dinamismo crediticio. A final de año, sumaba 6.137 millones de euros prestados a sus clientes, un 6,47% más que el año anterior, cuando el sector financiero en su conjunto creció un 1% a nivel nacional "lo cual refleja el esfuerzo realizado por la Caja para seguir apoyando financieramente el desarrollo económico de nuestra comunidad", indica.
En cuanto a los depósitos, a 31 de diciembre de 2010, Caja Rural de Navarra gestionaba 5.145,4 millones de euros confiados por la clientela. La cifra supone un 2,3% más que el año anterior, y mejorar el 0,4% en que "tan sólo creció" el sector financiero en su conjunto a nivel nacional, explican.
ETIQUETAS
volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Gracias por elegir Diario de Navarra

Parece que en el navegador.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, para poder seguir disfrutando del mejor contenido y asegurar que la página funciona correctamente.

Si quieres ver reducido el impacto de la publicidad puedes suscribirte a la edición digital con acceso a todas las ventajas exclusivas de los suscriptores.

Suscríbete ahora